Lunes, 5 de diciembre de 2016Actualizado a las 07:18

Experto revela debilidades y fortalezas de aspirantes a La Moneda

Conozca cómo son los candidatos presidenciales según su firma

por 11 diciembre 2009

Conozca cómo son los candidatos presidenciales según su firma
Si en la conocida serie "Lie to me", son los gestos los que delatan cuando alguien miente, en la vida real las firmas de las personas representan lo más cercano a la forma visible de nuestros pensamientos y de quienes somos en realidad. Una suerte de biografía resumida y una dimensión clave de los presidenciables para conocerlos a fondo. A dos días de las elecciones, le pedimos al director de Grafos Rodrigo Farías, que desmenuce las rúbricas de los abanderados. Este es el diagnóstico del experto en pericias grafopsicológicas. Por sus firmas los conoceréis.

La Grafología es el análisis de la personalidad a través de la escritura y los signos gráficos. Es el registro de los movimientos de la persona que quedan como una huella impresa en el papel. Literalmente es como interpretar un “lenguage no verbal congelado”, que más que el contenido del mensaje, revela nuestros movimientos e intenciones inconscientes y, por ello, nuestra real manera de “movernos” en el mundo.

Siendo semejante a la interpretación de los dibujos, es una de las pruebas de personalidad más antiguas del mundo, pero aún una de las más eficaces por la imposibilidad que tenemos de falsear nuestra escritura. Actualmente la Grafología Científica se emplea sobre todo para selección de personal, pericias judiciales y psicodiagnóstico clínico o escolar, también para orientación vocacional.

El análisis de la Firma es una parte del análisis grafológico, pero quizás uno de los más interesantes, en tanto el signo que hacemos al final de los documentos es nuestra mayor muestra de identidad personal en la escritura. No sólo pretende ser nuestro “código de barras personal” mediante el cual nos hacemos responsables – o no – de lo que opinamos, validamos o comprometemos, sino que además revelan aspectos esenciales de nuestro carácter.

Nuestras firmas son el único momento de la escritura en que somos absolutamente libres de cualquier prisión caligráfica. Por lo mismo, podemos hacer en ese momento casi lo que queramos (Incluso un “smiley” J). Pero también escoger inconscientemente hacer un “dibujo” u otro en la Firma, estamos revelando la imagen que tenemos de nosotros mismos, nuestros intereses, las alianzas familiares que nos marcaron y los ideales que queremos alcanzar. Es virtualmente una autobiografía resumida. Lo más cercano a la forma visible de nuestros pensamientos y de quienes somos en realidad.

Quizás un análisis de las firmas de los candidatos presidenciales, en términos de un perfil “psicolaboral”, sin profundizar en rasgos estructurales de carácter que, con todo derecho, pertenecen al ámbito privado de los candidatos, pueda ayudar a los electores a conocer un poco más a quienes desean dirigir los destinos del país. Es un análisis que, sin pretender tomar partido alguno por uno u otro, quizás pueda ayudar a esclarecer algunas diferencias entre uno y otro, más allá de discursos prestablecidos cuyos contenidos suenan, a ratos, sospechosamente parecidos.

1. Marco Enríquez-Ominami: El chico listo encantador de serpientes

Marco Enríquez-Ominami Con Firma

El Predominio de la Zona Superior en su firma señala su vocación creativa e intelectual. Es alguien imaginativo y lleno de nuevas ideas. Sin embargo, y en un rasgo que es bien conocido de él, su firma es ilegible y altamente simbólica, es decir, apenas puede hipotetizarse que su firma contiene una “M” y con dos ángulos a los costados que contienen varias curvas llamadas “lazos”.

Los lazos indican una enorme capacidad seductora y argumentativa, que además le brinda esa capacidad única de argumentar convincentemente para convencer a casi cualquier persona, casi de cualquier cosa. Sin embargo, el que sea ilegible refuerza una personalidad críptica y difícil de predecir. Los lazos enmarcados por triángulos indican que hay motivaciones más bien de tipo subjetivo e idealista, que se presentan de una forma pragmática y racional, aunque en ocasiones intolerante y agresiva.

Un dato interesante son sus cifras mal formadas, que indican un estilo de relación con el dinero algo despreocupada, pero siempre abierta y generosa. Es alguien que si bien es ambicioso, no ve al dinero como su objetivo de vida, que quizás por una debilidad en este plano, gusta de no tener mucho que ver con la administración del mismo y delegar ese tema. El dinero lo emplea para hacer cosas más que para atesorarlo.

Es una firma donde todo es movimiento y velocidad, que tiene como grandes fortalezas una gran versatilidad, liberalidad de pensamiento, agudeza de percepción y capacidad de empatía con los problemas humanos. Aunque la otra cara de la moneda de ese mismo gesto puede señalar una falta de estabilidad e identificación irrestricta con una postura consistente en el tiempo.

2. Sebastián Piñera: El emprendedor oportunista e infatigable

Sebastián Piñera Con Firma

La firma de SP es un oleaje continuo que fluye hacia la derecha (el futuro y las oportunidades), en varias ondas que señalan su infatigable búsqueda de oportunidades y proyectos. Es alguien que ante una oportunidad valiosa no trepidará en hacer todo lo posible por alcanzarla.

La dirección ascendente señala un carácter optimista y emprendedor, que puja siempre por mejorar, cambiar y optimizar. La dirección en diagonal también un llamativo sentimiento de rebeldía contra lo establecido, que le lleva a ser crítico y a buscar siempre una mejor forma de hacer las cosas.

La poca base en comparación con lo extendido de la zona superior indica que para él siempre el mundo real será más pequeño que sus aspiraciones. Eso le otorga una alta orientación a las metas y a que siempre tenga más proyectos en mente que vida para realizarlos.

La presencia de ganchos en la zona inferior del escrito indican que existe en él un materialismo inconsciente, que puede traducirse en un temor, también inconsciente, a la pobreza, probablemente ocasionado por algún periodo pretérito de su vida de carencia económica y/o por habérsele inculcado desde su juventud la austeridad y el ahorro como formas de garantizar una posición ventajosa en la vida.

3. Jorge Arrate: El idealista diplomático

Jorge Arrate Con Firma

La firma de J.A. es una interesante mezcla de ideales sólidos, expresados mediante un estilo afable y diplomático. Sus convicciones de base, tienden a ser rígidas e intransables, y están representadas por los triángulos agudos que se yerguen en su firma hacia la zona superior de las ideas. La ligera inclinación a la izquierda señala que estas ideas están altamente vinculadas al pasado, por lo que pudieran resultar algo atávicas y extemporáneas.

Sin embargo, los lazos curvos en la zona inferior indican que esos rígidos ideales se expresan en lo cotidiano de manera cordial, afable y seductora. Esto le transforma en un hábil negociador y un político por excelencia, que es capaz de armonizar posturas diametralmente opuestas, llevándolos hábilmente para su terreno.

Sus mayores debilidades podrían ser su extrema vinculación a una forma pretérita de hacer las cosas. Por otra parte, sus mayores fortalezas son su – ya conocido – sentido del humor y su capacidad para hacerse querible, incluso para sus adversarios.

4. Eduardo Frei Ruiz-Tagle: El administrador confiable de la estabilidad

Eduardo Frei Con Firma

De todos los candidatos, Frei es quien más solidez proyecta. El trazo inferior que forma la letra “E” mayúscula indica una necesidad inconsciente por la estabilidad y la seguridad. Como si necesitara explicitar que su “pedestal psicológico” naturalmente emana del nombre de su padre.

Este trazo de base también indica que suele ser un buen administrador de la estabilidad: la consolida. Sin embargo ante las crisis puede que no cuente con suficientes capacidad de improvisación y adaptabilidad. De tal forma que su fortaleza puede llegar a ser una debilidad al mismo tiempo, indicando más reticencia al cambio, más conservadurismo y menor audacia.

Los dos trazos horizontales paralelos de la izquierda son altamente llamativos. Y dan para especular pues pueden ser muchas cosas a la vez: La unión de los trazos de la “E” con los de la “F” inicial de “Frei” pueden ser la unión simbólica de él mismo (Su nombre) con su padre (Su apellido). Pero además, contradictoriamente con lo anterior, la “F” se parece mucho al signo matemático de “No es igual” (¿A Frei padre?).

Por otra parte en un detalle que no deja de ser interesante, la misma “F”, con su prolongación hacia arriba, bien pudiera ser una representación identificativa de sí mismo y de su apellido con la flecha símbolo de la Democracia Cristiana.

Su debilidad pudiera ser su excesivo gusto por lo estable, conocido y conservador, que junto con restarle el “ángel” de lo novedoso y carismático de los otros candidatos, le hace más propenso a preferir continuar con lo que ya se ha hecho.

De todos los candidatos, es el único que muestra una firma claramente “legible”, lo que indica su mayor fortaleza: su confiabilidad, responsabilidad y la capacidad para hacerse cargo de sus decisiones, como si dijera: “Yo me hago cargo de esto que he escrito, validado o prometido”.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes