jueves, 25 de abril de 2019 Actualizado a las 20:56

MUNDO

Dos explosiones dejan 27 muertos y 77 heridos en Filipinas

por 27 enero, 2019

DW
Dos explosiones dejan 27 muertos y 77 heridos en Filipinas
La mayoría de las víctimas son civiles. El ataque contra la catedral de la ciudad de Jolo, en el sureste del país, ocurre días después de un referendo.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

La explosión de dos bombas en la catedral de la ciudad de Jolo, en la provincia de Sulu (sureste de Filipinas), dejó al menos 27 personas muertas y 77 heridas, según los últimos reportes proporcionados este domingo (27.01.2019) por las autoridades. El ataque ocurrió justo cuando los fieles acudían a misa, y pocos días después de un referendo para dar mayor autonomía a la región, de mayoría musulmana.

La primera explosión se produjo dentro del recinto religioso durante la misa dominical y la segunda en el exterior de la catedral, declaró la portavoz de la Policía Nacional, Kimberly Molitas. Entre las víctimas fatales hay civiles y al menos siete militares, quienes habían acudido al lugar tras la primera detonación. Los servicios de emergencia todavía trabajan en el área, por lo que la cifra de fallecidos y heridos aún puede aumentar en las próximas horas.

Si bien ningún grupo se ha atribuido el atentado, las autoridades apuntan a una acción terrorista relacionada con el referendo, donde la opción de crear una región musulmana autónoma a partir de 2022 obtuvo una abrumadora mayoría, el 85 por ciento. Sin embargo esta idea, concebida como una solución pacífica a décadas de conflicto separatista, fue rechazada mayoritariamente en Jolo, que de todas formas pasará a pertenecer a esa nueva entidad.

Sospechan de Abu Sayyaf

"Condenamos fuertemente este ataque atroz que se ha llevado por delante vidas humanas sea cual sea el propósito de los responsables", informó en un comunicado el director de la Policía Nacional, Oscar Albayalde, quien sospecha del grupo radical Abu Sayyaf, ligado a Estado Islámico. "Ellos buscan romper el orden y alterar la paz, quieren mostrar fuerza y sembrar el caos”, dijo el oficial.

Por su parte, el jefe de las Fuerzas Armadas, Benjamin Madrigal, pidió a la población "calma", mientras se pone en marcha una operación para perseguir a los supuestos responsables. El secretario de Defensa, Delfin Lorenzana, dijo que los heridos más graves fueron trasladados por aire al hospital de Zamboanga, y confirmó que ha sido reforzada la seguridad en todos los lugares de culto de la zona. "Usaremos todo el rigor de la ley para llevar a la Justicia a los responsables de este ataque”, prometió Lorenzana.

DW

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV