domingo, 5 de julio de 2020 Actualizado a las 18:57

Agenda Saludable

Presentado por:

Salud

Por qué y cómo cuidar los ojos al ir a la nieve

por 18 julio, 2017

Por qué y cómo cuidar los ojos al ir a la nieve
Una temporada de invierno que promete maravillas para los amantes del esquí. Sin embargo, con la constante exposición a la nieve y su efecto reflectante es importante tener un correcto cuidado de los ojos durante este invierno.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

La nieve caída estos días hace prever una buena temporada de invierno para los amantes del esquí. Sin embargo, es muy importante tomar algunas precauciones mínimas, ya que la nieve refleja cerca de un 80% de la luz solar (a diferencia de la arena que lo hace entre un 10% y un 25%, o el agua cerca de un 20%). A este importante efecto reflectante, se suma la altitud, ya que por cada 1.000 metros la proporción de rayos ultravioleta en la luz solar aumenta un 10%. Por lo tanto, cuando vamos a esquiar o a la alta montaña, nuestros ojos están muy expuestos a los rayos ultravioletas del sol y a sus posibles efectos secundarios como la queratitis solar.

La queratitis se define como una inflamación de la córnea, la parte más anterior del ojo. La exposición en exceso a la radiación ultravioleta (esquí, montañismo), lámparas de rayos UVA o soldaduras eléctricas sin protección durante un corto período de tiempo puede ocasionar una queratitis.

“En la queratitis solar, los síntomas suelen ser bilaterales y no aparecen inmediatamente tras la exposición a la luz, sino a las 6 a 12 horas después de la misma” nos explica el doctor Felipe Valenzuela, especialista en Córnea y Superficie Ocular de la Fundación Oftalmológica Los Andes. Es por esto que “los pacientes habitualmente consultan al día siguiente de ocurrida la exposición, por síntomas como dolor, ojo rojo, lagrimeo y dificultad para abrir los ojos por intolerancia a la luz”. De padecer estos síntomas hay que acudir lo antes posible a un oftalmólogo de urgencias para iniciar su tratamiento.

Si bien en la nieve la radiación UV es mayor, cualquier exposición a esta sin cautela puede llegar a causar problemas oculares más graves como acelerar la aparición de cataratas e incluso lesiones en la retina. Por lo anterior es que el doctor Felipe Valenzuela recomienda los siguientes cuidados:
-          Usar gafas de sol con alto filtro UV.

-          Idealmente que las gafas cuenten con protecciones laterales o sean del tipo antiparras.

-          Si los cristales son polarizados se reduce además el reflejo del sol, lo que da mayor seguridad de las actividades que se realizan en la nieve

-           Usarlas siempre, independiente de las condiciones climáticas (si hay o no sol, viento o niebla)

-          Los niños menores de 6 años son aún más sensibles a los rayos UV por lo que también deben usar anteojos adecuados.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV