Martes, 6 de diciembre de 2016Actualizado a las 23:52

Unas 1.800 millones de personas en el mundo tomaron vino chileno en 2015

por 2 enero 2016

Unas 1.800 millones de personas en el mundo tomaron vino chileno en 2015
Chile es el cuarto exportador mundial de este elixir embotellado y primero del nuevo mundo, es decir, de los países que no son productores históricos, como Italia, Francia y España.

Unas "1.800 millones de personas en el mundo consumen al menos una botella de vino chileno por año", aseguró hoy el gerente general de Vinos de Chile, Claudio Cilveti, lo que habla, según añadió, de la excelencia del caldo austral.

En esta línea, Cilveti destacó que Chile es el cuarto exportador mundial de vino embotellado y primero del nuevo mundo, es decir, de los países que no son productores históricos, como Italia, Francia y España.

En un encuentro con corresponsales extranjeros, el experto explicó que gracias a las "buenas" tierras que cobija esta comarca, Chile exporta sus mejores caldos embotellados a 150 países del mundo por un valor total de 1.900 millones de dólares, cifra que equivale al 12 por ciento de las exportaciones silvoagropecuarias chilenas.

Aseguró que las ventas chilenas han superado a las de países exportadores de vinos del nuevo mundo tales como Estados Unidos, Australia y Argentina.

Asimismo, recordó que en la actualidad los mayores compradores de vino embotellado chileno son EE.UU., Brasil, China, Reino Unido y Canadá.

Cilveti destacó que la pujante industria vitivinícola chilena lo ha llevado a abrir sedes en los países que consumen los vinos suramericanos, como en China, donde hay 25 oficinas de empresas de vinos del país austral.

En esta línea, el ejecutivo destacó que la nación asiática, que actualmente ocupa el tercer lugar de las compras de vinos de Chile, "muy pronto se posicionará en el primer lugar desplazando a Estados Unidos como el mayor exportador de vino chileno.

"Cuando el consumidor compra un vino chileno en el mundo, repite la compra, gracias a su calidad", aseveró el ejecutivo.

De igual forma, dijo que entre 2010 y 2014, el crecimiento anual del vino embotellado chileno alcanzó un 6 % "tres veces lo que ha crecido la economía mundial", aseveró.

El gerente de Vinos de Chile, una institución que reúne a la industria vitivinícola del país austral que busca "promocionar, impulsar, fortalecer a la producción y producción de vinos de Chile", según señala el mismo ente, explicó que el vino chileno tienen mucha proyección.

"Los vinos de reserva chilenos tienen una gran ventaja en el mundo, por su equilibro entre el precio y la calidad", señaló.

Durante la conferencia destacó que "así como Perú destaca a nivel mundial con su gastronomía, y Colombia con el Café, Chile debe posicionarse en el mundo con la imagen del vino".

Gracias al favorable clima mediterráneo y las adecuadas tierras de plantación con que goza Chile, desde 1990 ha desarrollado intensamente su industria vitivinícola, logrando posicionarla como una marca a nivel mundial.

Chile, que desarrolla en gran cantidad las cepas varietales, y que en lo últimos años ha crecido en la exportación de vinos "premium", en 1994, gracias al descubrimiento del francés Jean Michel Boursiquot, halló una cepa de carmenere chileno único y distinto en el mundo.

El descubrimiento del carmenere en estas tierras sorprendió a la comunidad vitivinícola mundial, que creía que esta variedad estaba extinguida por culpa de una plaga de filoxera que a mediados del siglo XIX arrasó con los viñedos europeos.

Actualmente, sólo Chile e Italia, pero este último en una cantidad muy menor, producen esta cepa.

Pese a esta ventaja mundial, Cilveti señaló que "no queremos que el carmenere sea por lo único que se reconozca a Chile".

El especialista estimó que las exportaciones de vino embotellado durante 2016 crecerán en valor, entre un 3 % y un 4 %, mientras en volumen la expansión alcanzará entre un 6 % y un 7 %.

Pese a estos importantes números, a nivel local el consumo de vino ha disminuido drásticamente, si se considera que en 1972 los chilenos consumían 52 litros per cápita, frente a los 13 litros que beben en la actualidad, según cifras de Wines of Chile.

"Los chilenos están ahora bebiendo menos, pero los vinos son de excelente calidad", subrayó el experto.

La importancia de este brebaje ha llevado a que el Gobierno de Chile oficializara todos los 4 de septiembre como Día Nacional del Vino.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes