martes, 22 de octubre de 2019 Actualizado a las 10:04

Puerto y patrimonio de Valparaíso

por José Piga 11 marzo, 2019

  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Señor Director:

Hace unas semanas, cuando se cumplían 12 años de la explosión del 3 de febrero de 2007, supimos que la EPV no recuperaría el Palacio Subercaseaux. Ahora, que parece que no habrá Terminal 2, se explica esta decisión. El proyecto necesitaba ampliar el acceso al puerto, demoliendo el actual edificio de la empresa e relocalizándola en el Palacio en el Barrio Puerto, una muy buena decisión. Es evidente que el proyecto no ha resistido el excesivo sectorialismo en la manera de hacer políticas públicas, poco articulada con la realidad urbana. Una ciudadanía empoderada y siempre crítica podría adjudicarse parte de la responsabilidad del desestimiento de IFM, el fondo australiano concesionario, de continuar con la iniciativa. Tal vez sea la oportunidad para revisar la normativa ambiental que traspasa al titular de los proyectos el riesgo de la cualificación ambiental, lo que puede significar tiempo sobre todo, lo que es central cuando se manejan contratos de infraestructura. En definitiva habrá que proponer otros conceptos, metodologías y diseños. Será necesario enfrentar esta expansión portuaria de modo inclusivo, considerando todos los factores, entre ellos el Sitio de Patrimonio Mundial, la consolidación de San Antonio como el gran puerto de región central de Chile, el tren rápido, el deterioro de la habitabilidad de la ciudad y otros. En adelante deben participar todos los actores: el sector privado, las organizaciones sociales, las universidades regionales, organismos internacionales y por supuesto el Estado en todos sus niveles, incluída la EPV, claro está. Será necesario generar consenso sobre el Valparaíso que se quiere, en una nueva relación entre el puerto y el patrimonio urbano, los trabajos que desempeñarán sus habitantes, la convivencia deseada y las formas de gobierno de la ciudad. Y como no es posible seguir haciendo lo mismo y esperar resultados distintos, la manera en que esos acuerdos se convierten en realidad es una tarea urgente, para no repetir la historia, que requiere voluntad, visión y liderazgos. Como se ha dicho: el urbanismo es fundamentalmente una práctica política, con mucha asistencia técnica.

José Piga

Consejero del Consejo de Monumentos Nacionales, exvicepresidente del Colegio de Arquitectos de Chile

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV