lunes, 18 de febrero de 2019 Actualizado a las 02:52

Opinión

Autor Imagen

Una cancha pareja para las pymes

por 4 febrero, 2019

Una cancha pareja para las pymes
Bastante ayudaría a los productores locales poder jugar en una competencia de verdad, sin desventajas. Además, teniendo que pagar 9% menos, las pequeñas, medianas y grandes empresas podrían generar más capital que, al final del día, se traduce en más ingresos progresivos para el Estado.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

¿A quién no le gusta jugar en una cancha cuidada, con el pasto bien cortado y sin hoyos para que la pelota circule y corra igual de bien para todos los jugadores? Parto con esta analogía futbolera para plantear algunos temas que el Ministerio de Hacienda discute actualmente con la oposición y tienen efecto directo sobre los que hemos decidido tomar el camino del emprendimiento, en algunos casos, a través de la innovación tecnológica. Me refiero a los impuestos a servicios digitales y la boleta electrónica, ambos insertos en la Reforma Tributaria.

Este último punto es positivo para Chile. Si los emprendimientos pedimos la cancha pareja para todos en derecho, que también lo sea en deberes. Es un paso hacia adelante digitalizar las boletas: se está apostando a hacer los procesos más integrados y transparentes, bajando así la posibilidad de evasión, además de reducir la contaminación por papel.

En la misma línea, como pyme apostamos por nivelar los impuestos de servicios digitales para todos. Este tema ya es conocido, incluso se está abordando en el extranjero; mientras la Comisión Europea busca zanjar un gravamen en marzo, Estados Unidos ya aceptó el impuesto en servicios y ventas online.

En nuestro país, distintos gremios y la oposición abogan para que los servicios prestados por las plataformas digitales sean gravados con un 19%, mientras que el Gobierno y la Asociación Chilena de Empresas de Tecnología de la Información apuestan por un impacto menor con un 10%. La pregunta que cabe es la siguiente: ¿por qué no dejar la cancha nivelada, pero en un 10% para todos? Incluso así, el país cobraría por impuestos digitales más que el 3% de Italia o el 8% de Japón y Corea del Sur.

Bastante ayudaría a los productores locales poder jugar en una competencia de verdad, sin desventajas. Además, teniendo que pagar 9% menos, las pequeñas, medianas y grandes empresas podrían generar más capital que, al final del día, se traduce en más ingresos progresivos para el Estado. El problema es que esto no aumentaría la recaudación a corto ni a mediano plazo; una medida que automáticamente deja de ser atractiva para los actuales y futuros gobiernos y que condiciona una política pública que podría ser excelente en el largo plazo para Chile como hub tecnológico en Latinoamérica.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV