miércoles, 21 de octubre de 2020 Actualizado a las 20:52

Nuevos tiempos

Afganistán tiene el primer canal de Tv hecho por y para mujeres

por 25 agosto, 2017

Afganistán tiene el primer canal de Tv hecho por y para mujeres
Esta señal denuncia los temas de violencia de género, el machismo y los estereotipos. Sin embargo, cambiar la mentalidad de todo un país donde se prohibía, durante el gobierno talibán, que las mujeres accedieran a los medios de comunicación es una lucha diaria ya que deben enfrentar amenazas y el temor de ser acusadas de feministas.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Los medios de comunicación en Occidente y claramente en Chile están dominados por hombres y son menos las mujeres las que lideran a grupos periodísticos. Los espacios donde se desarrollan contenidos 100% acordes a sus gustos e intereses no existen y se debe luchar diariamente por incluir una pauta sin ser menospreciadas. Pero, imagínense trabajar en un canal de TV hecho por mujeres en el Oriente, donde aún en algunas aldeas se cambian a niñas por animales... Parece un desafío casi imposible.

Sin embargo, desde el 2011 ver a una mujer en la televisión afgana se hizo posible, cuando se derrocó al grupo Talibán que desde 1996 gobernaba el país. Con la caída del régimen fundamentalista islámico se derogaron algunas leyes extremistas, entre ellas la que prohibía a las mujeres acceder al sector de la comunicación o a la educación en general. No obstante, que sea legal no implica que sea normal. Y es que a pesar de que por ley las mujeres tienen derecho a participar en los medios, pocos han sido los rostros femeninos representantes del periodismo afgano. Al menos hasta ahora.

Hamid Sander fundó Zan TV el primer canal de televisión afgano hecho por y para mujeres. No obstante, ha sido difícil crear una cadena en la que las mujeres puedan tomar un papel activo en cuestiones como economía o política en un país en el que han sido marginadas y relegadas a las tareas del hogar, donde persisten los estereotipos de género y el machismo.

“Queremos ayudar a que las mujeres tengan un rol activo en la política y en la sociedad, a que tengan una vida fuera de casa”, afirmaba la directora del programa de noticias de Zan TV, Nasrien Nawa, en una entrevista de Reuters.

Han tenido que pasar 16 años para encontrar a una profesional al frente del informativo o dirigiendo un equipo de 74 trabajadores, como sucede en Zan TV. De total de los empleados, 54 de ellos son mujeres. El resto de los integrantes de la plantilla son varones, pero más bien por cuestiones prácticas: porque eran los hombres los que tenían formación en el funcionamiento de las cámaras o de los programas de edición y son los que enseñan a esta nueva generación de periodistas.

A juicio de la directora ejecutiva de la cadena, Setara Hassan, el acceso de la mujer a los medios de comunicación es uno de los grandes logros de los últimos años porque permiten que sean ellas mismas las que filtren y traten los temas. "No hay duda de que las periodistas se enfrentan a amenazas y retos, pero la visión general es muy positiva y muy prometedora", dice, consciente de que en la actualidad el empleo femenino es todavía casi inexistente. "Pero estamos seguros de que la situación mejorará, para eso estamos trabajando", agrega.

El canal de televisión, que comenzó a emitir hace un par de meses, ha sido, en general, bien acogido por la sociedad, especialmente por la audiencia femenina más joven, muy interesada en conseguir un país en el que todas las personas, independientemente de su género, tengan las mismas oportunidades.

El fundador de Zan, Hamid Samar afirma que una media de 90.000 personas ven el programa matutino de las noticias. A pesar de esto las periodistas han explicado al periódico The Guardian, que diariamente reciben amenazas y reproches incluso de sus familiares.

Nawa y el resto de reporteras dijeron hacer oídos sordos a esos comentarios. Porque, aunque respetan la ley islámica y aparecen con hiyab en la televisión, han explicado que su misión principal es denunciar los abusos que están teniendo lugar. Como, por ejemplo, mujeres que han sido víctimas de violencia de género.

La directora ejecutiva de la cadena resume esta singularidad: "Zan TV nace con la idea de alcanzar la igualdad y empoderar a todas las mujeres y niñas". "Queremos hacer efectivo el quinto punto de los Objetivos del Desarrollo Sostenible (ODS 5) para el siglo XXI de la ONU: acabar con todas las formas de discriminación contra todas las mujeres y eliminar todas las formas de violencia en los ámbitos públicos y privados, incluidas la trata y la explotación sexual", añade.

Para conseguirlo, en la programación de Zan TV incluyen todos los asuntos que afectan a la vida de la mujer, como finanzas, emprendimiento de negocio o liderazgo femenino. Incluso se debate sobre aquellos temas que hasta hace poco eran tabú: derechos reproductivos, violencia doméstica, acoso o matrimonio infantil (según la ONU el 57 por ciento de las niñas en Afganistán se casa antes de cumplir los 16 años) o forzado. "Uno de los programas más populares se centra en el papel femenino en la paz y el desarrollo, otro es un show donde se comparten testimonios y retos y el tercero más famoso es un espacio social en el que se habla con los ciudadanos sobre tópicos que se imponen a las mujeres ", describe la directora de Zan TV.

Entre los más vistos también se encuentra uno sobre justicia femenina, donde se destapan los abusos que sufren muchas de ellas. Gracias a emisiones como las anteriores citadas, muchos de los problemas que afectan a las féminas han salido a la luz pública. "Los medios de comunicación son muy rápidos y poderosos y permiten que las historias de estas mujeres lleguen a todas las regiones de Afganistán, incluyendo las más remotas, desde una perspectiva femenina", concluye. Lo que supone un paso fundamental para alcanzar la igualdad de género.

Un estudio de la ONG Global Rights mostró que 9 de cada 10 mujeres de Afganistán sufrieron abusos físicos, sexuales o psicológicos en 2015. Según Nawa, estos datos no se publican en los medios del país porque tienen miedo de ser acusados de “feministas”. Sin embargo, las periodistas de Zan Tv han prometido hablar de todo lo que tenga que ver con las mujeres afganas y convertirse así, “en un reflejo real de la sociedad”.

Más información sobre El Mostrador

Braga Multimedia

 Ver más

Noticias

Noticias del día