domingo, 24 de marzo de 2019 Actualizado a las 01:42

El modesto papel de un abuelito peluquero que ha conmovido a las redes

por 9 febrero, 2018

El modesto papel de un abuelito peluquero que ha conmovido a las redes
"Era un señor extremadamente delgado, le pedí un número de teléfono para contactarlo y pedir hora (no sin antes hacerle notar, que mil pesos es muy poca plata). Me dijo que preguntaran por "Jaimito", y que fuera no más, con toda la familia, que el tenía una colonia "muy rica ", que aplicaba a los clientes, después del corte de pelo (...) quedé con un nudo en la garganta", escribió Gonzalo Gálvez a través de su cuenta de Facebook.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

En los últimos días la historia de un adulto mayor llamado Jaime se ha vuelto viral en redes sociales. Esto luego que Gonzalo Gálvez, quien trabaja en una tienda del Mall Los Domínicos, publicara a través de Facebook un papel en donde el anciano ofrece sus servicios de peluquería.

Lo particular de esta historia, es que Gálvez dio a conocer los datos de Jaime con el fin de compartirlo entre sus amigos, sin pensar que en menos de un día la publicación sería compartida más de 7 mil veces.

"Hoy se acercó a mí (en la tienda donde trabajo), un caballero de edad avanzada, (muy educado y digno), a entregar una "propaganda", al encargado de local... Acostumbrado a recibir insumos de marketing, pensé que venía a dejar algún material para la "Visual" de la tienda", así comienza el relato de Gálvez.

"Sin embargo, con sorpresa veo, que me extiende este papelito, mientras me explica que es peluquero, y que atiende en su casa, en las condes, y que por el corte de pelo de Dama, Varón o Niño, solo cobra $1.000", continuó.

"Era un señor extremadamente delgado, le pedí un número de teléfono para contactarlo y pedir hora (no sin antes hacerle notar, que mil pesos es muy poca plata). Me dijo que preguntaran por "Jaimito", y que fuera no más, con toda la familia, que el tenía una colonia "muy rica ", que aplicaba a los clientes, después del corte de pelo. Al despedirse, me indica, "Si va y no salgo, me espera unos minutos, que puedo haber ido a comprar, o al consultorio, pero vuelvo enseguida... quedé con un nudo en la garganta", escribió en la red social.

"Dejo su" Propaganda ", por si alguien. Más se anima a cortarse el pelo en las Condes", finalizó. 

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV