martes, 23 de octubre de 2018 Actualizado a las 16:50

Autor Imagen

Internet controlado: Mundo dice que NO, pero Chile dice que SÍ

por 20 enero, 2012

  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

En el mundo del lobby duro y fuerte (Washington DC), el histórico Big Copyright (o sea, la asociación gremial de todos aquellos que profitan de la creación de contenido que en este caso, está liderado por Hollywood) se vió -por primera vez- con su boquita abierta.

Se comenta que nunca, o casi nunca, una propuesta de ley escrita o recomendada por los lobbistas, no pasa, o al menos, no cambian los votos favorables días antes de que sea votada en el Congreso de EEUU.

Es decir, a los lobbistas en Washington DC les pagan para que sus 'recomendaciones' sean carrera corrida. Claro, esto fue antes de que se asomara el poderío de las empresas ligadas a Internet.

SOPA y PIPA se llaman las recomendaciones que, básicamente, le dan no solamente el control, sino también el peso de enjuiciar a quienes polulan y comparten contenido por la red EN TODO EL MUNDO.

Por obvias razones, SOPA genera un gran escándalo con el resultado que las grandes plataformas (bajo el liderazgo de Google) fomentan la protesta mediante el 'cierre' temporal de las páginas (por ejemplo, Wikipedia) por 24 horas y el llamado a que cada usuario alegara en contra de SOPA con los parlamentarios. La cosa funcionó (estamos en momentos de re-elecciones en EEUU) y SOPA queda sin piso.

SORPRESA para los lobbistas de Big Copyright. Y alegría global, porque Mafalda siempre tuvo razón...

No obstante, y casi como una señal de ofrenda, el FBI pide que se dentenga a unos cuantos tipos que manejan las plataformas que 'hacen accesibles' contenido que no es de ellos (MegaUpload y Cuevana, entre otros).

Aunque se diga que estas detenciones serían ejemplos del objetivo mismo de SOPA y PIPA, queda claro que el ciberactivismo mundial tiene efecto y consecuencias directas en el mundo real, o al menos, cuando es liderado por Google.

Con todo, en el proceso de SOPA se evidenció que los mismos legisladores en EEUU no tenían idea de cómo funciona Internet y que cumplían órdenes de los lobbistas.

Cosa que nos lleva a Chile.

Con un lote de países más, Sebastian Piñera -en este momento- promueve una suerte de SOPA criollo.

En una negociación colectiva, de un nuevo TLC para los países de la zona Asia-Pacífico (el conocido TPP), se succiona algunas cucharadas de la misma SOPA:

"...los gobiernos de Chile, Perú, Nueva Zelandia, Australia, Brunei, Singapur, Malasia y Estados Unidos se encuentran avanzando rápidamente en un nuevo acuerdo internacional que reproduce una de las peores amenazas de S.O.P.A.: la censura de sitios de Internet por eventuales infracciones a los derechos de autor, entregando facultades policiales a los prestadores de servicios de Internet."

Una negociación que -a todas luces- es ex temporanea o poco moderna.

Veremos si acaso el peso del ciberactivismo se hace presente en Chile...y en Perú, Nueva Zelandia, Australia, Brunei, Singapur, Malasia...

Más info sobre SOPA criollo, pinchando aquí y aqui [PERU]

Ver el posteo original

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV