Publicidad
Documental “Canoeros: Memoria Viva” en National Geographic CULTURA

Documental “Canoeros: Memoria Viva” en National Geographic


Documental “Canoeros: Memoria Viva” en National Geographic

  • Sábado 18 de marzo – 21.00 horas.
  • Canal National Geographic.

Filmado en el sur de Chile por el programa de conservación marina Pristine Seas de National Geographic Society,  a través de espectaculares imágenes, el documental pone de manifiesto el gran valor ecológico y cultural de la Reserva Nacional Kawésqar, situada en el sur de Chile, y la lucha que las comunidades indígenas Kawésqar están llevando a cabo para defender su territorio amenazado por la industria salmonera.

“Este es uno de los documentales más hermosos que hemos realizado, tanto por la belleza natural única como por la conmovedora historia del pueblo Kawésqar que tantas veces ha superado la adversidad. Es un fuerte llamado al Gobierno de Chile para que proteja este lugar de la salmonicultura, que nunca ha sido una actividad sostenible en Chile”, dijo Alex Muñoz Wilson, director de National Geographic Pristine Seas para América Latina.

La película sigue a National Geographic Pristine Seas mientras realiza una expedición con miembros de los pueblos Kawésqar y Yagán en la Reserva Nacional Kawésqar. Juntos exploran algunas de las regiones marinas más singulares y menos estudiadas del planeta.

“Debido a la grave amenaza que supone el avance de la salmonicultura en nuestro territorio, es necesario que la reserva Kawésqar sea reclasificada como Parque Nacional. Es la única forma de proteger de manera efectiva, tanto la naturaleza como la cultura viva que encierra este territorio que forma parte de los Kawésqar Wæs”, han declarado las Comunidades Kawésqar por la Defensa del mar.

En enero de 2019, Chile creó el Parque Nacional Kawésqar para proteger 2.842.329 hectáreas de terreno, pero se excluyeron las zonas marinas formadas por canales serpenteantes y fiordos. En su lugar, las zonas marinas fueron designadas Reserva Nacional, que otorga un nivel de protección menor que un Parque Nacional y puede permitir actividades económicas como la salmonicultura. A pesar de figurar hoy como zona protegida bajo la designación de reserva, la Reserva Nacional Kawésqar cuenta actualmente con 67 concesiones para el cultivo de salmón, con varios jaulas para peces cada una, y otras 80 concesiones solicitadas y en trámite.

En julio de 2022, las comunidades de Kawésqar hicieron una petición formal al gobierno del Presidente chileno Gabriel Boric para que estas aguas fueran declaradas parque nacional, con las mismas protecciones que los bosques y terrenos conectados, sin piscifactorías de salmón.

Recientemente se ha publicado en la prestigiosa revista científica PLOS ONE un estudio realizado por National Geographic Pristine Seas sobre la reserva nacional de Kawésqar. Este trabajo, dirigido por Alan Friedlander, científico jefe de Pristine Seas, describe cómo la remota y escarpada región es un área de máxima prioridad para la conservación.

“Los bosques de algas, los fiordos profundos y otros hábitats cercanos a la costa de la Reserva Nacional Kawésqar son algunos de los más sanos de la Tierra y representan un ecosistema único con un impacto humano mínimo en la actualidad”, afirmó Friedlander.

“Esta región se encuentra entre las zonas de mayor prioridad de conservación mundial debido a su alto grado de endemismo, su importancia para numerosas especies amenazadas y en peligro, y su importancia para valiosas especies pesqueras. También es importante para el pueblo Kawésqar porque contribuye a perpetuar su identidad cultural, así como sus conocimientos tradicionales y locales sobre los recursos naturales a través de los usos consuetudinarios de la tierra y el mar, que consideran inseparables y de ahí la necesidad de proteger todo el ecosistema, desde las altas montañas y los glaciares hasta los bosques de algas y las profundidades oceánicas”.

La semana pasada, una salmonera de la empresa AquaChile situada dentro de la Reserva Nacional de Kawésqar dio positivo en la prueba de Virus ISA (anemia infecciosa del salmón), según informó el Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura de Chile (Sernapesca). La anemia infecciosa del salmón es un virus altamente contagioso e intratable que puede causar una mortalidad de hasta el 100% de las poblaciones de peces en las piscifactorías afectadas, con la posibilidad de propagarse a ecosistemas conectados vulnerables. En 2009, un brote masivo del virus ISA afectó a la industria salmonera chilena, provocando más de 26.000 despidos y 5.000 millones de dólares (EE.UU.) en pérdidas económicas.

Entre los impactos más graves de la salmonicultura documentados en la Patagonia chilena están el uso masivo de antibióticos y antiparasitarios, la destrucción de los fondos marinos, la muerte de ballenas, delfines y leones marinos que quedan atrapados en sus criaderos, y los escapes masivos de salmones, que son una especie invasora y carnívora.

Las Comunidades Kawésqar por la Defensa del Mar están integradas por las comunidades Ata’p, Aswal lajep, Grupo Familiar Renchi Navarino, Residentes en Río Primero, Inés Caro y Grupos Familiares Nómades del Mar.


Para saber más de lo que está pasando en el mundo de la ciencia y la cultura, súmate a nuestra comunidad Cultívate, el Newsletter de El Mostrador sobre estos temas. Inscríbete gratis AQUÍ

 

Publicidad

Tendencias