lunes, 21 de septiembre de 2020 Actualizado a las 22:30

Yo Opino

Victimas silenciosas

por 18 agosto, 2020

Victimas silenciosas

Crédito: Agencia Uno

  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Mucho se ha hablado estas semanas entre el caso de Antonia Barra y el de Ámbar Cornejo, sobre la perspectiva de género en la justicia. Pero nuevamente las mujeres LBTI quedan al margen de los discursos y medios de comunicación masivos.

El 2 de agosto de 2020 se conmemoró un año mas desde la muerte de Anna Cook, el cual es un claro ejemplo de una investigación realizada sin la rigurosidad y enfoque de género necesario. La causa ya va en manos de una tercera fiscal, pero en su momento la fiscal Mitzy Henríquez estimó que la causa de muerte fue una sobredosis sin participación de terceros, siendo que informes periciales indicaban que en el cuerpo de Anna se encontraron varias lesiones y restos de fluido seminal, ignorando totalmente el hecho de que Anna era lesbiana visible y no era posible que hubiera tenido relaciones sexuales consentidas con un hombre, existiendo un claro acto de violencia sexual.

El llamado es a visibilizar, de manera transversal la violencia contra las mujeres, hacer patente el #NoEstasSola, no solo en el caso de mujeres heterosexuales. 

Este caso es uno más de la larga lista de investigaciones que demuestran la necesidad de capacitar y/o perfeccionar a las policías y funcionarios de la administración de justicia, no podemos seguir siendo reaccionarios ante delitos aberrantes y sacar leyes con nombre de víctimas. Es necesario hacer un llamado, para la aplicación de políticas públicas rigurosas en relación a la violencia contra mujeres, marcando la diferencia entre heterosexuales y LBTI, ya que son manifestaciones de violencia con bases diferentes, muchas veces en el caso de mujeres LBTI con un carácter correctivo por su orientación sexual, expresión o identidad de género.

Hoy contamos con la Ley Gabriela que incorpora un tipo penal amplio al delito de femicidio, siendo un gran avance para las mujeres LBTI ya que hace referencia específica considerando como femicidio cuando este se realiza con motivo de la orientación sexual, identidad de género o expresión de género de la víctima. Cabe recalcar que la Ley Gabriela, a diferencia del agravante incorporado por la Ley Antidiscriminación, incluye la expresión de género.

El llamado es a visibilizar, de manera transversal la violencia contra las mujeres, hacer patente el #NoEstasSola, no solo en el caso de mujeres heterosexuales. Mejorando la acogida de la victima desde el momento que van a denunciar, no siendo cuestionadas y revictimizadas, ya que la violencia es un ciclo, un cumulo de actos que muchas veces terminan en femicidios, que podrían no haber ocurrido si el sistema hubiera reaccionado a tiempo.

  • El contenido vertido en esta columna de opinión es de exclusiva responsabilidad de su autor, y no refleja necesariamente la línea editorial ni postura de El Mostrador.

Más información sobre El Mostrador

Braga Multimedia

 Ver más

Noticias

Noticias del día