Luis Riveros plantea ampliar Consejo de Rectores a más universidades - El Mostrador

Martes, 23 de enero de 2018 Actualizado a las 20:53

Ex rector de la U. de Chile

Cultura - El Mostrador

Luis Riveros plantea ampliar Consejo de Rectores a más universidades

por 28 diciembre, 2006

El académico, que por años fue vicepresidente del organismo, sostiene que éste ya no es un ''interlocutor'' válido para discutir sobre las políticas de educación superior con el gobierno. En conversación con El Mostrador.cl, Riveros dice que su estructura responde más bien a la realidad de los años sesenta y no a la que vive hoy el sistema universitario chileno.

Luis Riveros

Cuando fue rector de la Universidad de Chile al profesor Luis Riveros le correspondió ocupar el cargo de vicepresidente del Consejo de Rectores, entidad creada en 1954, y que desde 1980 componen 25 universidades, tanto estatales como privadas, las cuales han encabezado el diálogo con los distintos gobiernos sobre las políticas que se aplican a la educación superior.



Sin embargo, Riveros, quien hoy es académico de la Facultad de Economía de la Casa de Bello y presidente de una agencia acreditadora creada recientemente, en el marco de la nueva Ley de Aseguramiento de la Calidad de la Educación Superior, plantea que el organismo que agrupa a los planteles conocidos como "tradicionales" debe reformarse porque hoy ya no es un "interlocutor" válido ante el gobierno.



Las razones son muchas, pero entre las más relevantes se encuentra su falta de representatividad, ya que en el sistema existen más de 60 planteles, muchos de los cuales son tan "privados" y "acreditados" como cualquiera de los que integran el consejo, pero pese a ello reciben un tratamiento distinto por parte del Estado, en cuanto a la entrega de recursos.



En ese sentido, Riveros cree que el organismo debería dar un salto y ampliarse a universidades que se encuentran acreditadas, de manera de transformarse en un referente que realmente pueda hablar con el gobierno sobre políticas para la educación superior en Chile.



De paso, el académico se refiere a la designación del ex rector de la Universidad de Tarapacá, Emilio Rodríguez, a la cabeza de la Comisión Nacional de Acreditación, y a los tres requisitos básicos que debería tener cualquier agencia que en el contexto de la nueva ley quiera dedicarse a acreditar planteles de educación superior.



Estructura obsoleta



-Hace pocos días, en el marco de una encuesta que realizó la Universidad Adolfo Ibáñez y el Fondecyt a las élites académicas chilenas, José Joaquín Brunner habló muy al pasar sobre lo obsoleto de la estructura del Consejo de Rectores para impulsar los cambios que requiere la educación superior. ¿Coincide con él? ¿Cree usted que este organismo requiere ser reformado?

-Siempre he pensado que el Consejo de Rectores necesita una reforma profunda, ningún gobierno ha acometido esa tarea. El Consejo de Rectores responde a una realidad de los años 60' y posteriormente esa realidad se acomodó a lo que se llamó "universidades tradicionales" y finalmente ha terminado siendo el grupo de universidades que recibe un subsidio directo por parte del Estado, pero eso no basta para ser una asociación académica de trascendencia.



Hoy día el concepto de tradicionalidad es muy discutible, después 25 años de sistema privado. Hay universidades tradicionales cuyos estándares están en discusión justamente por los procesos de acreditación voluntarios que se llevaron a cabo, tal y como universidades privadas, pero hay universidades privadas muy bien rankeadas desde el punto de vista de la acreditación. En consecuencia, esto de la tradicionalidad o no tradicionalidad dejó de ser un aspecto relevante.



Además, está cada vez más en discusión las asignaciones directas que se hacen a las universidades, por distintas razones. Yo las entiendo en el caso de las universidades estatales, porque son del Estado, y por lo tanto, deben recibir algún tipo de financiamiento por parte de su propietario; pero no lo entiendo respecto de universidades privadas que funcionan con reglas privadas y que están en el mismo esquema, producto de las reglas de los años '60.



-En consecuencia, usted es partidario de la reforma del actual esquema...

-Creo que todo eso (lo anterior) debe redefinirse. Siempre he creído que hoy día hay que propender a un Consejo de Rectores que sea de las universidades acreditadas y que ese sea el interlocutor para el diálogo que tiene que haber con el gobierno sobre política universitaria. En definitiva, creo que hay que cambiar el referente ¿para qué queremos un Consejo de Rectores? Yo creo que queremos un Consejo de Rectores para que sea un centro de diálogo; de diagnóstico; de discusión de propuestas respecto a políticas universitarias, hoy día eso no es el Consejo de Rectores, y yo creo que eso debe ser, y para que eso sea evidentemente que tiene que ampliar su marco de acción.



Ya no es "interlocutor"



-A usted le correspondió ser vicepresidente del Consejo durante bastante tiempo, ¿en algún momento se abordó el tema o hay resistencia al cambio?

-Hay resistencia, naturalmente, pero no se ha abierto la discusión sobre esa materia y yo siempre he sostenido que el Consejo de Rectores necesita "aggiornarse" y ese "aggiornamiento" le haría bien a la política universitaria, le haría bien al país. Hoy día el Consejo de Rectores, la verdad, no es un interlocutor. Solamente está para algunos temas puntuales como la PSU, el tema del Aporte Fiscal Directo, pero eso no hace política universitaria ni mucho menos. ¿Quién dialoga hoy día (con el gobierno), por ejemplo, sobre los temas de gasto en investigación científica y tecnológica? El Consejo de Rectores lo hace muy marginalmente y de repente lo hace una que otra universidad privada, yo creo que hay que crear un referente mayor y ese referente mayor tiene que ver con todo el sistema universitario, no solamente con el que existía el año 80'.



-Este nuevo referente, ¿debe ser paralelo o debe armarse teniendo como base lo que ya existe?

-Diría que debería crecer alrededor del Consejo de Rectores y echar las bases que sea justamente un sistema (más amplio) de diálogo. Por ejemplo, en ese sentido Universia ha sido tremendamente exitoso y por qué, bueno, porque ha convocado a universidades de todo tipo y todas las universidades han ido a esa convocatoria de Universia.



Ahora, me resulta extraño, que sea un organismo privado, fomentado por un banco, el que provoque ese nivel de encuentro y no lo haya hecho nunca, por ejemplo, el Ministerio de Educación, la Dirección de Educación Superior o el propio Consejo de Rectores.



Falta de representatividad



-Este diálogo más amplio, ¿es una tarea que debe comenzar el próximo año?

-Creo que es una discusión que tiene que abrirse, porque el tema de la política universitaria no es una cosa que tiene que esperar sentado, que es lo que sale del Mineduc o de la División de Educación Superior. Creo que tiene que ser producto de una discusión y estimo que el Consejo de Rectores no ha estado a la altura, porque tiene limitaciones como organismo.



El consejo se compone de 25 universidades, pero el número de universidades totales son casi 60, por lo tanto, uno dice, bueno aquí tenemos un sector que no representa a todo lo que hoy día es el mundo universitario. Este año están ofreciendo más vacantes las universidades privadas que las universidades del Consejo de Rectores, de manera que el consejo, a pesar que tiene todavía tienen los mayores puntajes, tienen los dos o tres planteles que atraen a los mejores estudiantes, pero evidentemente el Consejo de Rectores ya no es la instancia en materia de política universitaria, y es ideal que haya una, para que sea ésa la instancia del diálogo y la propuesta.



-En ese sentido, perfectamente muchas universidades privadas, que están fuera del organismo, podrían sentirse desplazadas injustamente...

-Claro, porque en esencia no hay ninguna fundamental diferencia entre unas y otras. Uno puede diferir respecto de la existencia de lucro, pero hay muchas universidades privadas que dicen "nosotros no hacemos lucro", como la Alberto Hurtado, por ejemplo, y eso así yo lo creo, y la pregunta entonces es: por qué algunas reciben aportes del Estado y otras no... Esa discriminación tiene un explicación histórica, pero las explicaciones históricas no sirven para la mirada del futuro, yo creo que ese es el tema que tiene que estar sobre el tapete.



__________________



Vea además:



Luis Riveros: ''Las agencias tienen que tener un buen nivel académico''



__________________



Artículos relacionados:



Nombran al presidente de la Comisión Nacional de Acreditación (18 de Diciembre de 2006)



Ex rectores encabezarán agencia de acreditación de educación superior (3 de Noviembre de 2006)

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes

Plan Individual

Anual:
$90.000
Semestral:
$40.000
Trimestral:
$20.000
Mensual:
$10.000

Plan Empresa

Anual:
$700.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 1.200.000)

Semestral:
$400.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 600.000)

Trimestral:
$200.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 300.000)

Mensual:
$80.000

Hasta 10 usuarios
(valor normal 100.000)