domingo, 24 de octubre de 2021 Actualizado a las 03:09

PAÍS

Chahín respira por la herida: "Me hubiese gustado que cuando Yasna fue jefa de bancada (...) participara de las instancias"

por 22 mayo, 2021

Chahín respira por la herida: 

Crédito: Aton

Luego que un pronunciamiento público de la presidenta del Senado terminara con el ex diputado dejando anticipadamente el timón de la DC, este salió a defender su gestión, acusando poderes fácticos en la interna. Además, y respecto de la jornada de inscripción de primarias, acusó un evidente debilitamiento con sus pares PS y PPD. La extensa, intensa, y bochornosa jornada del miércoles, tanto fuera como dentro del Servel para inscribir la primarias presidenciales de la oposición, dejó a varios heridos en el camino y uno de ellos es el ahora ex presidente de la falange.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

En medio de las frenéticas negociaciones, vetos y presiones desde el PPD y el PS a la DC, advirtiendo que con la hasta esa hora candidata oficial de la falange, Ximena Rincón, no se podría inscribir una primaria con el bloque PC-FA, un llamado por teléfono abrió la Caja de Pandora.

Si bien se sabía sobre la molestia que generó tanto en Rincón como en Yasna Provoste lo que consideraron una pésima estrategia, como lo fue hacerlas competir al interior de la junta nacional del partido, el llamado de Fuad Chahín a la presidenta del Senado fue la gota que rebasó el vaso.

Aquella gestión recibió como respuesta inmediata, de parte de Provoste, una declaración publica apuntando directamente a la directiva, lo que provocó una implosión en la cita partidaria que definía el camino a seguir.

El principal efecto de aquella embestida fue la salida anticipada de Fuad Chahín de la presidencia de la DC.

En entrevista con El Mercurio, el único constituyente DC militante electo, salió a responder por todos los cuestionamientos a su gestión última y general.

Respecto de Provoste, Chahín prefirió ser más sutil, pero la crítica de fondo se entendió con claridad, al señalar que "me hubiese gustado que cuando Yasna fue jefa de bancada y, por tanto, era parte del consejo y de la mesa del partido, participara de estas instancias".

"Ella es un gran liderazgo, hubiese sido un tremendo aporte. Es fácil criticar y no participar y eso pasa en todos los niveles, comunales, regionales, y eso es autodestructivo. Creo, además, que algunos fácticos, con las viejas prácticas, nunca lograron aceptar que yo fuese presidente del partido y siempre intentaron construir un poder paralelo liderado por el senador Pizarro y eso terminó generando el escenario que vivimos. Siento que esa lógica ha sido tremendamente autodestructiva", agregó.

Además, Chahín se escudó en el comportamiento que tendría la falange en este tipo de definiciones, indicando que "sinceramente creo que el gran problema de la DC no es una crisis doctrinaria o ideológica, nuestro partido lo que tiene es un problema serio de conducta. Aquí hay muchos que no hacen nada para las elecciones, no aportan en nada en la conducción política del partido, simplemente esperan un traspié para salir a descabezar a quien no es de su lote, y eso pasa a todos los niveles".

Respecto a las críticas sobre su gestión, y que se centraron en la búsqueda del perfilamiento que terminó por minar confianzas con sus socios de la oposición durante los primeros años de gobierno de Sebastián Piñera, Chahín se defendió apuntando a que "teníamos que entender que nosotros habíamos perdido la elección con la derecha y por lo tanto una DC que se arrinconaba a la izquierda era una DC que le cedía el espacio a otras fuerzas políticas como Evópoli y una parte de RN y por tanto nosotros no le íbamos a entregar un mundo de las pymes, un mundo de un sector moderado, a la derecha o a Chile Vamos".

Según dijo, "teníamos que disputarle ese mundo, ese mundo que votó por Piñera y que rápidamente quedó defraudado. Nosotros tomamos una estrategia para perfilar al partido en ese electorado. Obvio que luego viene el estallido social, una gestión desastrosa del Gobierno, que hace que uno tenga que fijarse una posición mucho más dura en la oposición, por eso hubo que cambiar la estrategia".

Consultado por la cercanía con La Moneda, Chahín explicó que "eso fue parte de la caricatura. Nosotros logramos una buena negociación tributaria, que luego se mejoró en algunos aspectos, lamentablemente en otros no. Respecto de las pensiones, me parecía que debíamos abrirnos a la posibilidad de discutir una reforma previsional, que era la primera prioridad de los ciudadanos. Eso fue defender nuestras ideas. El país cambió después del estallido, estamos ante una crisis de la democracia representativa y de los partidos políticos, por eso creo que la reflexión y las conclusiones deben ser diferentes ahora".

El ex timonel DC cerró con una reflexión: "si fue particularmente mi estrategia, en la que yo fui el rostro, la equivocada, cuesta entender por qué fui la cuarta mayoría nacional de convencionales, la primera mayoría en mi distrito y el único que ganó por el partido. Las razones creo que son más profundas".

Unidad Constituyente, "un triste espectáculo"

Hoy no se sabe en qué pie quedó el bloque, sin primarias legales, con las confianzas por el suelo y sin una salida clara. Para Fuad Chahín el conglomerado dio "un triste espectáculo" el miércoles —en la inscripción de primarias a la que solo llegó el presidente del PR Carlos Maldonado— y reconoció que "pecamos de triunfalismo y sinceramente creo que los números se nos dieron en las elecciones territoriales. Teníamos un optimismo bien moderado sobre la elección de convencionales, pero indudablemente esperábamos un mucho mejor resultado".

A pesar de la derrota declarada, el ex presidente DC afirmó que creían en el proyecto, que fue al inicio, "nos fue bien, como en las primarias de gobernadores. Pero después, a propósito de la negociación municipal, de la lista de constituyentes, esto se enfrió completamente. Si no tenemos convicción, si permanentemente estamos relativizando este espacio político, no pidan que los ciudadanos confíen en nuestros candidatos y candidatas. Las confianzas evidentemente quedaron debilitadas, pero creo que tenemos la obligación de reconstruirlas", declaró.

De acuerdo a Fuad Chahín, "hoy nadie está ofreciendo gobernabilidad, ni la derecha, ni el PC-FA, ni nosotros. La Unidad Constituyente dio un triste espectáculo el miércoles, fue patético lo que ocurrió".

El ex timonel falangista concluyó diciendo que si el PS insiste con el FA y el PC, "sería una especie de síndrome de Estocolmo y creo que el PS tiene que empezar a creerse el cuento de transformarse en el referente de un socialismo moderno que es capaz de aglutinar a la socialdemocracia y al mundo liberal y entenderse con el mundo socialcristiano".

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV