martes, 24 de noviembre de 2020 Actualizado a las 07:21

Gastronomía

Estudio determina que miel de Alto Biobío es única en el mundo

por 23 mayo, 2019

Estudio determina que miel de Alto Biobío es única en el mundo
La ventaja se produce por las condiciones ambientales de agua, suelo y aire limpio sumado a la vegetación nativa y endémica del lugar.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Un estudio realizado por el Departamento de Ciencias y Tecnología Vegetal de la Universidad de Concepción, en coordinación con Indap y la Municipalidad de Alto Biobío, concluyó que la miel que se produce en esa zona cordillerana “es única en su tipo, de alta calidad, endémica y cumple con los más altos estándares chilenos y extranjeros”.

El análisis que estudió más de 200 colmenas distribuidas en Pitril, Malla Malla y Butalelbún entre 2017 a 2018, determinó que lo producido en el sector corresponde a un componente monofloral, el cual genera que el alimento tenga un color, fluidez, aroma y sabor distinto a lo comúnmente conocido. Esas características son únicas en el mundo y a la fecha no han sido descritas en la literatura científica.

Max Troncoso, académico del Laboratorio de Palinología y Ecología Vegetal de UdeC y quien lideró el trabajo de investigación, dijo que el objetivo del estudio fue caracterizar las mieles del territorio de Biobío Cordillera desde el punto de vista de la composición botánica, fisicoquímica y microbiológica, ya que no se conocía de qué estaba hecha la miel. “Ahora sabemos que el origen floral de la miel de Alto Biobío es en su mayoría monofloral, lo que significa que al menos el 45% del total de sus granos de polen corresponde a una misma especie vegetal”, explicó.

La diferencia se produciría por las condiciones ambientales de agua, suelo y aire limpio sumado a la vegetación nativa y endémica del lugar.

El investigador dijo que “a cada apicultor se le entregó un informe técnico acerca de la composición botánica, fisicoquímica y microbiológica de su miel, el que les servirá para conocer su producción y poder negociar un mejor precio ante sus compradores, ya que su producto ahora está analizado y cumple todo lo solicitado por las normas nacionales e internacionales de inocuidad”.

Por su parte, el alcalde de Alto Biobío, Nivaldo Piñaleo, sostuvo al diario La Tribuna que el este estudio "es una herramienta más para que nuestros apicultores locales puedan fortalecer su trabajo, generar mayores ingresos y mejorar la calidad de vida de sus familias y comunidades, beneficiando a la naturaleza en el proceso".

La apicultora María Cifuentes Vita, del sector Pitril, destacó en entrevista con el mismo medio, que “este estudio me va a servir para seguir creciendo como productora, ya que me gusta trabajar con las abejas y la miel se vende bien”.

Más información sobre El Mostrador