lunes, 27 de mayo de 2019 Actualizado a las 01:31

Opinión

Autor Imagen

Mientras suene la música sigamos bailando: continúan las oportunidades en renta variable

por 23 octubre, 2017

Mientras suene la música sigamos bailando: continúan las oportunidades en renta variable
Quizás la gran amenaza que se cierne sobre los mercados de renta variable es que los Bancos Centrales del mundo comiencen a quitar estímulos de forma decidida. Sin embargo, a la luz de los antecedentes actuales, esto luce poco probable, ya que estos organismos privilegiarían cuidar el crecimiento por sobre soportar presiones inflacionarias incipientes por un período acotado.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

La renta variable a nivel global representada por el índice MSCI World ha rentado en dólares cerca de un 20% este año. Este es el mejor desempeño que ha tenido esta clase de activo en los últimos tres años. En este contexto, muchos inversionistas se siguen preguntando si es atractivo tomar posiciones en renta variable y/o si es hora de tomar utilidades. Ante esta pregunta me atrevo a esbozar la frase de una antiguo gerente de inversiones que alguna vez me dijo que “mientras suene la música hay que seguir bailando” y, para mí, la música está sonando y fuerte.

Por un lado, el Fondo Monetario Internacional (FMI) en su visión económica dada a conocer este mes da cuenta de un mejor ritmo de crecimiento para este año y mejora sus expectativas para el 2018. El organismo proyecta que el mundo cierre el 2017 con un crecimiento de 3,6% y con un 3,7% el próximo año. Destaca el fuerte avance que tendrían las economías emergentes en el 2018 de 4,9%. Por su parte, los indicadores de las principales economías del mundo están en niveles récord, marcadamente expansivos y en niveles no vistos en los últimos 6 años. De esta forma, la variable crecimiento global se mantiene dinámica y sostenida, con mejoras en el margen, que auguran un escenario favorable para las inversiones en renta variable.

Además, y acorde con un mejor escenario económico mundial, las utilidades corporativas han mostrado expansiones de dos dígitos en gran parte del mundo, superando las expectativas. La gran diferencia con los resultados que hemos visto en el pasado es que es la primera vez que esto está ocurriendo de forma sincronizada. Esto nos lleva a pensar que, mientras los fundamentales –que finalmente son las utilidades de las compañías– se mantengan sólidos, los mercados aún tienen espacio para seguir mostrando buenos desempeños.

Por su parte, la volatilidad del mercado se ha mantenido cerca de los mínimos históricos, lo que está influyendo en el repunte de la confianza empresarial y de los consumidores. Aun cuando es improbable que esta volatilidad se siga manteniendo baja por un período largo, dado que en el horizonte podríamos ver correcciones temporales asociadas a fenómenos pasajeros que podrían desatarse por temas políticos y/o geopolíticos. No obstante, lo verdaderamente importante será la capacidad de las compañías de seguir expandiendo sus utilidades. Por tanto, si estos fundamentos no cambian dramáticamente, y su horizonte de inversión está acorde al riesgo de este activo, usted podría usar estos eventos como puntos de entrada.

En términos relativos, la renta variable se ve con mejores perspectivas que la renta fija y esto está generando un flujo importante de inversiones a mercados accionarios. No hay que ir muy lejos para ver lo que está ocurriendo. En Chile los traspasos de afiliados desde los fondos de pensiones más conservadores como el D y E hacia el A, B y C se han ido incrementando de forma significativa en los últimos meses.

Quizás la gran amenaza que se cierne sobre los mercados de renta variable es que los Bancos Centrales del mundo comiencen a quitar estímulos de forma decidida. Sin embargo, a la luz de los antecedentes actuales, esto luce poco probable, ya que estos organismos privilegiarían cuidar el crecimiento por sobre soportar presiones inflacionarias incipientes por un período acotado.

Por tanto, si aún esta dudando de invertir en renta variable, tenga presente que los retornos de la renta fija serán muy acotados y no exentos de volatilidad. Las acciones son una clase de activo que permitirá obtener mejores rendimientos, lo que sí es claro es que el plazo de inversión de estos portafolios debe ser acorde al mayor riesgo que se está tomando. Probablemente los retornos de los mercados accionarios tenderán a moderarse, pero seguirán su senda alcista porque la música… aún está sonando.

Claudia Torres
Bci Asset Management

  • El contenido vertido en esta columna de opinión es de exclusiva responsabilidad de su autor, y no refleja necesariamente la línea editorial ni postura de El Mostrador.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV