lunes, 13 de julio de 2020 Actualizado a las 19:50

PAÍS

Lo Barnechea en conflicto: proyecto inmobiliario autorizado por alcalde Felipe Guevara amenaza bosque nativo

por 10 julio, 2019

Lo Barnechea en conflicto: proyecto inmobiliario autorizado por alcalde Felipe Guevara amenaza bosque nativo
Una fuerte resistencia al proyecto inmobiliario de construir 54 casas en el Cerro del Medio han manifestado los vecinos de la comuna que se agruparon en la organización Salvemos Lo Barnechea, quienes sostienen que la iniciativa impulsada por el alcalde tendrá un profundo impacto en el bosque nativo existente en el sector. La empresa, por su parte, señala que el impacto no sería tal, puesto que se "habría reservado toda la ladera sur del cerro, la más rica en flora para efectos de preservar en ellos un área verde de 3.2 hectáreas".
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

El Cerro del Medio es lo que se conoce como un “cerro isla" y, como su nombre sugiere, está enclavado en medio de la ciudad, rodeado de calles y casas. Tiene 1.011 metros de altura y, desde su cumbre, se pueden apreciar las grandes montañas de la cordillera de los Andes, entre ellas, el famoso cerro El Plomo. Al ser de fácil acceso y de poca exigencia física, es una de las alternativas para el senderismo, las actividades outdoor y el disfrute de la naturaleza.

La preservación del Cerro del Medio, sin embargo, se encuentra en conflicto con la Municipalidad de Lo Barnechea, por un proyecto residencial que la inmobiliaria Reserva La Dehesa pretende construir en el cerro.

En julio de 2014, el municipio que dirige el alcalde Felipe Guevara habría pactado una escritura pública para la construcción de 54 casas en la ladera este del cerro, sin haber fijado previamente una norma urbanística. El contrato incluye, además, 3.2 hectáreas de áreas verdes para proyectos de restaurantes. Esto, según la organización de vecinos de la comuna Salvemos Lo Barnechea, implica la destrucción de un ecosistema único en el mundo. 

Según este movimiento ciudadano, el impacto de esta construcción tendría un efecto negativo en el medio ambiente, porque implicaría la tala de árboles endémicos del bosque nativo esclerófilo, como quillalles, guayacanes, litres y peumos.

Según explican desde la organización, la historia de cómo se tramitó el proceso de construcción que dio paso a este proyecto habría sido, al menos, irregular. Señalan, en primer lugar, que desde que se venció la declaratoria pública que incluía al Cerro del Medio como lugar de protección, el alcalde Guevara, en lugar de dictar la nueva norma urbanística en un plazo de 6 meses, habría aprovechado el espacio para firmar con la inmobiliaria el proyecto de las 54 casas, todo antes del decreto alcaldicio, donde autorizó que se podría edificar en el cerro.

El vocero de Salvemos Lo Barnechea, Juan Pablo Parada, argumenta que es “una jugada de mal gusto” por parte del jefe comunal el hecho de que haya dictado dicho decreto (que selló el destino del cerro) a solo días de que en el Congreso se aprobara la Ley 20.791, que protege a los cerros islas. “Esto significa que en estos cerros solo se pueden construir áreas verdes y parques, no importando si el terreno es público o privado. O sea, el alcalde dicta el decreto alcaldicio que permite la construcción fuera de plazo y, además, días antes de entrar en vigencia esta importante ley”, se explica desde la organización.

Agrega que, a la fecha que entró en vigencia la ley que protege a los cerros islas, “los propietarios del terreno no presentaron anteproyecto alguno, menos obtuvieron un permiso de edificación. La Ley 20.791 contiene un artículo transitorio que establece que la declaratoria de utilidad pública no afectaría a los anteproyectos aprobados y los permisos otorgados por la DOM, y el permiso recién fue obtenido el día 2 de mayo del año 2016, por lo que a la fecha actual, el permiso se encuentra caducado por no cumplirse el artículo 1.4.17 de la Ordenanza General de Urbanismo y Construcciones”.

Por otra parte, Salvemos lo Barnechea acusa que el alcalde está “destruyendo el cerro” y que este proyecto va a eliminar un “espacio de recreación” no solo para los vecinos, sino para todo aquel que desee caminar por senderos de quillayes, guayacanes y espinos, con la posibilidad de ver cóndores andinos y zorros culpeos.

“El señor Guevara ha sido absolutamente inconsecuente en esta grave situación. El alcalde y la municipalidad no están respetando ninguna de las leyes vigentes. Para agravar esta situación, no da respuesta a todo lo que como movimiento hemos denunciado”, dijo el presidente de la organización, Germán Parada.

Las organizaciones vecinales no son las únicas que han criticado lo que ocurre con el Cerro del Medio. En efecto, según señala un informe de investigación de la Contraloría Regional Metropolitana de Santiago, con fecha de 29 de noviembre de 2018, con respecto a la construcción ya consumada de 7 casas en el Cerro del Medio, "el permiso de edificación N° 102, de 15 de octubre de 2015 (...) resultó ser improcedente, por encontrarse el predio afecto a declaratoria de utilidad pública, de conformidad al Plan Regulador Metropolitano de Santiago, aprobado mediante resolución N°20, de 1994, del Gobierno Regional de Santiago, específicamente en lo que corresponde al parque intercomunal denominado Parte del Cerro del Medio".

La Contraloría agrega que la entidad edilicia tiene la obligación de "arbitrar las medidas tendientes a iniciar el pertinente proceso de invalidación respecto de las autorizaciones que son susceptibles a su aplicación, en un plazo de 60 días hábiles". Además, precisa que la Municipalidad de Lo Barnechea deberá incorporar "un procedimiento disciplinario tendiente a determinar y hacer efectivas las eventuales responsabilidades administrativas comprometidas en la situación de análisis".

Adicionalmente, la Contraloría detalla, con respecto al acuerdo firmado entre la Municipalidad de Lo Barnechea y la inmobiliaria Reserva La Dehesa, que se configura "uno de los supuestos de objeto ilícito, de acuerdo a lo descrito en el artículo 1.462 del Código Civil, que establece que hay objeto ilícito en todo lo que contraviene al derecho público chileno”.

Al respecto, el alcalde Felipe Guevara declinó hacer comentarios y desde el Departamento de Comunicaciones emitieron un escueto comunicado que solo refiere que les “llegó una notificación de la Corte de Apelaciones por un recurso de protección donde se nos solicita informar. Por lo tanto, al estar judicializado el municipio siempre se ha abstenido de dar declaraciones públicas mientras no sean resueltos los fallos de los tribunales”.

Descargos de la inmobiliaria

Desde la empresa, sostienen que el impacto no sería tal, puesto que la inmobiliaria Reservas de La Dehesa habría limitado su potencial de desarrollo urbanístico a 54 casas, en circunstancias que podía "hacer hasta 124 viviendas o haber construido edificios, lo que no se realizará y con una propuesta que cuide y cautele la flora existente".

Para ponerlo en contexto, la inmobiliaria sostiene que la comuna de Lo Barnechea está mayoritariamente formada por cerros y en muchos de ellos hay desarrollos inmobiliarios que ocupan el 100% del potencial urbanístico de los respectivos terrenos.

"No estamos en el medio ni en la cima del cerro, sino colindantes a antiguas construcciones. Como se explica, nos hemos gravado con Servidumbres de Destino, que se traducen en aprovechar solo el 43% del potencial urbanístico del terreno. Adicionalmente, se ha reservado toda la ladera sur del cerro, la más rica en flora para efectos de preservar en ellos un área verde de 3.2 hectáreas, que no es para hacer restaurantes ni nada que se le parezca, sino con la finalidad de tener el mejor manejo posible y conservación de las especies propias del cerro, es decir, conservar áreas verdes, los senderos y el fortalecimiento de la vegetación", sostienen oficialmente.

Respecto a la denuncia de Salvemos Lo Barnechea respecto a que el municipio habría autorizado la construcción con posterioridad a la normativa urbanística, la inmobiliaria rechaza la acusación, tras argumentar que "reiterados dictámenes de la Contraloría General de la República y Resoluciones de la Seremi de Vivienda y de la División de Desarrollo Urbano del Ministerio de Vivienda en los años 2012 y 2013, establecieron la caducidad o término de la afectación de 'utilidad pública' como Parque del terreno donde se ubica el proyecto Reserva La Dehesa, decretando la obligación del Municipio de Lo Barnechea de asignar norma para la construcción en dichos terrenos". 

Por lo anterior, sostienen que no es efectivo que días antes de la ley se hubiera dejado sin efecto sorpresivamente la afectación, fijado norma urbanística y otorgado un Permiso de Edificación.

"Aquel es producto de un largo peregrinar que comenzó el día 15 de febrero de 2010 y transitó por el reconocimiento de la Contraloría y de la Seremi de Vivienda respecto de la condición urbanística de nuestro terreno. Este documento, escritura pública de Servidumbre de Destino, es el acuerdo al que se refieren, que se concretó en el año 2014 entre Reserva La Dehesa y el Municipio de Lo Barnechea, y que garantiza tanto al municipio como a la comunidad que no se construirán edificios en altura ni edificaciones con un fin distinto del de vivienda, como oficinas o comercio en los terrenos, limitando voluntariamente el potencial urbanístico del terreno a 54 casas, en circunstancias que podía construir hasta 124 viviendas".

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV