domingo, 7 de marzo de 2021 Actualizado a las 19:07

María Paz Cajas

Mujer sufre un aborto luego de ser golpeada por Carabineros al defender estudiantes durante la marcha

por 27 mayo, 2016

Mujer sufre un aborto luego de ser golpeada por Carabineros al defender estudiantes durante la marcha
La actriz de 34 años durante su camino por el centro de Santiago accedió al control de identidad que le hizo la policía, luego intentó mediar por unos jóvenes que eran, según su testimonio, golpeados por los uniformados. Ahí fue esposada y golpeada. En el hospital San Juan De Dios, luego de un sangrado vaginal, el médico que la atendió confirmó que tenía un embarazo de 5 semanas.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

María Paz Cejas, actriz de 34 años, ayer por la mañana estaba en el centro de Santiago haciendo una serie de trámites y en el sector de la Casa Central de la Universidad de Chile, mientras se desarrollaba la manifestación estudiantil. Este es su relato.

Mientras caminaba se veían estudiantes versus Carabineros,  y estaba caminando hacia la Inspección del Trabajo. Cuando caminaba me dije 'prefiero ir a la que esta en San Pablo' y caminé al Metro Santa Lucía.. y vi que por el lado del cerro  que estaba  Fuerzas Especiales. Crucé  hacia el lado sur, y estaban haciendo control de identidad, me lo hicieron, y accedí aunque jamás lo pensé. Vi el metro bloqueado, ya no podía devolverme al centro y seguí caminando hacia el metro Universidad Católica. Pensé que podía estar mas desocupado, y si no tomaba el Metro Bellas Artes. Mientras caminaba solo veía grupos de carabineros haciendo su famoso control de identidad utilizando poder ante todo lo que para ellos era peligro... traté de no mirar... pero era muy parecida a las típicas fotos de dictadura.

Cuando crucé, vi que por el Metro no se podía pasar. Miré adelante y caminaban unos chicos de alrededor de 16 años, uno por la calzada y otros por la vereda, a los cuales por un pestañazo agarraron como unos criminales, los tomaron y ahí  traté de hacer la que no pasaba nada, pero vi  en esos niños a mi hija y los hijos de amigos que conozco, que no pude no hacer nada. Solo quería que no les pegaran. Los gritos de los chicos que realmente no estaban haciendo nada y finalmente me metí.

Y no recuerdo muy bien lo que pasó después, pero traté de que no le pegaran a un chico y me agarró una carabinera, lo que supongo me resistí. Como me han comentado, le pegué un manotazo con mi mano izquierda , el cual no debe haber sido tan fuerte, ya que no me duele mi mano y porque soy diestra. Arriba ya del furgón traté de grabar lo que más pude, haciendo resistencia, ya que el olor a lacrimógena, en el furgón era insoportable. Me quitaron el celular, y nos llevan. Los chicos comenzaron a comunicarse a través de sus celulares. Le pido a uno que se comunique con mi mamá, le cuento lo que estaba pasando. 

Llegamos a la comisaría, se siguió el protocolo de buscar antecedentes y después querían hacernos firmar algo, cosa a la que me negué. Después preguntan quién va a constatar lesiones. Yo acepté y me mostraron las esposas. Me las quisieron poner con las manos atrás. Entre varios carabineros forcejearon para ponerme las esposas. Yo ya en el suelo. La cabo Tiare Araya me golpeó en la vagina. Yo la encaró y le digo 'me pegaste en la vagina' y los chicos ya en el furgón escucharon cuando le dije. Ellos accedieron a ponerme las esposas adelante y me fui sentada  adelante. Llegamos al Sapu de Renca donde empecé con un malestar estomacal... pero yo pensé que era por el mal rato... me bajo de la camioneta y sentí que algo me mojó, y entramos esposados como delincuentes. Pedí ir al baño, lo cual al  comienzo no fue bien visto, pero después accedieron. Eran baños químicos. Adentro, me enteré  que estaba sangrando y que no era mi periodo, le aviso a Boris Maldonado, Carabinero que me acompañaba y me pide que espere.

María Paz Cajas con las huellas de los golpes que recibió

María Paz Cajas con las huellas de los golpes que recibió

Cuando me revisan, deciden derivarme  al Hospital  San Juan de Dios, donde me vio un Ginecólogo que solicitó un  exámen de sangre. A través del examen me entero de un embarazo y al mismo tiempo de un posible aborto.

Todo este trámite duró más menos 3 horas. Y yo con hambre, frío, y con la necesidad de lactar a mi hijo y de cambiarme de ropa. Pero Carabineros no lo permitió porque tenía que verme el fiscal. Después de ese momento me sentaron en el furgón... estuve su buen rato ahí... con frío y mucho hambre y dolor. Además con impotencia de ser tratada como una lacra. No solo lo digo por mí, lo digo por todas y todos que hemos estado detenidos por defender un ideal y hacer valer nuestros principios. Creo que la situación hubiese sido totalmente diferente si me hubiesen pillado robando, pero en este caso no fue así. 

Me preguntaba ayer si uno como mamá le pega a su hijo es un delito, si un profesor le pega a un alumno es un crimen,  y si un carabinero, supuestamente héroes de los niños, le pega a un niño, con garabatos y todo, ¿qué es?

Yo no me arrepiento de haber defendido a estos muchachos. Igual yo no soy una influyente, no cambiaré el mundo. Pero  mi mensaje es para las mamás, que se quedan en casa o están trabajando y sus hijos salen a marchar, alármense,  por los Carabineros, no por por los niños. Las bestias y el peligro son ellos. 

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV