sábado, 23 de octubre de 2021 Actualizado a las 12:07

El asilo por las deudas de Parisi

por Lidia Casas Becerra 23 septiembre, 2021

El asilo por las deudas de Parisi
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Señor Director:

Desde la Segunda Guerra Mundial que el mundo no había experimentado movilidad humana a la escala en que la vemos hoy; millones de personas son forzadas a migrar, ya sea por guerras internas y externas, el cambio climático, las crisis políticas y económicas. Chile no ha estado ajeno a este escenario mundial. Hace más de una década ingresan al país personas que dejan sus diferentes lugares de origen, entre otras razones, porque sus países no garantizan el respeto a los derechos fundamentales, por lo cual solicitan refugio en Chile.

Que el candidato Franco Parisi haya aludido a que solicitó asilo político en Estados Unidos nos debe hacer reflexionar sobre dicha institución. En Chile cientos de personas esperan que el Departamento de Extranjería procese sus solicitudes, muchos de ellos son incluso rechazados en la frontera sin tener posibilidad alguna de hacer formalmente la solicitud y que su caso sea escuchado.

El derecho internacional ha reglamentado las razones para solicitar asilo político: que la persona tenga temor de ser perseguida por motivos de raza, religión, nacionalidad, pertenencia a determinado grupo social u opiniones políticas, se encuentre fuera del país de su nacionalidad y no pueda o, a causa de dichos temores, decida no regresar a él.

No hay claridad de cuál sería el fundamento del Sr. Parisi fuera considerado un refugiado; él reclama falta de democracia. ¿Considerará que es una persecución política la cobranza judicial por deudas alimentarias? Si aquello fuera cierto, es decir persecución, habría millares de varones que podrán buscar una nueva forma de eludir sus responsabilidades familiares. Es inaceptable la liviandad de decir aquello, es una bofetada para los millares de personas que en Chile esperan una respuesta, otro tanto para las miles de mujeres y sus hijos que los padres paguen sus deudas. Al resto de nosotros, como diría mi abuelita, es como si nos hubieran visto las canillas.

Lidia Casas Becerra

Directora CDH UDP

 

 

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV