sábado, 24 de agosto de 2019 Actualizado a las 12:56

PAÍS

El cerco se estrecha sobre Carabineros: Catrillanca de “delincuente” a asesinado

por 30 noviembre, 2018

El cerco se estrecha sobre Carabineros: Catrillanca de “delincuente” a asesinado
Es muy probable que hoy, desde las 9 de la mañana, Marcelo Catrillanca pueda tener más certezas acerca de cómo ocurrieron realmente los hechos sobre el crimen de su hijo, porque desde esa hora, en el Juzgado de Garantía de Collipulli, está programada la formalización de los cuatro policías que formaron parte del operativo del Comando Jungla el pasado 14 de noviembre.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Esta mañana se espera la formalización de cuatro carabineros por la muerte del joven comunero mapuche Camilo Catrillanca. Los mismos que, apenas ocurridos los hechos, tardaron horas en concurrir a la Fiscalía para declarar. Algo similar a lo que ocurrió en el Ministerio del Interior, donde se vieron obligados a cambiar el tono confrontacional que desplegaron durante los primeros días por uno de colaboración en pos de descubrir la verdad, para terminar apoyando a estas alturas la tesis del homicidio.

Para la familia del joven comunero la posibilidad de una bala de rebote “es absurda”. "Quiero saber cuál fue el carabinero que mató a mi hijo”, dijo el lunes en una entrevista en CNN Chile, Marcelo Catrillanca, padre de Camilo, asesinado el 14 de noviembre en la comuna de Ercilla.

Es muy probable que hoy, desde las 9 de la mañana, Catrillanca pueda tener más certezas acerca de cómo ocurrieron realmente los hechos sobre el crimen de su hijo, porque desde esa hora, en el Juzgado de Garantía de Collipulli, está programada la formalización de los cuatro policías que formaron parte del operativo del Comando Jungla el pasado 14 de noviembre.

En 16 días ha corrido mucha agua bajo el puente. Varias horas después de la muerte del joven comunero en la zona de Temucuicui y tras un nervioso silencio, el Ministerio del Interior se amarró a la versión de que se trataba de un incidente en el contexto de delito común. Por eso, en La Moneda nadie habló ese miércoles y el encargado de representar la versión de las autoridades fue el, en ese entonces, intendente de La Araucanía, Luis Mayol, quien dijo que se trataba de autos robados, de un “delito común” y que Camilo Catrillanca era un “delincuente”, que tenía antecedentes penales por receptación.

Hoy las versiones son cada vez menos dispersas y probablemente se irán reduciendo hasta llegar a una verdad judicial, a partir de los datos que se entreguen durante la formalización. Del delito común, el Gobierno pasó a reconocer que se trató de un incidente irregular, por el cual decidió pedir la baja de los cuatro carabineros involucrados en el operativo. Además, un peritaje de la PDI comprobó esta semana que no hay restos de pólvora en la ropa ni en el cuerpo del joven comunero asesinado, tampoco en su acompañante en el tractor, el menor de 15 años de iniciales M.P.C.

Luego, desde el Ministerio del Interior se agregó la versión relativa a que los hechos ocurrieron en el contexto de un “enfrentamiento”. Primero dijeron que un grupo de encapuchados asaltó a un grupo de profesoras, a quienes les robaron sus autos y luego de eso se enfrentó a Carabineros. Poco después, el Gobierno admitió que Camilo Catrillanca no participó en los supuestos hechos delictuales y que el incidente sería investigado como un homicidio.

El mismo lunes en que Marcelo Catrillanca hablaba en televisión, confirmando que la familia presentó una querella, el general director de Carabineros, Hermes Soto, comparecía nuevamente en el Congreso, ahora frente a la comisión de Derechos Humanos del Senado, para entregar su versión de los hechos.

En la Cámara de Diputados, el general Soto dijo que el sargento Raúl Ávila, que llevaba una cámara en su casco el día de los hechos, destruyó la tarjeta que contenía las imágenes con una tijera, porque tenía videos personales con su pareja. Después, el abogado Luis Hermosilla –que representa al Ministerio del Interior– afirmó que la tecnología permite recuperar la información de un dispositivo semidestruido, pero el jefe de los Carabineros agregó –ahora en el Senado– que el funcionario tuvo las imágenes pero botó la tarjeta por la taza del baño, presumiblemente en su casa.

Hoy las versiones son cada vez menos dispersas y probablemente se irán reduciendo hasta llegar a una verdad judicial, a partir de los datos que se entreguen durante la formalización. Del delito común, el Gobierno pasó a reconocer que se trató de un incidente irregular, por el cual decidió pedir la baja de los cuatro carabineros involucrados en el operativo. Además, un peritaje de la PDI comprobó esta semana que no hay restos de pólvora en la ropa ni en el cuerpo del joven comunero asesinado, tampoco en su acompañante en el tractor, el menor de 15 años de iniciales M.P.C.

Paralelamente, esta semana Ciper reveló un informe secreto de Carabineros elaborado el 2017, donde Camilo Catrillanca aparece en la nómina de activistas que integraban la Alianza Territorial Mapuche (ATM), a quienes la policía les seguía los pasos.

Las alarmas estaban prendidas en la zona, el caso del lonko de la ATM, Alberto Curamil, y del comunero Álvaro Millalén, del Lof Pewenko, había marcado un precedente sobre la “persecusión a los sectores que han optado por la demanda de la autonomía”, señalan cercanos a la ATM.

Curamil y Millalén fueron detenidos en agosto de este año, en dos allanamientos simultáneos en Curacautín, acusados de participar en un asalto a la Caja de Compensación Los Andes en Galvarino, en abril de 2018. Hecho por el que se han declarado inocentes y por el cual ambos serán reformalizados este viernes 30, en paralelo a la formalización de los cuatro carabineros por la muerte de Catrillanca.

La prisión de Curamil-Millalén y el asesinato de Catrillanca son parte del mismo proceso. La pauta de Piñera es eludir diciendo que la culpa es de la historia. La pauta mapuche dice que también hay que identificar y castigar a los culpables de hoy. "También a sus cómplices”, puntualizaron desde la ATM, este jueves.

Además, desde la Alianza Territorial Mapuche se había desarrollado una serie de manifestaciones sociales clave en los últimos meses. Fue parte de la marcha en contra del Plan Impulso, que congregó a 10 mil personas en La Araucanía y que, de paso, funó la última visita del ministro de Desarrollo Social, Alfredo Moreno, a la zona. Otro foco por el cual los habrían tenido bajo vigilancia, era la solidaridad y defensa para con un conjunto de presos políticos mapuche.

La voltereta de Interior

Poco después de esa información sobre el informe de inteligencia donde aparecía Catrillanca y que alimenta la tesis del “ajusticiamiento”, trascendió parte del relato del sargento Fabían Alarcón, que reconoció haber disparado a las ruedas del tractor que manejaba Catrillanca y que la bala calibre 5,56 rebotó en una llanta hasta incrustarse en la nuca del comunero. Según los datos que se han filtrado, solo Alarcón y Ávila (que se deshizo de la tarjeta con imágenes) pudieron haber disparado.

Si bien lo de un posible rebote de la bala fue difundido por el Fiscal Nacional Jorge Abbott, todavía no hay una versión definitiva. Para el abogado de la familia, Nelson Miranda, “la tesis del rebote es absurda”, porque la bala –según dijo– estalló en la cabeza de la víctima.

La relación entre la Fiscalía y Carabineros también ha tenido un vuelco. Desde la reticencia para mandar a declarar a los efectivos involucrados hacia la sede del Ministerio Público, hasta ayer, cuando fueron detenidos los cuatro carabineros que hoy serán formalizados. El Gobierno, decidió pedir prisión preventiva para los cuatro uniformados.

"En la audiencia de control de detención, junto al Ministerio Público el Gobierno solicitará la prisión preventiva de estos cuatro carabineros. Y continuaremos trabajando como querellantes en la causa a efectos que se siga investigando para tener la tranquilidad de conocer todos los hechos, la verdad y saber y conocer todas las responsabilidades que puedan estar envueltas”, dijo el ministro Andrés Chadwick en un claro cambio de tono sobre el caso.

El Fiscal Regional Cristián Paredes afirmó que hay certeza de "la comisión de a lo menos tres delitos: un delito de homicidio, un delito de obstrucción a la investigación y además un delito de destrucción de documentos o elementos de investigación".

Oposición fallida

Un fuerte traspié político que sufrió la oposición al Gobierno, fue el rechazo a la idea de crear una comisión investigadora por la muerte de Camilo Catrillanca. Lograron solo 59 de los 62 votos necesarios para abrir la comisión, y se registraron 63 ausencias de diputados, varios de ellos parlamentarios de oposición.

Con 63 diputados que no llegaron a sesión, no se lograron los 62 votos para aprobar Comisión Investigadora sobre el actuar de Interior, Carabineros y PDI en este caso. "Difícil lidiar con la irresponsabilidad de algunos”, destacó el diputado independiente René Saffirio, quien se encargó de la recolección de firmas para presentar la iniciativa.

Desde el Frente Amplio hubo dos ausencias, la diputada humanista Pamela Jiles, quien se encuentra con licencia médica, y el diputado de Movimiento Autonomista, Diego Ibáñez, quien se hallaba en La Araucanía realizando una gira, para la que había solicitado permiso sin goce de sueldo. El diputado y jefe de la bancada PS, Manuel Monsalve, también faltó, señaló que “es terrible” que no se aprobara y se excusó con que no alcanzó a llegar a la sesión.

La no aprobación de la comisión investigadora generó fuertes roces entre los parlamentarios de oposición, se criticó el hecho de que muchos hayan dado señales de apoyo al pueblo mapuche, pero que finalmente se cayera la instancia que buscaba esclarecer los hechos por la muerte de Catrillanta. “Para interpelar a Chadwick todos estuvieron y para lo de Catrillanca no llegaron", afirmaron desde el Frente Amplio.

El diputado Saffirio ya juntó las firmas para hacer una nueva solicitud. La idea es votarla el martes 11, antes de la interpelación a Chadwick, quien deberá llegar hasta el pleno de la Cámara de Diputados dicho día, con el objetivo de rendir cuentas debido al asesinato de Camilo Catrillanca.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV