viernes, 21 de enero de 2022 Actualizado a las 14:40

El periodista es uno de los conductores del programa “Hablemos en Off”

Caso Arcano pone otra vez en relieve conflictos de interés y transparencia de Radio Duna: Nicolás Vergara asesoró a ejecutivos del grupo

por 11 abril, 2016

Caso Arcano pone otra vez en relieve conflictos de interés y transparencia de Radio Duna: Nicolás Vergara asesoró a ejecutivos del grupo
La información saltó al público el sábado en un reportaje de La Tercera. La polémica se suma a la de “Información Privilegiada”, donde los dos conductores son dueños del programa y al mismo tiempo de Mercados G, una corredora que está entre los avisadores y que oferta los cuestionados Contratos por Diferencia, operaciones financieras que no están reguladas en Chile, aunque las que ofrece Mercados G son supervisadas por el regulador del Reino Unido.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

La mañana de Radio Duna es donde habla el poder y el resto de la elite escucha.

Entre las 8 y 9 a. m. el foco es la política, con el programa “Hablemos en Off”. Conducido por Nicolás Vergara, Cony Stipicic y Matías del Río, es uno de los espacios que marca la agenda del día y por donde pasan los poderosos.

A las 9 el foco cambia hacia el mundo de la economía y las finanzas, con “Información Privilegiada”, el programa de referencia en Sanhattan.

Quién escucha esos programas es más importante que cuántos lo hacen.

El estallido del caso Arcano pone otra vez en relieve los conflictos de interés y transparencia de la mañana de Radio Duna: Nicolás Vergara asesoró a ejecutivos del grupo

La información saltó al público el sábado en un reportaje de La Tercera, donde Vergara reconoció que, a través de su empresa 3 Consultores, asesoró a Jorge Hurtado –quien fue hasta hace unos días gerente general del Grupo Arcano– para una entrevista que dio a El Mercurio, donde trataba de aclarar las dudas que ya se habían generado acerca de la empresa.

Asimismo, Vergara reveló que a fines de 2015 su empresa fue contratada para hacer un estudio de imagen sobre el grupo que controla el controversial y polémico Alberto Chang, desaparecido desde la semana pasada y con orden de captura de la Interpol. La Fiscalía busca US$ 100 millones que Chang habría recaudado de alrededor de 700 clientes.

Cabe recordar que el caso Arcano saltó al tapete luego de las dudas que se generaron acerca de un sector de la industria financiera a raíz de la caída de AC Inversions, por la presunta estafa piramidal que afectó a miles de personas que creyeron en rentabilidades mensuales del 5%. La Fiscalía cree que Arcano podría ser un caso similar, pero por montos mayores y con inversionistas de un perfil más alto.

El rol de Vergara como asesor de una empresa ahora en el centro de una presunta estafa millonaria y, a la vez, conductor de uno de los programas de noticias y análisis líderes del mercado, ubica la lupa sobre una práctica común en el periodismo chileno: periodistas que al mismo tiempo tienen consultoras y asesoran a empresas. Estimamos innecesario explicar el conflicto de interés inherente en esa relación y lo que implica además sobre la falta de transparencia.

Sin ir muy lejos, la semana pasada el abogado Gonzalo Delaveau tuvo que renunciar a la presidencia de Chile Transparente tras revelarse su vinculación con el caso Panama Papers.

La página de Consultores 3 –la empresa de la cual Vergara es socio– no incluye la lista de clientes, por lo que no sabemos –y la audiencia tampoco– a quién más ha representado o asesorado Vergara, así como si ha habido empresas sobre las cuales él ha tenido que opinar, reportar o analizar y que, al mismo tiempo, hayan sido clientes.

Vergara, empero, no es un caso aislado. Entre los columnistas más influyentes de Chile hay varios que son socios de consultoras, cuyos clientes no siempre transparentan y que escriben sobre temas de políticas públicas y regulación que abiertamente afectan a las empresas que representan y asesoran.

La polémica que salpica a Vergara y su programa se suma a la de “Información Privilegiada”, donde Gonzalo Restini y Cristián Camus, dos de los conductores principales, son dueños del programa y al mismo tiempo de Mercados G, una corredora que está entre los avisadores y que oferta los cuestionados Contratos por Diferencia (CDF por sus siglas en inglés), operaciones financieras que no están reguladas en Chile, aunque las que ofrece Mercados G son supervisadas por el regulador del Reino Unido.

El tema de los CDF tomó mayor relevancia en marzo, cuando explotó el caso de AC Inversions. La estafa reveló el vacío regulatorio del mercado financiero local. Se estima que cada mes hay operaciones apalancadas en el mercado de Contratos por Diferencia por unos US$14.000 millones, pero no son reguladas.

En noviembre del año pasado, cuando hicimos un reportaje sobre el tema, Radio Duna descartó que existiesen problemas de transparencia o conflictos de interés: “El hecho de que los integrantes del programa sean socios de este emprendimiento en Mercados G es un tema que en el mismo programa se ha transparentado y, por lo demás, es de público conocimiento. La empresa lo que hace es referir clientes a una compañía en Inglaterra y los instrumentos que ahí se transan tienen liquidez internacional, lo que hace imposible que se afecten sus precios por cualquier comentario que se haga en el programa. No hace manejo de activos".

Además, informaron que “ni Gonzalo Restini ni Cristián Camus tienen acciones locales, como forma de evitar posibles conflictos de intereses”.

Cabe, eso sí, hacer hincapié en que el punto acerca de que los conductores no poseen acciones locales no hay forma de comprobarlo y no es algo que hayan revelado en forma regular en el programa.

Lo que sí es factible mencionar es que, desde que este medio inició los contactos para escribir el reportaje, el programa comenzó en forma clara y directa, de manera regular, a explicar la relación entre los conductores y Mercados G.

Para Radio Duna el hecho de que un programa de economía y finanzas sea conducido por dos personas que tienen una corredora y que esta se cuente entre los auspiciadores, al parecer, no es un problema.

“En materia de contenido, como todos los programas de Radio Duna, en Información Privilegiada buscamos un criterio editorial de objetividad y excelencia, definido y monitoreado permanentemente por la dirección de la radio. Asimismo, procuramos manejar de la mejor manera cualquier posible conflicto de interés. A nuestro juicio en Información Privilegiada siempre se han mantenido dichos criterios”, es como lo justifican desde la referida estación.

A modo de comparación, valga mencionar que los dos medios líderes en información financiera, Bloomberg y CNBC, tienen absolutamente prohibido que sus conductores posean intereses comerciales relacionados con la industria y en general solo pueden invertir en fondos mutuos. Esto, se halla estipulado en su contrato.

Noticias Relacionadas

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV