sábado, 25 de septiembre de 2021 Actualizado a las 15:08

PAÍS

De las calles a la disputa del poder: el reencuentro de líderes estudiantiles del 2011 en la campaña de Gabriel Boric

por 5 agosto, 2021

De las calles a la disputa del poder: el reencuentro de líderes estudiantiles del 2011 en la campaña de Gabriel Boric
Gabriel Boric, Giorgio Jackson y Camila Vallejo han asumido distintos liderazgos en la carrera presidencial: el primero como candidato, el segundo en su papel de coordinador de campaña y la tercera siendo el principal nexo del PC con el Frente Amplio en el tema, además de protagonista en las conversaciones políticas de su partido en Apruebo Dignidad. Los tres fueron dirigentes de las históricas movilizaciones del 2011 y son parte del recambio generacional que ha tenido protagonismo en las últimas elecciones. "La juventud y el pasado de la dirigencia estudiantil se transforman en unos antecedentes muy importantes para disputar el poder", a juicio de la politóloga Javiera Arce. En paralelo, en Chile Digno se debate estos días si irán en una o dos listas con los frenteamplistas. Las apuestas mayoritarias apuntan a que el PC, la Federación Regionalista Verde Social y Acción Humanista conformarían una lista única con el Frente Amplio y que algunos, como el Partido Igualdad, Izquierda Libertaria, entre otros, harán una distinta con el Partido Humanista, apostando a la diferenciación de proyectos.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

El 2011, el diario británico The Guardian reconoció a Camila Vallejo como la persona más influyente del mundo. Por entonces la hoy diputada lideró en las calles, como presidenta de la Fech, las movilizaciones universitarias por la gratuidad, junto a su compañero de labores, entonces presidente de la Feuc, Giorgio Jackson. Un año más tarde, se incorporó Gabriel Boric a ese trabajo en la Fech. Se levantaron como nuevos liderazgos estudiantiles, que les otorgaron una visibilidad incluso internacional y, años después, como nuevos liderazgos parlamentarios, que rompieron con esquemas, como mostrar sus tatuajes, asistir al Congreso de zapatillas y buzo, sin corbata, etc.

Y aunque la relación política no ha sido color de rosas y han tenido grandes diferencias –como en el acuerdo del 15 de noviembre por la Nueva Constitución–, se reencontraron en el escenario presidencial, en la candidatura de Boric: Jackson como coordinador del comando, su mano derecha; y Vallejo, encabezando –junto a Juan Andrés Lagos y Lautaro Carmona– el equipo del PC en la coordinación política de Apruebo Dignidad. Dirigentes frenteamplistas reconocen, de hecho, a Camila Vallejo como "el gran nexo" con el PC, y en parte lo atribuyen al vínculo que tuvo con dirigentes del FA en el periodo de manifestaciones estudiantiles, pero también por ser una figura joven del PC, "menos dogmática". En ese contexto es que algunos en el Frente Amplio ven con buenos ojos que la diputada pueda ocupar un lugar protagónico en la campaña de Boric, en alguna vocería o puesto con visibilidad. Eso, dicen en Apruebo Dignidad, se definirá "por estos días".

Con todo, Gabriel Boric, Giorgio Jackson y Camila Vallejo nuevamente lograron, en sus distintas dimensiones, instalarse en lugares con cada vez más relevancia política. La politóloga Javiera Arce, sostuvo que, si bien ahora son parte del establishment, lo son también del recambio generacional en la política. "Eso (sus liderazgos en las calles) ya pasó hace 10 años y ahora son parte del establishment, y tampoco tienen un perfil tan popular. Lo interesante de esta generación es, precisamente, el recambio generacional, yo creo que eso es lo más valioso, porque hay una generación que todavía se resiste a morir, y otra que quedó intermedia, pero que también forma parte de 'los mismos de siempre'. Todo lo que podría haber sido este recambio –que encarnaba Rodrigo Peñailillo–, pero que es un recambio mal hecho y súper mal enfocado. Estos chicos no. Nos vemos representados, viene algo nuevo, la gente está apostando por esto y ellos están ocupando espacios de relevancia política más fuertes. La juventud y el pasado de la dirigencia estudiantil se transforman en unos antecedentes muy importantes para disputar el poder", sostuvo.

Coincidió  en ello el analista y académico de la Universidad Central, Marco Moreno. "Estamos constatando el surgimiento de un nuevo ciclo político, y las transformaciones políticas –sean revolucionarias o evolutivas– se caracterizan principalmente por el hecho de que cambian los sujetos. En este caso, se corresponden a una generación de recambio de la élite, y es la que surgió a fines de la década del 2000, con el movimiento pingüino, y luego este grupo de estudiantes universitarios".

El segundo tiempo de la campaña

Luego de las primarias legales, y cuando por los palos entrará un candidato o candidata de la centroizquierda, se ha estado reactivando estos días el trabajo en el comando de Boric para darle un segundo aire, que incorpore al PC y pueda fortalecer la competitividad ante otras candidaturas de la oposición. Este miércoles se reunieron los equipos económicos del comando frenteamplista y quienes fueron parte de la campaña del alcalde Daniel Jadue, y a fines de esta semana debería quedar conformada una Mesa Política de Apruebo Dignidad, que se ocupará delante y detrás de cámaras de la campaña presidencial, así como de ser el eje articulador en la negociación parlamentaria. En la mesa política se estima que participen los presidentes de los partidos, pero se podrían sumar otras figuras de cada colectividad y, más adelante, nuevas vocerías para el comando de Boric.

Un ingrediente importante será el cariz que tome la negociación parlamentaria, donde aún no se define si se tratará de una o dos listas de Apruebo Dignidad. La sartén por ahora la tiene por el mango el Partido Comunista, que deberá deliberar en sus instancias políticas si pacta una lista con el Frente Amplio o prioriza otra con Chile Digno (que integra junto con otros partidos y movimientos de izquierda). Con este fin, el PC inició un proceso de deliberación y tuvo por tres días consecutivos, desde el lunes, reuniones de su Comisión Política. El órgano máximo es el Comité Central, que podría sesionar el fin de semana del 14 de agosto.

¿Pero por qué no es posible una lista única de todo Chile Digno con el Frente Amplio? Esto radica en que una parte de Chile Digno es crítico de algunos liderazgos frenteamplistas, entre los cuales cuentan a Gabriel Boric, a quien no apoyarán en noviembre. Se trata del Partido Igualdad, Izquierda Libertaria, y otros, entre los que también se contarían los Socialistas Allendistas. De hecho, este grupo, en caso de que el PC y otros pacten con el FA, piensa levantar una lista junto al Partido Humanista. Si el Partido Comunista decide ir en una lista con el Frente Amplio, se sumarían a esa opción la Federación Regionalista Verde Social y Acción Humanista, entre otros.

“Nosotros como Partido Igualdad hemos acordado, desde hace ya varios meses, que es necesario tener una lista parlamentaria que refleje realmente un eje transformador, antineoliberal, de organización, de lucha y que represente la disposición del pueblo de transformar esto radicalmente, Y por eso pensamos que podría traducirse en una lista parlamentaria de Chile Digno”, dijo Iván Carrasco, parte de la directiva del Partido Igualdad.

Dos almas en Chile Digno, que se apuran a aclarar que "no es un quiebre", pues sí hay una decisión de Chile Digno de hacer una lista de candidatos a Core, distinta a la que realizarán los frenteamplistas. Dos almas que –como en el bloque además aseguraron– también existen en el PC. Si bien no existen "lotes" en el Partido Comunista como sí los hay en el PS, PPD y DC, habría dos visiones distintas sobre los procesos políticos, donde unos estarían por priorizar el pacto Chile Digno por sobre Apruebo Dignidad, por ejemplo, y llevar dos listas, una separada de los frenteamplistas. Algo que hasta ahora ha ocurrido en la Convención Constitucional.

El reloj corre, porque quedan menos de tres semanas para oficializar los pactos e inscribir los candidatos, y por eso es que en Apruebo Dignidad coincidieron en que se debe determinar “lo antes posible” el número de listas para acomodar los cupos. Tema aparte es si el pacto Apruebo Dignidad sobrevivirá o no más allá de esta elección.

¿Con fecha de caducidad?

“Amerita tener este antecedente no solo para la presidencial, sino que también para una lista parlamentaria única con el Frente Amplio, versus la posibilidad que hoy se instala de tener dos nóminas”, dijo la constituyente comunista Bárbara Sepúlveda, en La Tercera, hace cerca de una semana, cuando los ánimos se crisparon en la Convención Constitucional, después que el FA no diera los patrocinios necesarios a cartas comunistas para coordinar comisiones.

Los roces en ese espacio político fueron evidentes y se sumaron al tenso ambiente que quedó de manifiesto, en los últimos días antes de las primarias y también posprimarias, entre ambos mundos, con el tono punzante de los candidatos, por ejemplo, en los debates finales. En este contexto, analistas creen que el pacto Apruebo Dignidad tiene pocas posibilidades de trascender, más allá de este año electoral, como proyecto político.

“Eso está difícil porque, más allá de la Convención, las relaciones después de las primarias quedaron muy tensas. Ese es un poco el riesgo de irse a primarias, donde la gente se saca todo de encima y quedan al desnudo un montón de diferencias y roces, que cuesta mucho sellar las heridas. El PC no está muy cierto de apoyar por completo a Boric, por lo menos las bases, y eso puede generar algún tipo de problema interno. Yo no veo al PC tan armado ni tan articulado, de hecho, eso se ha expresado en cómo en la Convención no hay ninguna posibilidad de que estos grupos trabajen juntos”, sostuvo la politóloga Javiera Arce.

Complementó lo anterior el analista Marco Moreno, con la relación cómoda que tendría el Frente Amplio con el Partido Socialista. “El Frente Amplio se siente mucho más cómodo en una relación con el PS, como lo hemos visto en la Convención, donde hemos observado de alguna manera la disputa por la hegemonía de la izquierda. Hoy día tiene un acuerdo táctico que se suscribió para las primarias, pero no es una alianza que les acomode mucho y por eso no hay que tener muchas expectativas de proyección, de sostenibilidad en el tiempo. Es posible que en estas tres semanas las tensiones sigan siendo fuertes. No sabemos si para quebrar este pacto, pero no tiene larga vida", agregó.

En Apruebo Dignidad, varios aseguraron que el pacto nació como uno político con bases programáticas, por lo que no necesariamente será un conglomerado estático.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV