Lunes, 30 de mayo de 2016Actualizado a las 18:11

Explican que existe un vacío en la materia

Unicef apunta a control de detención como peligrosa para los derechos de los menores de edad

por 24 enero 2016

Unicef apunta a control de detención como peligrosa para los derechos de los menores de edad
“Se podría generar un problema, porque sabemos que los adolescentes tienen conductas diferentes, entonces se puede caer en una estigmatización que puede incluso llevar a retenerlos por cuatro horas en un cuartel, siendo que no están obligados a identificarse, porque la ley no lo establece”, explica el oficial de protección de Unicef Chile, Anuar Quesille.

Uno de los apartados de la agenda corta antidelincuencia y que hace referencia al control de identidad preventivo, el cual no establece una diferenciación de trato para los menores de edad por parte de los policías, está provocando que la Unicef alerte sobre la peligrosidad que tiene para los derechos de niños y jóvenes.

El artículo 12 del proyecto, que entre el lunes y martes saldrá del segundo trámite legislativo en el Senado para luego pasar a votación en la Cámara de Diputados, señala que “los funcionarios policiales (…) podrán controlar la identidad de cualquier persona en el lugar en que se encontrare, por cualquier medio de identificación expedido por la autoridad pública, como cédula de identidad, licencia de conducir y pasaporte. El funcionario policial deberá otorgar a la persona las facilidades para identificarse”.

De acuerdo a lo que señala La Tercera, en ninguna parte se establece una diferenciación explícita del trato para los menores, ya que el Decreto Supremo N° 26/24 del Servicio de Registro Civil sostiene que las personas deben tener y portar obligatoriamente su cédula de identidad a partir de los 18 años.

Sin embargo, existen dos miradas al respecto: algunos sectores lo interpretan como una indicación que no protege a los adolescentes, puesto que cuando la policía requiera la identificación de un menor, este no estaría obligado a mostrar su carnet, debido a que no tiene la obligación legal de portarlo.

La indicación que se vota en el Congreso, señala que toda persona que no se identifique ante Carabineros o la PDI será llevada a una comisaría, donde se le retendrá por cuatro horas mientras se verifica su identidad.

Para el oficial de protección de Unicef Chile, Anuar Quesille, se debiera hacer una diferencia en el artículo, debido a que se puede incurrir en una vulneración de los Derechos del Niño.

“Podría haber un vacío, porque debe haber una distinción sobre lo que podría afectar a los menores de 18 años. Se podría generar un problema, porque sabemos que los adolescentes tienen conductas diferentes, entonces se puede caer en una estigmatización que puede incluso llevar a retenerlos por cuatro horas en un cuartel, siendo que no están obligados a identificarse, porque la ley no lo establece”, explica Quesille.

En ese sentido, sostiene que la seguridad ciudadana no pasa por una mayor privación de libertad ni estigmatización, sino que por la facultad de la inteligencia policial y “tienen que haber protocolos claros que les permitan actuar con niños de manera diferenciada. Acá claramente podría existir una situación sobre vulneración de derechos y presunción de inocencia”.

A su vez, la directora del Instituto de Derechos Humanos, Lorena Fries, menciona que “lógicamente existe un vacío y esto nosotros lo planteamos en las comisiones. Quien no tenga más de 18 años quedará expuesto a ser detenido por un periodo de horas que no se justifica. Y si uno mira el contexto de las movilizaciones habrá ‘chipe libre’ para arrestar menores”.

Por su parte, la ministra de Justicia, Javiera Blanco, precisa que todas las personas deberán identificarse ante la petición de las policías, aunque estos procedimientos estarán sujetos a las normas ya vigentes como la Ley de Responsabilidad Penal Adolescente (RPA), que establece una diferenciación para los infractores menores de edad.

“El control de identidad, precisamente lo que hace es establecer una facultad a las policías para que, en cumplimiento de sus funciones de resguardo del orden y seguridad pública, puedan solicitar la identificación de cualquier persona, mediante cualquier documento expedido por la autoridad, sin hacer ningún tipo de distinción etaria”, explica la ministra.

Y añade que al tratarse de menores de 18 años “es evidente que dichas facultades las policías las deben ejercer respetando el conjunto de normas vigentes en nuestro país, que regulan el tratamiento de ese grupo etario, y que suponen en concreto un proceder diferenciado, y de mayor especialización y respeto”.

La otra visión existente se refiere a que al no ser obligatorio del porte del carnet para los menores de 18 años, muchas personas entre 14 y 17 no serán controladas aún siendo algunos delincuentes juveniles.

Esa es la postura del senador RN, Alberto Espina, quien señala que todos debe ser controlados, porque “en Chile hay 18 mil jóvenes que cometieron delitos y el Estado no los atendió. A mí me parecería muy útil que el Estado pudiera pedirle la identidad a un menor”.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes