sábado, 28 de enero de 2023 Actualizado a las 03:53

Draghi desafía a Alemania, reivindica el funcionamiento de la política del Banco Central Europeo y el euro lo refleja

por 25 abril, 2016

Draghi desafía a Alemania, reivindica el funcionamiento de la política del Banco Central Europeo y el euro lo refleja
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Mario Draghi tiene dos adversarios obstinados – la baja inflación en todas partes y escaso respeto en Alemania–. Ahora extiende su ofensiva en ambos frentes.

La recuperación del crédito, y la comprobación de que la producción es resistente a los impactos globales, sirven como refuerzo al argumento del Banco Central Europeo de que las diversas medidas de estímulo que reafirmó apenas el mes pasado están funcionando. El jueves, el presidente del BCE usó esta evidencia para enfrentar a los críticos alemanes según los cuales él tomó el camino equivocado.

Después de más de cuatro años de encabezar el banco central, Draghi sigue recibiendo ataques persistentes del país sede del BCE, donde la percepción que el público tiene de él es el de un italiano derrochador, cuyas bajas tasas de interés matan los ahorros de los retiros.

En una conferencia de prensa en Fráncfort, dijo que cuanto más socaven los críticos las medidas de estímulo que propone, más insistirá en ellas.

“La impaciencia en los mercados y en la política puede parecer un géiser a veces, pero el BCE tiene que seguir siendo tan firme como una roca”, dijo Torsten Slok, economista internacional jefe del Deutsche Bank AG en Nueva York. “Cuanto más se demuestre en los datos, más fácil será para ellos decir que sus políticas están funcionando. El BCE se defiende y se asegura de que sus argumentos sean sólidos”.

La angustia alemana

El telón de fondo de la reunión del jueves pasado, donde el Consejo de Gobierno mantuvo sus tasas de interés sin cambios después de haberlas recortado a mínimos históricos en marzo, tuvo un toque de color con la polémica planteada por Wolfgang Schaeuble, de Alemania. Draghi desplegó una serie de argumentos en contra las críticas del ministro de Finanzas que sostenía que las políticas del BCE estaban contribuyendo al aumento del populismo antieuro y a la suposición de que estaba castigando a los ahorristas, y agregó que Schaeuble “no quiso decir lo que dijo o no dijo lo que quería decir”.

“De hecho las tasas reales de hoy son más altas de las de hace 20-30 años”, dijo Draghi. “Pero soy consciente de que explicar las tasas de interés reales a los ahorristas puede ser difícil”.

Draghi ha sido perseguido por sus críticos en Alemania desde que asumió el cargo. La prensa popular suele resumir en su nacionalidad la tendencia a permitir que crezca la inflación. De hecho, su problema ha sido el contrario, ya que los avances de los precios han estado muy por debajo del objetivo del 2 por ciento por más de tres años.

La crisis de la deuda

Eso se debe en parte a que la zona del euro –compuesta por 19 países– sufrió una crisis por endeudamiento que casi se convierte en existencial, y tuvo que atravesar dos recesiones en cinco años hasta la actual etapa de crecimiento. También se debe a algo sobre lo que el BCE no tiene control: la caída del precio del petróleo.

“Somos independientes, por lo que vamos a seguir el curso de acción de la política que consideremos apropiada”, dijo Draghi el jueves. “Cada vez que la credibilidad del banco central se perciba como cuestionada, el resultado será un retraso en el logro de su objetivo y, por tanto, la necesidad de una mayor expansión de la política”, dijo alzando la voz.

La canciller alemana, Angela Merkel, luego respaldó la independencia del BCE, aunque dijo que es “legítimo” el debate político sobre su estrategia. Draghi también obtuvo el respaldo de la directora general del Fondo Monetario International, Christine Lagarde, el viernes, quien dijo en Ámsterdam que “todos estamos de acuerdo” en que los bancos centrales deben ser independientes.

Esa autonomía tan celosamente guardada siempre se ha destacado en el contexto del cumplimiento del mandato legal del BCE, la estabilidad de los precios. Para Draghi, poder demostrar que el desempleo está cayendo y que la brecha de la producción se está cerrando –lo que en realidad sucede– puede resultar vital para tranquilizar a la población con respecto a que los objetivos establecidos para la inflación no se pospondrán indefinidamente.

Nota Original: Draghi Defies German Disfavor

Síguenos en El Mostrador Google News

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV