viernes, 22 de enero de 2021 Actualizado a las 05:05

PAÍS

Piñera anuncia Sistema de Financiamiento Solidario que reemplazará al CAE: instituciones deberán asumir diferencia de arancel

por 7 junio, 2018

Piñera anuncia Sistema de Financiamiento Solidario que reemplazará al CAE: instituciones deberán asumir diferencia de arancel
El mandatario indicó que "el crédito financiará el arancel regulado más un porcentaje de la brecha entre arancel regulado y arancel real, el que dependerá de la vulnerabilidad del estudiante y del nivel de acreditación de la institución", lo que marca una tensión entre el Gobierno y las universidades más complejas, es decir, las pertenecientes al CRUCH y las que tienen mayor acreditación ya que estas deberán cubrir la diferencia.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Pasadas las 11:00 horas de este jueves el presidente Sebastián Piñera llegó hasta la comuna de Ñuñoa para participar del anuncio del nuevo Sistema de Financiamiento Solidario para la educación superior, el cual implicaría el fin del criticado Crédito con Aval del Estado (CAE), el que hasta hoy mantiene a más de 870 mil endeudados.

La creación de este sistema que elimina de la ecuación de financiamiento a la banca fue uno de los principales anuncios que hizo Piñera en su primera Cuenta Pública ante el Congreso Pleno el 1 de junio.

Una política pública que busca sepultar al Crédito Aval del Estado (CAE), uno de los más cuestionados legados que dejó la Concertación, y seguir, así, con la línea que estableció Piñera en su primer Gobierno, que ha terminado con los abusos del CAE, cuando en el año 2011 llamó a un consenso con la oposición e ingresó un proyecto de ley que lo rebajó de un 6% a un 2%.

El anuncio presidencial del viernes da una solución a una generación completa de estudiantes, compuesta por más de 870 mil endeudados, de los cuales 376 mil 811 ya deberían estar pagando el crédito. Es justamente ante esta crisis por los deudores que vive el sistema –que registra un 40,3% de morosidad– que Piñera sacó un as bajo la manga: anunció que los morosos podrían pasar al nuevo SUC y, con ello, disminuir las críticas que han apuntado a la necesidad de que exista una “condonación de la deuda”, como lo ha solicitado la organización Deuda Educativa y las dirigencias del mundo estudiantil.

Durante esta mañana el Presidente reiteró que se tratará de "un sistema administrado por el Estado, sin intervención de la banca privada, con una tasa de interés del 2% anual". Asimismo detalló que los estudiantes que pertenezcan a los seis primeros deciles no pagarán mientras estudian y la cuota a pagar "en ningún caso excederá el 10% de sus ingresos".

El mandatario explicó que el crédito estará disponible para todos los estudiantes que pertenezcan a los nueve primeros deciles de ingresos y accedan a instituciones de Educación Superior acreditadas. Para quienes ingresan a universidades, deben tener al menos 475 puntos promedio en la PSU, señaló y para quienes ingresan a un Centro de Formación Técnica (CFT) o Instituto Profesional (IP), el requisito será tener promedio NEM superior a 5,3 o pertenecer al 50% superior de su promoción o ranking.

"El esquema de pago del Sistema de Financiamiento Solidario contempla hasta 180 cuotas (15 años). Una vez pagadas, la deuda se extinguirá sea cual sea el remanente. Para estos efectos, las cuotas que los jóvenes soliciten suspender por cesantía o por tener ingresos inferiores al salario mínimo se considerarán pagadas", anunció.

Respecto a los actuales deudores del CAE, Piñera explicó que estos deberán expresar su voluntad si quieren traspasarse al nuevo sistema y que de ser así, "la institución estatal pagará al banco y generará un nuevo crédito para el beneficiado, con las nuevas características", señaló.

Sin embargo, la forma en como se solucionará el problema de los deudores del CAE se mantiene abierta ya que Piñera no aclara cómo se realizará este traspaso.

Cabe mencionar que precisamente este punto no dejó contentos a los parlamentarios oficialistas, es más, ni siquiera en el “equipo técnico del ministerio había acuerdo” respecto a dicha medida, señalaron desde el seno de dicha repartición.

El principal punto en conflicto sería el costo de implementar esta solución para los morosos, ya que los montos podrían ser cuantiosos “si estas deudas aún están en posesión de los bancos y no han sido compradas por el fisco”, explicó un asesor de Gobierno.

Aún no existe claridad respecto a cuánto será la cifra que tendrá que pagar el gobierno por el precio de la recompra a la banca.

Asimismo el mandatario indicó que "el crédito financiará el arancel regulado más un porcentaje de la brecha entre arancel regulado y arancel real, el que dependerá de la vulnerabilidad del estudiante y del nivel de acreditación de la institución, con un tope de 1,5 veces el arancel regulado", detalló.

Es decir, esa diferencia deberá ser pagada por las instituciones, ya que el crédito cubre todo el arancel de referencia pero será la universidad la que pagará esa deuda entre el arancel regulado y el arancel real.

Este punto marca una tensión entre el Gobierno y las universidades complejas, las pertenecientes al CRUCH y las que tienen una mayor acreditación y no así a las universidades privadas, ya que de una y otra forma esto amarra una lógica de regulación en los aranceles ya que de ahí tendrán que financiar esta diferencia.

Es decir, con este anuncio el Ejecutivo avanza hacia la privatización del sistema educativo, ya que las universidades privadas, las que no contemplan gratuidad, son las que se verán más beneficiadas.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV