viernes, 22 de enero de 2021 Actualizado a las 20:05

Draghi defiende mantener estímulos monetarios hasta que inflación sea estable en Europa

por 6 febrero, 2017

Draghi defiende mantener estímulos monetarios hasta que inflación sea estable en Europa
En enero el consejo de gobierno del BCE confirmó que mantendrá las tasas de interés en el 0% y proseguirá su programa de compra de deuda pública y privada de la zona del euro por valor de 80.000 millones de euros mensuales hasta marzo y, a partir de abril, por 60.000 millones de euros durante nueve meses más, hasta diciembre.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, defendió hoy su decisión de mantener una política monetaria expansiva y su programa de compra de activos hasta que se alcance una inflación estable y sostenible en el conjunto de la eurozona.

"El apoyo de nuestras medidas de política monetaria todavía es necesario para que las tasas de inflación converjan hacia nuestro objetivo con suficiente confianza y de forma sostenible", dijo Draghi durante una comparecencia en la comisión de Asuntos Económicos de la Eurocámara.

Draghi recordó que, de acuerdo con las normas de la entidad monetaria europea, el objetivo es conseguir la estabilidad de precios -que el BCE fija en una cota inferior cercana al 2 %- pero no solo de forma momentánea, sino en el medio plazo, de forma "sostenible, "duradera" y para toda la eurozona, no solo en algunos países.

En este sentido, el jefe del también supervisor europeo afirmó que el aumento de la inflación en diciembre (hasta el 1,1 desde el 0,6 %) y en enero (hasta el 1,8 %) son fruto sobre todo del aumento de los precios de la energía y defendió que debe prestarse atención a la inflación subyacente, que no tiene en cuenta los elementos más volátiles como el precio de la energía o los alimentos frescos.

"Hasta ahora la presión de la inflación subyacente es muy suave y solo se prevé que aumente gradualmente más adelante", dijo Draghi, quien achacó esa circunstancia a la debilidad en los costes internos y la debilidad del mercado laboral.

El presidente del BCE señaló que los riesgos para la zona del euro están sobre todo relacionados con "factores globales" y reiteró que la entidad prevé aumentar su programa de compra de activos si "las perspectivas de inflación son menos favorables" o si "las condiciones son incompatibles" con que las tasas se acerquen al 2 %.

En enero el consejo de gobierno del BCE confirmó que mantendrá las tasas de interés en el 0 % y proseguirá su programa de compra de deuda pública y privada de la zona del euro por valor de 80.000 millones de euros mensuales hasta marzo y, a partir de abril, por 60.000 millones de euros durante nueve meses más, hasta diciembre.

Draghi defendió que esta decisión "encuentra un equilibrio" entre la mejora de la recuperación económica que, dijo, se refleja en aumentos del Producto Interior Bruto, descenso del desempleo y bajada del ratio entre deuda y PIB, y la "falta de señales claras" de que la inflación se dirige hacia el nivel deseado.

El presidente del BCE defendió que, en términos de estabilidad financiera, "los beneficios de la política monetaria han compensado las posibles inconvenientes" de la misma.

Si bien la expansión monetaria ha podido reducir los beneficios por rentabilidad de las entidades bancarias, dijo, la recuperación económica que ha impulsado ha reducido las quiebras y por tanto mejorado la calidad de las carteras crediticias de los bancos y ayudado a "sostener las ganancias de los bancos en el último año".

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV