jueves, 22 de octubre de 2020 Actualizado a las 11:57

Columna de opinión

Autor Imagen

Jaque (Mate) Matte

por 10 noviembre, 2015

Jaque (Mate) Matte
"No es de hombre acusar a sus subalternos de haber sido los responsables de llevar a cabo estas prácticas abusivas. Nadie, en su sano juicio podrá creer que el señor Matte fuera engañado por sus ejecutivos y que durante 10 años no supiese lo que pasaba delante de sus propias narices".
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

En el hermoso juego de ajedrez, la posición de jaque mate significa que el "rey está atrapado" o que el "rey no tiene escapatoria". Es decir, el jaque mate ocurre cuando el rey no puede evitar mediante ninguna jugada legal escapar del asedio al que se encuentra sometido.

Eliodoro MATTE está asediado por sus ilícitas actuaciones que han convulsionado a la opinión pública. No podía guardar silencio ante las graves acusaciones que pesan sobre su empresa y su gestión como presidente del directorio de CMPC, empresa que obtuvo ganancias ilícitas que, de acuerdo a lo señalado por El Mercurio, superan los cuatrocientos millones de dólares durante los 10 años que literalmente estafó al pueblo de Chile.

Sin embargo, al hablar en la forma que lo hizo, no tan solo aceptó y ratificó la repudiable usurpación sistemática de la que se le acusa sino que, además, mostró una nueva faceta: la cobardía.

No es de hombre acusar a sus subalternos de haber sido los responsables de llevar a cabo estas prácticas abusivas.

Nadie, en su sano juicio podrá creer que el señor Matte fuera engañado por sus ejecutivos y que durante 10 años no supiese lo que pasaba delante de sus propias narices. Acusa a su gerente general, don Arturo Mackenna, de traidor, señalando que los ejecutivos de confianza de su empresa, contratados bajo su presidencia, constituían una mafia al interior de la CMPC que llevaron a cabo "una traición a la inmensa confianza que depositamos en un grupo de ejecutivos de larga trayectoria".

Leí con perplejidad sus deplorables declaraciones. Ellas solo demuestran que el afán de lucro exacerbado no tiene escrúpulos y que estafar, robar, usurpar y engañar forma parte del actuar cotidiano de algunos inescrupulosos empresarios chilenos que no solo son sinvergüenzas sino que además cobardes.

El señor Matte está en jaque mate.

Reinaldo Sapag Chain

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV