lunes, 19 de octubre de 2020 Actualizado a las 17:59

Gastronomía

El cochayuyo se luce como ingrediente estrella de sofritos y sazonados

por 27 enero, 2020

El cochayuyo se luce como ingrediente estrella de sofritos y sazonados
Con su proyecto Marina Alimentos, Loreto Navarrete, oriunda de Coronel, obtuvo el segundo lugar en la tercera edición del concurso Impulso Chileno 2020. Además se llevó un premio de $5 millones para seguir potenciando el emprendimiento.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Marina Alimentos es el nombre con el que Loreto Navarrete, emprendedora de la región del Biobío propone incorporar de manera fácil y rápida el cochayuyo a nuestras comidas diarias a través de sofritos y sazonadores.

Su idea es resaltar las bondades de la alga típica de nuestras costas, destacando su riqueza en fibra, yodo, ácido fólico y vitaminas, 100% natural e ideal para quienes son vegetarianos o veganos.

“Tenemos una costa extensa y un producto que poco se aprovecha, el cochayuyo es un alga rica en propiedades. Sirve para regular el colesterol y la glucosa en la sangre; por su alta concentración de yodo previene enfermedades como el bocio o el hipotiroidismo, y otras más, por eso es súper importante su consumo” sostiene la emprendedora.

Apoyada por el Centro de Emprendimiento Colbún (CEC) y su programa Incuba tu Energía, creó su empresa y se preparó para la presentación en Impulso Chileno 2020, organizado por la Fundación Impulso Inicial perteneciente a la familia Luksic.

De entre más de 5.000 postulantes, 60 fueron los emprendedores nacionales seleccionados para repartir los $360 millones que se entregan para financiar sus proyectos.

De este modo, Loreto se adjudicó el segundo lugar de la premiación recibiendo 5 millones de pesos para poder seguir invirtiendo en su pyme y así poder dar la oportunidad de presentar y distribuir su producto, no solo en la región si no que también a lo largo de todo Chile. Junto con eso, a partir de marzo, tendrá un acompañamiento académico por parte de la Escuela de Administración de Pontificia Universidad Católica de Chile, por un periodo de 6 meses para mejorar sus técnicas de venta.

Para la emprendedora, este premio significa una validación, de que su producto es altamente comercializable y destaca que con este premio “me siento con toda la fuerza de seguir adelante. Pretendo comenzar a implementar mi sala de procesos y proyectar un aumento en las ventas, que es lo que realmente quiero”.

Más información sobre El Mostrador