miércoles, 25 de mayo de 2022 Actualizado a las 12:09

Lapidaria conclusión del Santander Chile: “Ya caímos en la trampa del país de ingreso medio”

por 26 agosto, 2015

Lapidaria conclusión del Santander Chile: “Ya caímos en la trampa del país de ingreso medio”
Pese a esto, agrega que aún hay tiempo para salir de ella. En su informe económico trimestral, el banco redujo en forma dramática su previsión de crecimiento para este año y el próximo, y puso en duda que se cumpla la meta fiscal de equilibrio estructural para 2018.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Un sombrío panorama sobre la economía chilena describe el último informe económico del banco Santander Chile.

“Ya caímos en la trampa del país de ingreso medio”, es la conclusión más lapidaria del documento publicado este martes.

Aunque advierte que aún hay tiempo para salir de ella, señala que todo parece estar un poco más débil y ser más difícil, “tanto el consumo como la inversión y las exportaciones netas”.

Recuerda, asimismo, que a fines del año pasado advirtieron que el mayor riesgo era que el 2015 fuera igual al 2014 y afirma que “este riesgo ya es una realidad”. Señala que, mirando a 2016, “la actualización del escenario central sólo ha agregado tensión”. Agrega que al desánimo interno “debemos agregar la materialización de los principales riesgos externos”, específicamente la desaceleración china y la recesión brasileña.

El Santander sostiene que, además, el próximo año ya no habrá espacio para que el sector público sea el sostén de la economía, “porque la política monetaria se agota y las cuentas fiscales se estrechan”.

En ese sentido, el informe pone en cuestión que el Gobierno cumpla con su promesa de la meta fiscal de equilibrio estructural para 2018. “Prevemos que se pospondrá un par de años”, estima el Santander.

En su informe, el banco ajustó a la baja su previsión de crecimiento en forma dramática. Sus proyecciones son que ahora se expandirá un 2,2 por ciento en 2015 y un 2,4 por ciento el próximo año.

En su anterior informe, publicado en junio, la filial chilena del banco español había previsto que el producto interno bruto (PIB) crecería este año un 2,7%.

El economista jefe del Santander Chile, Pablo Correa, al presentar el informe, dijo que el ajuste se debe a factores internos como la alicaída demanda y el consumo, y a la incertidumbre que genera la desaceleración de la economía china y la inestabilidad de Brasil, que –según el Santander– “está a punto de perder el grado de inversión”.

De acuerdo al economista, la recuperación económica de Chile será más lenta de lo esperado y el año que viene el crecimiento del PIB podría ser ligeramente superior al de 2015.

Uno de los motivos de la desaceleración es el freno de la demanda interna, que este año solo aumentará un 1,6 %, mientras que en 2016 se incrementará un 2,0%.

En cuanto a la tasa de desempleo, Correa señaló que "las peores noticias están por venir" y estimó que cerrará el año con un 6,6 %, frente al 6,4 % de 2014, y el año que viene aumentará al 7,0%.

La inflación puede acabar el año en un 4,6 %, por encima del rango meta del 2% al 4% fijado por el Banco Central chileno, mientras que en 2016 quedará en 3,5 %, todo esto de acuerdo al informe del Santander Chile.



La entidad prevé que el dólar seguirá apreciándose y acabará el año con una cotización de 715 pesos chilenos, debido a la volatilidad de China y Brasil, factores que se moderarán el año que viene y permitirán que la cotización baje a 675 pesos por dólar.

Estima que el Banco Central está en una situación compleja con respecto al tipo de cambio y que el próximo IPoM será clave para descifrar si tiene intenciones de intervenir.

El informe sostiene que aún estamos lejos de los niveles de la última venta de dólares y que “lo primero que debe ocurrir es que la autoridad intervenga verbalmente”. Sin embargo, advierte que “intervenciones por depreciaciones cambiarias son poco frecuentes” y que “estamos lejos de los niveles de la última venta de dólares por parte del Banco Central”.

En cuanto al cobre, el principal producto de exportación chileno, el economista jefe del Santander Chile dio por terminado el "superciclo" de la última década, cuando la demanda se incrementó de manera explosiva y elevó los precios.

El banco cree que el fin de ciclo no significa que la demanda no siga creciendo ni que las exportaciones desde Chile se desplomen, y proyectó un repunte del precio a los 3 dólares por libra en el mediano plazo.

Correa puso énfasis en Brasil y aseguró que su inestabilidad política, las malas cifras económicas y la posible rebaja de su calidad crediticia son malas noticias para Chile.

En ese sentido, afirmó que la salida de capitales que está experimentando el gigante suramericano en la actualidad se traduce en una depreciación cambiaria en América Latina y presión en la inflación.

Síguenos en El Mostrador Google News



Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV