martes, 19 de noviembre de 2019 Actualizado a las 08:15

OPINIÓN

Autor Imagen

Picadora de carne

por 22 septiembre, 2019

Picadora de carne
En lo inmediato y restando nueve fechas para el término del Campeonato Nacional, los complicados seguirán siendo al parecer los técnicos, y claro, pareciera que hacer un cambio a esta altura no tendría un efecto inmediato. Para que hablar de la Primera B, donde ha habido 14 cambios de técnicos por distintos motivos y a eso agregar 8 en la Segunda División Profesional. Solo en relación al 2018, donde fueron cesados 39 entrenadores en las distintas divisiones; el número por ahora en esta temporada está muy cerca de ello, por lo cual quienes vaticinaban que los torneo largos garantizaban la permanencia y continuidad de las bancas…bienvenidos a la picadora de carne.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Es un término que se utiliza de manera frecuente en los torneos donde existe una alta salida de técnicos antes de que finalicen sus contratos. Bueno, se pensó que, desde la recuperación de los certámenes largos, los directores técnicos iban a tener mayor continuidad y las dirigencias iban a tener la paciencia necesaria para salir adelante con los proyectos.

Sin embargo, en el Torneo Nacional, la picadora de carne funciona prácticamente fecha tras fechas. Las dos últimas víctimas fueron Francisco Meneghini dejando el conjunto calerano y Gustavo Díaz; quien salió de la banca ruletera. Los argumentos: malos resultados en los últimos 6 partidos y en el caso del uruguayo, la campaña que tiene a Everton al borde del descenso.

En el caso particular de Paqui, tras la caída como local ante Deportes Antofagasta, el directorio de U.La Calera le comunicó que era despedido. El entrenador más joven de la serie; por quien hacía tres semanas habían iniciado las conversaciones para una posible renovación, era sacado sin derecho a réplica. Pero claro, los fríos números de los últimos 6 encuentros le pasaron la cuenta, sin embargo, no se sopeso la excelente campaña internacional en Copa Sudamericana, que está vigente la opción de seguir avanzado en Copa Chile y que, aunque no han ganado últimamente, el equipo es uno de los protagonistas por la forma de jugar en el torneo. Argumentar además que los principales o más importantes jugadores están de paso por el conjunto cementero y que apenas existe la opción se van.

En Viña del Mar era un secreto a voces la salida del Chavo Díaz. El uruguayo nunca logró darle un vuelo futbolístico al equipo y también las estadísticas empezaron a jugar en contra: 5 ganados, 7 empatados y 9 perdidos. A tan solo dos unidades de descender y con un nivel bajísimo de juego.

Pero desde que comenzó el Torneo Nacional siete equipos han decidido sacar a sus técnicos originales y en algunos casos han llegado a tener a tres en lo que va de camino, jugadas ya 21 fechas de 30.

La U ha contado con tres: Kudelka, Arias y ahora Caputto. Huachipato hizo cambio de extranjero por extranjero. Salíó Nicolás Larcamón y llego el paraguayo Guatavo Florentín; que comenzó con muchas dudas y derrotas y ahora logró estabilizar al equipo y colocarlo en zona de copas.

Lo de Unión Española era urgente. Más de 10 fechas sin saber de victorias y un juego insulso del equipo, llevaron a que el dueño de los hispanos-Jorge Segovia- advirtiera por twitter “estamos cansados de derrotas y empates”. Siguiente juego fuera Fernando Díaz y en cosa de horas arregló Ronald Fuentes para intentar enmendar en algo el rumo de los rojos.

En Deportes Iquique y Deportes Antofagasta también se tomó la drástica determinación de cortas los “procesos” de Pablo Vitamina Sánchez y Gerardo Amelli. En el caso del ex jugador de Rosario Central los malos resultados fueron claves. No hubo espacio para la recuperación y en la perla norte, la dirigencia y Amelli dejaron hasta acá no más el tema. El argentino perdió el control del camarín y no conseguir sumar puntos le pasaron la cuenta. Llegaron en el caso de los Dragones Celeste un viejo conocido como es Jaime Vera y para los pumas el nombre fue Juan Manuel Azconzábal, quien tiene la titánica tarea de tratar de salvar a los felinos de caer a la Primera B.

Es cierto que en muchos de los casos los guarismos no eran favorables, pero también se tomaron decisiones erradas al momento de decidir la continuidad de un cuerpo técnico. Tradicionalmente aquellos equipos que cambian más de dos estrategas terminan descendiendo, marca una tendencia histórica.

Los niveles de juego y confianza entran a tener un rol determinante a la hora de salvarse. En el caso por ejemplo de la U, si bien Caputto comenzó ganando una verdadera final ante los pumas, suma cuatro empates consecutivos y la escuadra no logra establecer un patrón de juego que le permita a los azules lograr el ansiado despegue y más aún si los equipos más comprometidos ya están a un paso de alcanzarlos.

Un caso atípico es la Universidad de Concepción. En su novel historia, 25 años de vida; la dirigencia del campanil se ha caracterizado por su seriedad y tranquilidad a la hora de tomar determinaciones. Claro la campaña 2018 fue un tremendo aval para Francisco Bozán; quien logró el vicecampeonato con los amarillos, pero este 2019 ha sido casi desastrozo. Un dato para tener en cuenta. Antes de la victoria ante Colo Colo por el Torneo Nacional; los del campanil habían sumado 15 fecha sin saber de triunfos (entre Libertadores, Copa Chile y Torneo). Esa racha le cuesta el puesto a cualquier director técnico. ¿Temas económicos o convicción? Lo cierto es que Bozán sigue a cargo de los universitarios y con él seguramente lucharán por mantener la serie.

En lo inmediato y restando nueve fechas para el término del Campeonato, los complicados seguirán al parecer con los técnicos que tienen y claro pareciera que hacer un cambio a esta altura no tendría un efecto inmediato. Para que hablar de la Primera B, donde ha habido 14 cambios de técnicos por distintos motivos y a eso agregar 8 en la Segunda División Profesional. Solo en relación al 2018, donde fueron cesados 39 entrenadores en las distintas divisiones; el número por ahora en esta temporada está muy cerca de ello, por lo cual quienes vaticinaban que los torneo largos garantizaban la permanencia y continuidad de las bancas…bienvenidos a la picadora de carne.

  • El contenido vertido en esta columna de opinión es de exclusiva responsabilidad de su autor, y no refleja necesariamente la línea editorial ni postura de El Mostrador.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV