miércoles, 17 de agosto de 2022 Actualizado a las 19:36

PAÍS

Apruebo vs Rechazo: la guerra de los mensajes

por 23 julio, 2022

Apruebo vs Rechazo: la guerra de los mensajes
Con la cuenta regresiva para el inicio de la Franja Electoral -considerada como clave para que el gran porcentaje de indecisos tome una postura ante el plebiscito del 04 de septiembre- las tácticas y estrategias que empleen los distintos comandos serán decisivas en el último tramo, en la medida que la construcción de los mensajes sean claros y estén orientados en la dirección correcta. En este artículo y a la luz de lo ocurrido en las últimas semanas, diversos expertos electorales identifican los principales mensajes que actúan como puntas de lanzas de las campañas que con el paso de los días subirán de intensidad. En el caso del Apruebo algunos de estos son: enfocarse en los nuevos derechos sociales, evidenciar las diferencias de construir un pacto social en dictadura y otro en democracia y en recordar que el 80 % de la gente votó por cambiar la Constitución. Y en el caso de Rechazo, continuar con la estrategia de hundir el proceso para descalificar el resultado, remarcar que la propuesta constitucional traerá mayor división y conflicto, y que la derecha está dispuesta a un cambio constitucional.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

El lunes pasado se vio al Presidente Gabriel Boric en Renca, el martes en La Pintana y el jueves en Peñalolén. Todo dentro del marco de la campaña Chile Vota Informado, con la que La Moneda se despliega de cara al plebiscito de 04 de septiembre. Todo bajo el papel de difusor de información, dada su obligación de prescindencia política. 

Siendo o no estas visitas parte de las estrategias de campaña del Apruebo, lo cierto es que las tácticas de cara al referendum toman formas y colores distintos, y  tal como un juego de ajedrez -describen diversos analistas políticos- las piezas de estas tácticas la componen los mensajes, que en la recta final cumplen un rol protagónico.

Ramón Cavieres, director ejecutivo de Activa Research, empresa que hace la encuesta Pulso Ciudadano, asegura que "recién en agosto vamos a entrar en una etapa relevante. Hoy falta la franja y la tierra en que las personas entren en sintonía, la gente el último mes empieza a sintonizar mejor con el proceso. Ahí salta la emocionalidad, la épica de las campañas”.

Según el profesor de Marketing Político, de la Universidad Diego Portales, Cristián Leporati, las campañas se moverán por dos instancias: una oficial, integrada por el Gobierno, la oposición, y los activistas con “comunicación más bien buenista” y el mundo de las redes sociales, de los bots y de la estrategia comunicacional “más discursiva, más sucia, más violenta, más polarizada”. 

“Creo que quedó claro que quienes están por el Rechazo no tienen un plan para la continuidad del proceso constituyente”, dijo el presidente Gabriel Boric este lunes al salir del Colegio Gustavo Le Paige en Renca, donde se realizó el Comité Político Ampliado, coordinación semanal entre los partidos de las dos coaliciones de gobierno y el Ejecutivo, instancia que regularmente se celebra al interior del Palacio de La Moneda. 

El lunes en el matinal Contigo en la Mañana de Chilevisión, agregó: “Chile votó de manera clara en un Plebiscito de que quiere una nueva Constitución, pero no votó solo eso, votó que quiere una nueva Constitución escrita por un organismo especialmente electo para ese fin”, dijo el mandatario “Por lo tanto, de ganar la alternativa Rechazo, lo que va a pasar es que vamos a tener que prolongar este proceso por un año y medio más, donde va a tener que discutirse todo de nuevo a partir de cero. (...) Tiene que haber un nuevo proceso constituyente”. 

“Es obvio que el Presidente está en campaña”, tuiteó el académico de la U. de Talca y doctor en Ciencia Política, Mauricio Morales. “¿Por qué visita el mundo popular de la RM? En la segunda vuelta de 2022 le sacó amplia ventaja a Kast en estas comunas, donde la tasa de indecisos es mayor y la `fatiga constitucional´, presumiblemente, ya está instalada”.

El doctor en Ciencia Política explicó a El Mostrador que se puede inferir una especie de “itinerario” con “visitas a comunas populares como Renca y recientemente La Pintana”. Aseguró que a su juicio el objetivo del Gobierno, y particularmente del Presidente Boric, es “tratar de convencer a las personas de estratos socioeconómicos más bajos, las comunas más populares de la Región Metropolitana particularmente. Boric le ganó a Kast por cerca de un 56-44 en la Región Metropolitana. El Presidente tiene como misión replicar el escenario de segunda vuelta presidencial, particularmente en la RM, porque sabe que es allí donde puede ganar el plebiscito”. 

De acuerdo con Axel Callís, sociólogo y director de Tuinfluyes.com, estudios y encuestas de opinión, mercado y consumo, la del Presidente fue una buena estrategia en términos de agenda, ya que se está hablando desde el viernes “no de los contenidos constitucionales, sino que de los procedimientos post plebiscito”. 

Cristián Leporati lo describió como un marcado de cancha y una jugada comunicacional para poner al Congreso a conversar este tema en los términos del Gobierno. “La derecha tenía un encuadre que quería marcar, que se trataba de que había que entrar a conversar al Parlamento para decidir si votar de nuevo, si vamos a tener un comité de expertos, y fueron instaurando esa lógica. Frente a este plan el Presidente viene a decir no. Aquí lo que el pueblo quiso y votó fue rechazar la actual Constitución. Lo que hay que discutir dentro del Parlamento es cómo hacer ese plebiscito´”. 

De esta forma Leporati explicó que La Moneda le está hablando a dos públicos distintos. A los partidos políticos, a los especialistas, pero también a la opinión pública. Según Cavieres el mensaje de Boric apunta a “agobiar a la gente y decirle que si no aprobamos vamos a estar dos años más, con mayor incertidumbre. Está diciendo que lo mejor es aprobar y que esta Constitución la iremos arreglando en el camino”. 

Los mensajes del Apruebo

Según Cristián Leporati, el Apruebo afronta un año de desventaja en cuanto al inicio de la campaña del Rechazo. Aseguró que hay dos ejes esenciales que utilizarán en su campaña: informar sobre los derechos sociales que se van a ganar a partir de la nueva Constitución y la comparación entre la nueva Carta Magna y la de 1980.

“Les conviene comunicar sobre la propuesta lo que tiene relación con los derechos sociales, porque es lo más relevante para la gente, los temas como la plurinacionalidad y el medio ambiente son más lejanos”, explicó. 

El académico aseguró que la clase media baja, donde se encontrarían los indecisos, “es más bien de izquierda”. Así indicó que el clivaje de la campaña debería ser “la izquierda versus la derecha. Va a ser una campaña electoral de la Constitución de Pinochet versus la de la gente”. Otro mensaje que según Leporati deberían explotar es que hace unos meses atrás, “el 80 % de la gente votó por cambiar la Constitución”. 

Mauricio Morales, subrayó la existencia de dos izquierdas al interior del Apruebo: una que quiere aprobar para implementar tal cual está, y otra que suscribe a la tesis de Aprobar para reformar. El académico fue enfático al decir que solo el 11 % de los chilenos apoya la primera opción y que la segunda “les transmite a los chilenos algo muy sencillo, el proceso constitucional termina el 4 de septiembre, no vamos a tener más elecciones y plebiscitos, por tanto, no vamos a tener mayores costos, y por otro lado que le vamos a hacer todos los ajustes y mejoras al texto constitucional con el fin de entregar certidumbre a los ciudadanos como a los empresarios que también está preocupados”. 

De acuerdo con Ramón Cavieres el Gobierno estaría por la idea de “ir modificando vía reformas aquellos elementos que son más cuestionables”, al igual que lo planteó este miércoles  la expresidenta Michelle Bachelet cuando dijo “tengo una opinión muy clara de lo que debiera ser la decisión del 4 de septiembre. (...) Lo he dicho también de una manera simbólica que me recuerda también una canción de Pablo Milanés que dice ‘no es perfecta, mas se acerca a lo que yo siempre soñé’, entonces yo sí estoy por el Apruebo”.

“Lo que tiene que hacer la izquierda centroizquierda es reproducir eso lo más posible e intentar dejar claro que de ganar el Apruebo van a reformar los temas que, por ejemplo, al Presidente no le gustan. Como la justicia, el tema de consentimiento indígena y los demás elementos que han generado incertidumbre en la opinión pública”, dijo Axel Callís. 

Ramón Cavieres aseguró que se pueden subrayar la oposición entre la propuesta constitucional y la Constitución actual anclando esta campaña con la de Kast versus Boric. Así explicó que en el sector del Apruebo hay quienes han tratado de exponer que esta es una oposición entre la “Constitución de Pinochet contra una generada en democracia. Eventualmente, se pueden exaltar esas variables que generan emocionalidad para uno u otro lado. De alguna manera la elección Kast/Boric tuvo algunas connotaciones de democracia frente a autoritarismo, y nos dimos cuenta de que el país tiene una relación estrecha”. 

Por otro lado, Axel Callís el 13 de julio tuiteó: “De verdad hay exconstituyentes del Apruebo que no han entendido nada. Cada vez que aparecen en un medio le recuerdan al electorado que evalúa mal a la Convención Constituyente, que siguen activos. ¡Hay retiros tácticos en política!”. 

Según la última encuesta de Data Influye, publicada dos días después de la disolución de la Convención el 6 de julio, un 50% le ponía nota roja a la labor de la Convención Constitucional, con calificaciones que iban del 1 al 3, mientras que sólo un 9% le colocaba nota 7 a este trabajo.

Los mensajes del Rechazo

Mauricio Morales, también aseguró que el mensaje de la derecha, en particular de Chile Vamos, ha sido que están dispuestos a un cambio constitucional. En esa línea destacó la iniciativa programática difundida el 8 de julio que incluye diez compromisos de cara a la reforma de la Constitución del 80, si es que gana el Rechazo; por ejemplo, el Estado social y democrático de derechos. “Por lo tanto, ahí también están enviando un mensaje a los chilenos sobre recuperar parte de los contenidos de la nueva Constitución que son altamente valorables”, dijo. Explicó que el segundo mensaje es que “esta propuesta de Constitución es extremadamente deficitaria, y por lo tanto, lo único que traería al país sería mayor división y conflicto”. 

De acuerdo con Cavieres el Rechazo “ganó mucho por la poca confianza en los convencionales”. De esta forma asegura que la campaña del Rechazo remonta al momento que se desprestigió la Convención junto a sus constituyentes. “Todavía estamos en ese escenario, básicamente por eso se rechaza. Más allá de los artículos específicos que son cuestionables, absolutamente, sino más bien hay una pérdida de confianza y credibilidad frente al proceso que se vivió. Desordenado, con mentiras. Cuando desconfías de una institución cómo vas a evaluar el texto de forma positiva. Todavía sigue siendo parte de la estrategia del Rechazo: vincular el proceso con los resultados, que ha sido positivo desde el punto de vista comunicacional”. 



Cristián Leporati describió que a su juicio “la estrategia comunicacional de la oposición desde el comienzo fue atacar. Para eso tenía varios baluartes como la Teresa Marinovic, que tenían como función comunicacional desprestigiar. La campaña del Rechazo y del miedo lleva un año ya del proceso, y en medio de un contexto de una crisis económica exógena, ajena al proceso constituyente, la gente asocia las ideas”. 

“La sumatoria de elementos -como inestabilidad económica y delincuencia- que se van formando en la cabeza de las personas se va produciendo un imaginario muy inquietante en particular para la clase media baja”, explicó. 

Según Leporati se sigue utilizando como insumo comunicacional .para la campaña de la opción Rechazo “el mal funcionamiento y proceso que tuvo en algunos momentos la Convención. Porque la lectura popular que hace el pueblo es que dado que hubo mucha prepotencia al interior del órgano, en definitiva, no puede ser buena la Constitución que se está proponiendo porque hubieron muchos entuertos en el proceso”. 

Aseguró que una de las estrategias es la exageración, “ya están llegando a decir que los pueblos originarios tendrían más derecho en esta Constitución que los huinca, los blancos. Se llega a este tipo de hipérboles porque son bastante productivas, tienen un buen sustento lógico, que fue el proceso”. Esto explica que se debe a “la falta de carne” de la centroderecha, “que serían los compromisos específicos -más detallados que los diez focos difundidos- respecto de derechos sociales y desafíos medioambientales que se han ido plasmando en la nueva Constitución”.

Sobre la centroizquierda que está por el Rechazo, Morales dijo que los mensajes son parecidos pero no así la credibilidad que tienen las figuras que los proponen. Así explicó que los líderes que están por el Rechazo como: Ximena Rincón, Matías Walker y Eduardo Frei, establecen que esta no es una buena Constitución para Chile, y que quieren una nueva, pero que son “más creíbles que la derecha”, o que al menos así se presentan. 

“Lo que ha hecho la derecha es transferir las conductas de los convencionales con, entre comillas, un mal producto que sería la propuesta convencional”, aseguró Axel Callís. Explicó que mientras sigan visibles seguirán generando ruido y ensuciando la campaña. Según el académico para superar este diseño la derecha tiene temas ejes. Como: `Con mi plata no´, la justicia indígena, la propiedad privada, con estas temáticas le habla a su público, y los repiten una y otra vez. Tratan de que quienes sean portavoz no sean dirigentes políticos, pero en el fondo no lo han logrado. 

De acuerdo con el punto de vista de Callís la derecha ha cometido tres errores. El primero fue cuando en Tolerancia Cero el presidente de la UDI, Javier Macaya, deslizó que la próxima Constitución no debe ser necesariamente paritaria. Fue consultado por aspectos como la necesidad de un nuevo proceso constitucional que, al igual que la anterior, sea elegida democráticamente, con escaños de Pueblos Originarios y paritaria. 

“La paridad como nosotros la concebimos puede ser una herramienta necesaria en algún momento determinado para ir avanzando (…) en el momento en que la Convención se instaló era necesaria“, dijo sobre el principio de paridad en un nuevo hemiciclo constituyente.

Para el Rechazo es negativo que el Apruebo reviva lo que fue la segunda vuelta presidencial con Kast, asegura Callís. Por esto, de acuerdo con el sociólogo, “lo que tenía que hacer el Rechazo es esconder a Kast y a sus figuras políticas duras y dejarlos en vacaciones de invierno, y no lo hicieron. Macaya y Chahuán aparecen en todos los programas. Dicen que van a dejar espacio a las organizaciones sociales pero no lo hacen. Se tienen que submarinear”. Kast volvió a resurgir entre la opinión pública cuando el lunes fue hasta la Contraloría a denunciar un posible intervencionismo del Gobierno en el plebiscito.

Mauricio Morales coincidió y tuiteó: “La derecha se ha mandado dos chambonadas. La primera es la tardanza en comprometer un plebiscito si gana el Rechazo y, despejado eso, ir sobre los contenidos, la debilidad del Apruebo. Boric los madrugó y les arrebató esta `arma sorpresa´. La segunda, es cuestionar la paridad”.

Cavieres explicó que a su modo de entender los mensajes de la derecha y centroizquierda, por el Rechazo no son claros. “Sobre todo del grupo de los Amarillos en el sentido de que ellos llaman a rechazar, pero tampoco han planteado un mecanismo en concreto que eventualmente se debería definir para un nuevo borrador. Hoy en día aparentemente más se inclinan por un comité de expertos más que reiniciar un nuevo proceso constitucional. Entonces ahí la cosa se complejizó”. 

Ambos comandos con los ojos en los indecisos

Según la última encuesta Pulso Ciudadano de Activa Research, publicada el 10 de julio, la indecisión se concentra en las mujeres (20,3%), la Región Metropolitana (20,1%), quienes no se identifican con una posición política (20%), los independientes ante el Gobierno (22,5%) y quienes no saben su posición ante la actual administración (22,1%).

Normalmente las campañas políticas se ganan con discursos de centro. La gran masa en este país es la clase media. Vive con mucho riesgo y deudas, por lo mismo, son hijas del miedo y el rigor. La campaña política debería dirigirse a ellos”, aseguró Leporati. Según Cavieres ambos grupos deben apuntar a los indecisos que “generalmente se concentran en los segmentos medios bajos, mujeres eventualmente, la gente independiente, no política. Pero también es difícil el mensaje, porque esa gente es apática, no sabemos si va a votar tampoco”.

De acuerdo con Cavieres la comunidad, sobre todo los indecisos, los independientes sin posiciones políticas, la gente de segmentos medios, medios bajos, no ha logrado entender la discusión. “Lo que ellos decodifican es que no es un buen borrador, que tiene una serie de elementos negativos, la gente no lo lee, sino más bien se deja llevar por la interpretación que hacen distintos sectores. Ha calado mejor el mensaje del Rechazo que el del Apruebo desde el punto de vista del impacto en la ciudadanía”.

Callís explicó que las personas aún no toman la decisión sobre si van a votar, independiente del voto obligatorio "porque aquí no asusta a nadie". Pero aseguró que en general la mayoría de las personas tienen el voto un poco decidido. "Hay algunos que lo verbalizan y otros que no y dicen que son indecisos". “Son pocos los que van a tomar una decisión en base a los contenidos puros de la Constitución. En general las personas usan lo que se llaman atajos comunicacionales. Que son portavoces, noticias falsas, noticias verdaderas y de peso, se nutren de todo, incluso de conversaciones familiares para tomar una decisión”. 

Síguenos en El Mostrador Google News

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director

Ley Pompón

Envíada por Hil Hernández | 16 agosto, 2022

Cartas al Director

Noticias del día

TV