Publicidad
Diputado Andrés Giordano por abusos en el deporte: “Se reproduce una cultura de pactos de silencio” BRAGA

Diputado Andrés Giordano por abusos en el deporte: “Se reproduce una cultura de pactos de silencio”

Antonia Sepúlveda
Por : Antonia Sepúlveda Periodista en El Mostrador Braga.
Ver Más

De acuerdo con información obtenida por El Mostrador, existen otros antecedentes de personas que se han acercado a parlamentarios para proporcionar detalles sobre casos que podrían constituir agresiones sexuales, en los que el agresor ocuparía un puesto dentro de alguna institución deportiva.


El 16 de septiembre de 2021, una joven fue violada en grupo por nueve excadetes del club de fútbol Cobreloa. Sin embargo, no fue sino hasta el 27 de septiembre de 2021 que la víctima acudió a la Policía de Investigaciones (PDI) para hacer su declaración. Pero la versión de la víctima fue parcialmente desestimada por la institución, lo que llevó a la PDI a iniciar un sumario interno para fiscalizar las diligencias realizadas por sus funcionarios en ese momento.

El caso llegó a la esfera legislativa el 25 de abril de 2023, cuando la diputada Marisela Santibáñez (PC) lo presentó ante la Comisión de Deportes y Recreación de la Cámara de Diputadas y Diputados. En enero de 2024, se formó una Comisión Especial Investigadora (CEI) con el objetivo de recabar más información y permitir que los implicados pudieran dar a conocer lo que sabían y cuándo lo supieron. 

La creación de esta comisión, impulsada por la diputada Santibáñez y el diputado Andrés Giordano (Ind-FA), se concretó dos meses después de su anuncio y un día después de que Canal 13 emitiera un reportaje en el que la víctima narró su experiencia.

Cabe destacar que el 21 de abril de 2024, en el programa “Círculo Central”, uno de los excadetes implicados rompió el silencio y declaró públicamente: “Desde el momento en que ocurrieron los hechos hasta el día de hoy no he podido dormir tranquilo, y es algo que me acecha casi todas las noches y quiero justicia”, afirmando que efectivamente abusaron de la denunciante.

La diputada Santibáñez destacó la importancia de esta investigación, señalando que el caso ha permanecido en silencio durante dos años y ha sido “escondido debajo de la alfombra”. Además, criticó a los dirigentes de Cobreloa por “permitir y silenciar” los hechos ocurridos en la Casa Naranja, subrayando que los responsables deberán enfrentar las consecuencias.

Uno de los objetivos principales de esta comisión no es solo la revisión e investigación del caso Cobreloa, de hecho, se pretende buscar e investigar otros casos de violencia y abuso, así como las infracciones al protocolo establecido en la Ley Contra el Abuso sexual, Acoso Sexual, Discriminación y Maltrato en la actividad deportiva nacional (Ley N° 21.197), realizado por el Ministerio del Deporte y el Instituto Nacional del Deporte, por las posibles irregularidades administrativas, y que permita analizar la efectiva protección hacia los y las deportistas en caso de ser víctimas de abuso, acoso o violencia sexual, así como la aplicación del Decreto 22 en aquellos casos en los cuales resultan víctimas de violencia sexual personas ajenas al deporte, pero siendo deportistas los agresores, o habiéndose realizado los actos en recintos deportivos o en un contexto de deporte desde el año 2022 hasta la fecha. 

El 2 de mayo del presente año, los nueve excadetes fueron detenidos por su participación en los hechos. La audiencia de control de detención realizada el día siguiente resultó en la medida cautelar más severa: prisión preventiva para los implicados.

A la actualidad, la CEI continúa sin iniciar sus funciones y, de hecho, el día 24 de abril los parlamentarios Santibáñez y Giordano se reunieron con la actual presidenta de la Cámara, Karol Cariola, para pedirle celeridad en el proceso y adelantar esta comisión en la lista de comisiones especiales en espera de constitución para comenzar a trabajar.

Según información recabada por El Mostrador, se han acercado más personas a distintos parlamentarios en sus distritos, para entregar información específica de casos que pueden constituir una agresión sexual, donde el victimario tendría un cargo en la estructura de alguna institución deportiva.

En esta misma línea, el excadete Lucas Román Avilés, durante su declaración frente al Ministerio Público, afirmó que “estaba acostumbrado a vivir situaciones de no privacidad, de sexualidad masiva. Muchas veces mis compañeros me decían que llegara más tarde, porque querían estar con una niña. Estaba acostumbrado, por eso esto no era chocante ya para mí”.

Al respecto, el diputado Giordano dijo a El Mostrador que “objetivamente, ha habido denuncias de diversas formas de maltrato en el deporte, de algunas de las cuales yo también tengo conocimiento por audiencias que hemos tomado (…). Pareciera ser que en el mundo deportivo, por estructuras altamente jerarquizadas, por falta de protocolos y mecanismos de denuncia efectivos, a pesar de que hay una ley que tiene ya algunos años, lo cierto es que la institucionalidad deportiva, muchas veces, no tienen salida institucional, lo que significa que se reproduce una cultura de agresión, en muchos casos, como vemos en el caso de Cobreloa, de pactos de silencio”.

Añadió que el caso de este club de fútbol es la primera denuncia de esta magnitud, “donde, además, acá probablemente hay muchos menores de edad involucrados que también eran parte de esta normalización. Por lo tanto, es un hecho que en cualquier otro lado habría sido mucho más escandaloso, lo que además termina en un delito con las connotaciones y características que hemos conocido, un caso que ha sido asimilado al de la manada en España”, enfatizó el parlamentario.

Otros casos públicos

Recordemos que Jordhy Thompson, futbolista del club Colo-Colo, acudió al Cuarto Juzgado de Garantía de Santiago para pagar 100 millones de pesos de fianza, para que, así, se levantaran las medidas cautelares que le impedían salir del país tras ser formalizado por violencia de género contra su expareja, acusado de femicidio frustrado y desacato.

Sobre este caso, la propia diputada Santibáñez expresó su indignación en la red social X, destacando que refleja las fallas del sistema judicial chileno. “Chile, un país singular. Esta noticia nos confirmó que si tienes entre 100 y 150 millones, no solo puedes pegarle públicamente a tu novia, incluso puedes asfixiarla”, escribió Santibáñez. La diputada también mencionó el caso de Eduardo Macaya y el de los excadetes de Cobreloa, señalando que en Chile es posible cometer abuso sexual y aun así gozar de libertad e impunidad.

Otro caso mediático de abusos sexuales en el deporte corresponde al de “Las Marcianitas”, donde varias integrantes de la selección chilena femenina de hockey patín, que se coronaron campeonas del mundo en 2006, denunciaron a su exentrenador, Eduardo Flores Castillo, de abuso sexual. 

La noticia fue confirmada en un reportaje emitido por Mega, donde se detallaron los testimonios de las exseleccionadas, quienes aseguran haber sido víctimas de Flores durante su tiempo en el equipo.

En noviembre del año pasado, Flores fue formalizado por la fiscal Claudia Álvarez, por delito de abusos sexuales reiterados contra una menor de 14 años, y se decretó la medida cautelar de prisión preventiva, fijando un plazo de 90 días de investigación.

Existen distintas formas de violencia que se han ido dando en el deporte, sin que exista una respuesta por parte de la institucionalidad para hacerse cargo. Y, finalmente, eso se ha perpetuado en el tiempo. Existen altos indicios de aquello y esperamos que la CEI, una vez que empiece a sesionar, pueda no solo centrarse en este caso (Cobreloa), que representa quizás el caso más grave que ha visto el deporte, pero por cierto que sea un espacio que les permita a más víctimas, que han guardado un doloroso silencio, poder tener un espacio de escucha por parte del Poder Legislativo”, puntualizó el diputado Giordano.

Publicidad

Tendencias