jueves, 23 de mayo de 2019 Actualizado a las 03:58

PAÍS

Fin a la tregua: La Moneda otra vez apunta a Bachelet, ahora por las críticas a la política migratoria

por 9 mayo, 2019

Fin a la tregua: La Moneda otra vez apunta a Bachelet, ahora por las críticas a la política migratoria
Desde la oficina de Bachelet se acusó al Gobierno de recurrir a “expulsiones colectivas de personas migrantes” y carecer de una “estrategia integral” en la materia. La reacción desde el Ejecutivo no se hizo esperar. "Hacemos una invitación a la Alta Comisionada de DD.HH. y a su oficina a informarse", replicó la vocera de La Moneda, Cecilia Pérez. La disputa puso fin a la "paz" que existía entre ambas partes en los últimos meses, y se suma a la honda controversia por el tema Venezuela, un tópico al que el Gobierno ha echado mano reiteradamente para “sacar al pizarrón” a la exmandataria.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

La dura crítica de la representante del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos dirigido por la expresidenta Michelle Bachelet, Birgit Gerstenberg, a la política migratoria de la administración de Sebastián Piñera nuevamente puso cara a cara al Gobierno de Chile Vamos con la figura de la exmandataria.

En una audiencia denominada "Situación de los migrantes en Chile", celebrada ayer miércoles en Kingston, Jamaica, la representante de Bachelet aseguró que el Estado chileno "ha recurrido a expulsiones colectivas de personas migrantes por encontrarse en situación irregular". Es más, dijo que el Gobierno carece de "una estrategia integral de lucha contra la trata de migrantes, la falta de datos sobre las víctimas y la insuficiencia de las medidas de asistencia, rehabilitación y reintegración hacia ellos”.

La audiencia fue solicitada en septiembre pasado por las organizaciones que trabajan con extranjeros radicados en territorio nacional, entre las cuales se encontraban el Servicio Jesuita de Inmigrantes (SJM), el Movimiento Acción Migrante (MAM), entre otros.

Entre los representantes del Gobierno estuvieron el asesor de política migratoria del Ministerio del Interior, Mijail Bonito, el embajador en la OEA, Hernán Salinas, y el representante del Ministerio de Justicia, Gonzalo Candia.

Las réplicas desde el Ejecutivo

La respuesta desde La Moneda no se hizo esperar, ya que la vocera de Gobierno, Cecilia Pérez, acusó que dichas declaraciones se hicieron de manera "desinformada y carente de antecedentes". "Esto manifiesta un desconocimiento por parte de esta oficina de lo que está haciendo la política responsable migratoria en nuestro país", sostuvo.

Respecto a las expulsiones colectivas, Pérez afirmó que "son inexistentes".  "Lo que existen son expulsiones individuales, luego están sujetos a un proceso que garantiza el derecho", indicó.

La secretaria de Estado dijo que "no existe discriminación racista contra los afrodescendientes. Acabamos de aprobar una ley que los reconoce como tal y con sus respectivas calidades jurídicas".

"Hacemos una invitación a la Alta Comisionada de DD.HH. y a su oficina a informarse. En este minuto en la reunión que están fuera de nuestro país, ni siquiera se acercaron a nuestros representantes para recabar la información", señaló.

La exintendenta de la Región Metropolitana aseguró que el Gobierno vino a "poner orden en la casa, pero sujeto al derecho y cumplimiento de la ley".

Por su parte, el asesor Mijail Bonito, en conversación con La Tercera, dijo que “las expulsiones administrativas del 2015 al 2017 fueron muy superiores a las judiciales”, en directa alusión a la administración Bachelet.

“Señalar que el Estado tiene debilidades vinculadas al racismo con afrodescendientes cuando se acaba de promulgar una legislación que reconoce legalmente al pueblo afrodescendiente chileno, es inentendible”, añadió.

El antecedente de Venezuela

Este round abre un nuevo flanco de disputa entre la administración Piñera y la exmandataria en su actual rol internacional. Antes, las críticas de La Moneda estuvieron dirigidas explícitamente hacia Bachelet por el tema Venezuela, donde continuamente desde palacio se intentó “sacar al pizarrón” a la exmandataria, exhortándola por ejemplo a reconocer al presidente encargado Juan Guaidó.

De hecho, la misma vocera de palacio emplazó a la alta comisionada a “sumarse a las voces de los líderes democráticos del mundo “, en una ofensiva que fue amplificada por parlamentarios de los partidos de Chile Vamos.

A estos emplazamientos se sumó el canciller Roberto Ampuero, con sus llamados a la oficina de la alta comisionada de Derechos Humanos de Naciones Unidas a que “se comprometa con el respaldo a la libertad y la democracia en Venezuela, promoviendo una salida pacífica”, lo que pasa por “condenar con claridad a la dictadura de Nicolás Maduro y también se condenen con claridad lo que es la violación permanente de los derechos humanos en Venezuela".

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV