viernes, 5 de marzo de 2021 Actualizado a las 22:17

Economía se expande a su segundo menor ritmo en 5 años y Hacienda reconoce que todos los indicadores han empeorado

por 7 julio, 2015

Economía se expande a su segundo menor ritmo en 5 años y Hacienda reconoce que todos los indicadores han empeorado
Rodrigo Valdés recortó en forma drástica previsión de crecimiento del PIB en 2015 a 2.5% y reconoció que será "difícil” llegar a 2018 con un balance estructural. En septiembre del año pasado, en el proyecto de Ley de Presupuestos, la proyección era de 3.6%.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

La economía chilena está creciendo a su segundo menor ritmo en cinco años y ya no hay señales de los brotes verdes de principios de año.

La actividad económica se expandió tan solo 0,8% en mayo, muy por debajo de las expectativas del mercado y los expertos, que fluctuaban entre un crecimiento de 1,3 y un 1,7% interanual, y supone el peor ritmo de la economía chilena desde hace nueve meses.

El ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés, reveló que la economía y la demanda interna crecerán menos de lo previsto y agregó que la inflación sería mayor. Lo mismo con el déficit fiscal, que estará por sobre el anticipado el año pasado.

Valdés fue al Congreso a explicar las cifras y aprovechó de reconocer que el repunte de crecimiento será gradual. No solo el crecimiento está amenazado, aunque ahora el desempleo está aumentando.

Valdés atribuyó la desaceleración a factores internos y, principalmente, a aspectos externos.

El ministro sostuvo que el fortalecimiento del dólar a nivel global y la desaceleración de la economía de China, el principal consumidor del cobre chileno, se ha traducido en un precio del metal rojo menor al estimado el año pasado, cuando se elaboraron los presupuestos de 2015.

Valdés indicó que la demanda interna aumentará un 2%, porcentaje que se compara con el 3,9% proyectado en la actual Ley de Presupuestos.

La inflación, en tanto, alcanzará un 3,5% a fines de 2015 y el cobre promediará los 2,75 dólares por libra, lejos de los 3,12 dólares proyectados anteriormente.

El déficit fiscal llegará al 3% del PIB, frente al 1,9% que se estimó el año pasado para elaborar el presupuesto.

Con respecto al Imacec, Valdés aseguró, ante periodistas, que "el número es simplemente un número pobre, es un número bajo que pone de manifiesto y reafirma la importancia de poner el crecimiento económico alto en la agenda".

Adiós a los brotes verdes

En los primeros tres meses del año la economía había mostrado señales de recuperación, tras un ciclo de desaceleración que la llevó a crecer solo un 1,9 % en 2014, el más bajo en los últimos cinco años.

No obstante, la recuperación ha sido inferior a la esperada, debido a las bajas expectativas del sector privado, que han derivado en menores cifras de inversión y consumo privados.

En ese contexto, el Banco Central recortó el pasado junio en un cuarto de punto su proyección de crecimiento del producto interno bruto (PIB) para este año, hasta un rango de entre un 2,25 y un 3,25%.

Según el ministro de Hacienda, que reiteró el compromiso del Gobierno para impulsar el crecimiento, mayo fue "un mes particular", en el que existió una huelga del Servicio de Aduanas, el norte del país aún estaba afectado por los aluviones de marzo y hubo además un día laboral menos que en el mismo mes de 2014.

Para el responsable de las finanzas públicas de Chile, a fin de avanzar hacia una mayor justicia social, como pretende la Presidenta Michelle Bachelet, y hacer viables las reformas, "también es necesario el crecimiento".

"Por lo tanto, tenemos que seguir trabajando y hacerlo aún más fuerte para mejorar la expansión económica del país", concluyó.

Cabe recordar que en mayo el desempleo tocó su nivel más alto en 8 meses y la industria manufacturera, en cuatro meses, declinó por tercer mes.

El BCI estima que, dadas las cifras, este año la economía crecerá en torno a 2,2%. Los economistas del BICE explican que las cifras "describen un débil desempeño de la economía durante mayo, destacando el bajo dinamismo de los sectores vinculados en mayor medida a la inversión. En función de lo anterior, estimamos que el PIB del segundo trimestre mostraría una expansión cercana al 1,5% anual, lo que intensifica los riesgos bajistas sobre nuestra proyección de crecimiento para el 2015.".

En su presentación en el Congreso, el ministro de Hacienda dijo que la trayectoria fiscal será menos dinámica, pero eso no implica disminuir o cortar gasto, sino que este aumentará “a tasas mucho más moderadas y habrá que concentrar los esfuerzos en lo más importante¨

Explicó que la economía "se está adaptando a nuevas condiciones externas y la inversión privada continúa débil. La aceleración de la actividad va a ser gradual y es necesario fortalecer el diálogo y la confianza para que esto se materialice".

Volvió a hacer hincapié en que la política fiscal ya realizó su trabajo. Añadió que el gasto fiscal puede seguir creciendo, pero que la trayectoria hacia adelante será distinta de lo que se esperaba a comienzos de año. “Será una trayectoria menos dinámica, pero eso no quiere decir que haya que disminuir o cortar gasto, pero sí que el gasto tiene que aumentar a tasas mucho más moderadas y habrá que concentrar los esfuerzos en lo más importante”.

Y sinceró que será "difícil” llegar a 2018 con un balance estructural, “pero tal como he dicho que es necesario ajustar gradualmente muchas de las cosas que se están haciendo, también es necesario graduar esa convergencia. (…) No es cortar gasto generando problemas sociales y además empeorando el ciclo económico”, sostuvo.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV