miércoles, 19 de febrero de 2020 Actualizado a las 20:08

Autor Imagen

La responsabilidad personal no puede reemplazar lo que sí le compete al Estado

por 28 marzo, 2016

La responsabilidad personal no puede reemplazar lo que sí le compete al Estado
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Lo acontecido con la estafa por AC Inversions a miles de ahorristas-inversionistas, deja en claro la débil actuación de los reguladores chilenos.

Si la Unidad de Análisis Financiero (UAF) tuvo denuncias en los años previos sobre el comportamiento de “AC Inversions”, era su deber haberlo informado a los organismos regulatorios del mercado financiero. Lo que señala el ministro de Hacienda, en defensa cerrada a la UAF, es que se desconoce que la UAF tiene restricciones legales para entregar este tipo de información (sic). Si el interés de las autoridades es generar un blindaje a la UAF por no haber actuado con el sigilo propio que le corresponde a una Unidad de Análisis Financiero gubernamental (tiene una misión fideicomisaria), produce un claro debilitamiento en el actuar de las políticas públicas.

Las asimetrías de información para estos miles de ahorristas-depositantes, teóricamente, son mitigadas y reducidas por los entes financieros reguladores con sus Comités y Unidades de Análisis. La completitud del mercado financiero, desde el punto de vista de regulación de la oferta financiera, se logra, además de los respectivos cuerpos regulatorios en materia financiera, con estas unidades especializadas. Su principal deber es actuar en tiempo, alertando a los otros entes reguladores y defender por sobre todo el interés público. La frase del ministro, de que esto es ‘responsabilidad personal y autocuidado, y el Estado no podría reemplazar dicha responsabilidad’, equivale a una defensa cerrada de la inoperancia de la UAF. Además, que en un tono opuesto al secretario de Estado, ‘la responsabilidad personal de cada ahorrante en este caso, no puede reemplazar lo que sí le compete al Estado’.

También la frase del ministro (“no pasa nada, tranquilos”), de que este caso de AC Inversions no genera riesgo sistémico en la economía, es desafortunada y busca ser un volador de luces para lo que es el tema principal.
 

También la frase del ministro (“no pasa nada, tranquilos”), de que este caso de AC Inversions no genera riesgo sistémico en la economía, es desafortunada y busca ser un volador de luces para lo que es el tema principal. Varias veces se ha enunciado en el pasado esta frase (‘no presenta riesgo sistémico’), como por ejemplo en el Caso La Polar (una vez descubierta la estafa).

Riesgo sistémico es que una quiebra local de grandes operadores financieros, un aumento del costo financiero externo con bancos financiándose mayoritariamente en el extranjero, entre otros, produzca una paralización en la cadena de pagos de toda la economía, afectando seriamente la liquidez y el costo de fondo, con los consiguientes impactos adversos en el sistema productivo. Nuevamente, esta sobredimensionada frase de que no presenta esta estafa las características de riesgo sistémico, es para generar un blindaje al no accionar de la UAF. Precisamente esta estafa de “AC Inversions” no representa riesgo sistémico para la economía bajo ningún aspecto. El punto es que la UAF debe, y es su función hacerlo, velar por la estabilidad del sistema financiero como un todo. Esto abarca desde la vigilancia para evitar riesgos sistémicos hasta fraudes financieros, los que ciertamente terminan siempre alcanzando una escala mayor a lo esperado.

Los nudos ciegos de la regulación (que deberían resolverse próximamente, de acuerdo al ministro) podrían haberse corregido a través de que alguien en la UAF debiera haber tomado el teléfono (una vez recibida esta denuncia) y haber llamado a los superintendentes y al Banco Central, para una reunión de coordinación para indagar (al menos) sobre este tema.

Finalmente, los inversionistas-ahorrantes deberán asumir sus responsabilidades personales, pero por sobre todo estas responsabilidades las deben asumir los entes regulatorios (incluida la UAF), por no haber realizado las acciones pertinentes en el momento oportuno, cuando recibió estas denuncias.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV