viernes, 5 de marzo de 2021 Actualizado a las 01:21

Autor Imagen

VTR: los contratos están para cumplirlos

por 27 mayo, 2016

  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Con ocasión de una carta publicada por el diputado Felipe Kast, el gerente general de VTR, Guillermo Ponce, publicó una columna en este diario a propósito del conflicto que actualmente existe entre su compañía y las empresas Filmocentro y Televisión Interactiva (TVI), responsables de los canales chilenos Vía X, Zona Latina, ARTV y Vía X HD. En dicha columna, y en otras notas publicadas por VTR, se incurre en una serie de imprecisiones que es importante sean corregidas, a efectos de que los ciudadanos tengan claridad sobre las verdaderas razones detrás del anuncio de corte de las señales realizado por la mencionada empresa el pasado 13 de mayo. Veamos:

  1. El representante de VTR sostiene que no habríamos aceptado mantener los canales ARTV y Vía X HD en su grilla al precio establecido en el contrato vigente. Esto es falaz: el precio que VTR paga por ARTV y Vía X HD es simbólico. Estos canales subsisten en razón de los precios que, conforme al contrato vigente, VTR se obligó a pagar por los canales de Vía X y Zona Latina. TVI subsidia la existencia de ARTV y Vía X HD gracias a la transmisión de las señales de Vía X y Zona Latina. Esto VTR lo sabe porque es ella misma la que paga un precio simbólico por esas señales.

  1. El gerente general de VTR sugiere que la decisión que tomó su empresa al pretender sacar de su parrilla los canales Zona Latina, Vía X, Vía X 2 y ARTV fue eficiente (sin alejarse de Friedman) al ser respaldada por resultados de rating y grupos de interés. Esto es falso: en un contexto de baja generalizada del rating de toda la televisión pagada, los cuatro canales que represento han aumentado su audiencia desde que se celebró el contrato el año 2013 y hasta la fecha.

Si las razones que da públicamente VTR no son verdaderas: ¿cuál es la verdadera razón entonces para el corte de nuestras señales? La verdadera razón es la que VTR da en privado: reducir costos. Es por esto que quiere eliminar estas señales chilenas y reemplazarlas por señales envasadas extranjeras. Es más, al menos dos de las señales extranjeras de reemplazo tienen vínculos de propiedad con Liberty Global, dueña de VTR: Sundance Channel y BBC Entertainment.

Si las razones que da públicamente VTR no son verdaderas: ¿cuál es la verdadera razón entonces para el corte de nuestras señales? La verdadera razón es la que VTR da en privado: reducir costos. Es por esto que quiere eliminar estas señales chilenas y reemplazarlas por señales envasadas extranjeras. Es más, al menos dos de las señales extranjeras de reemplazo tienen vínculos de propiedad con Liberty Global, dueña de VTR: Sundance Channel y BBC Entertainment.

Así, las referencias al mercado del señor Ponce son referencias alejadas de las reglas que se requieren en un mercado sano, un mercado justo y un mercado para todos. En el Chile de hoy las decisiones deben tomarse evaluando el impacto de ellas en la sociedad. Por ello, conocer las verdaderas razones de VTR tras su decisión es importante, por cuanto el anuncio de corte de las transmisiones no solo afectará a nuestra compañía y a sus trabajadores y familias, sino que también a los miles de seguidores de estas señales que se han transmitido en Chile por más de 20 años. Esto, sin considerar siquiera el irreparable daño que la decisión de VTR producirá en la industria local, en los productores, artistas, conductores y en la cultura de este país.

Diariamente estas señales proporcionan espacios de debate y discusión que permiten que políticos y artistas nacionales discutan sobre el acontecer nacional y mundial en sus áreas de interés. Se trata de programas y contenidos que crean identidad y contribuyen al debate público. Los mejores ejemplos de esto son los programas Alerta Temprana (Vía X), Séptimo Vicio (Vía X), Sin Dios Ni Late (Zona Latina), Sabores (Zona Latina), Ojo con el Libro (ARTV), Los Artistas no saben Hablar (ARTV), El Descapotable (Vía X HD) y El Antichef (Vía X HD).

Por lo anterior es que una decisión con este nivel de impacto debe ser meditada, razonada y fundada. Una decisión con este nivel de impacto debe ser tomada con responsabilidad. Quien toma esta decisión debe medir y sopesar adecuadamente los riesgos y daños que dicha decisión provoca en todos los actores involucrados. Esto es particularmente relevante en un contexto nacional en que los chilenos quieren cada día más televisión chilena y con contenido de calidad. El corte de la transmisión de estas señales es un retroceso en el intento de construir identidad.

En definitiva, más allá de cuán alejado o cercano esté VTR de las enseñanzas de Friedman, lo cierto es que los contratos están para cumplirlos. VTR tiene un contrato vigente que lo obliga a transmitir las señales de Vía X, Zona Latina, Vía X HD y ARTV. VTR no solo tiene un compromiso con TVI, sino que también con la cultura, los consumidores y con el desarrollo de identidad nacional. Todos esperamos que VTR esté a la altura.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV