martes, 22 de septiembre de 2020 Actualizado a las 18:20

Viajes

Países europeos buscan apoyar el turismo mediante apps de rastreo del coronavirus

por 22 junio, 2020

Países europeos buscan apoyar el turismo mediante apps de rastreo del coronavirus
España y Alemania fueron los últimos países -luego de Italia, Suiza, Polonia y Letonia-que lanzaron aplicaciones para controlar los contagios de coronavirus, con la idea de poder recuperar sectores como la gastronomía y el turismo, entre otros. La tecnología busca preservar la privacidad registrando los contactos por Bluetooth de forma segura en los dispositivos.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Pasajeros ataviados con mascarillas y maletas con ruedas llegaban al aeropuerto principal de Madrid mientras franceses cruzaban la frontera para comprar alcohol y tabaco a un precio más barato este domingo, después de que España abriera ya sus fronteras a la mayoría de los países europeos y terminara con el estado de alarma impuesto para contener el coronavirus.

Las fronteras españolas están ahora abiertas a todos los países de la Unión Europea excepto con Portugal -se reabrirá el 1 de julio-, así como con los miembros del área Schengen fuera del bloque y con Reino Unido, en un muy necesario impulso a la industria turística del país, que representa más del 12% de su economía.

Los turistas británicos podrán entrar sin necesidad de pasar por una cuarentena, anunció la ministra de Asuntos Exteriores del Gobierno el sábado, aunque seguirán estando sujetos a 14 días de aislamiento a su regreso.

A los españoles también se les permitió moverse libremente por el país a partir del domingo y se esperaba que muchos visiten amigos, familiares y segundas residencias en otras regiones. Desde el 14 de marzo, la población española había tenido que permanecer sin salir de sus provincias.

La población todavía tendrá que llevar mascarillas en espacios públicos cuando no se puedan respetar las medidas de distanciamiento social.

A todos los pasajeros que lleguen se les tomará la temperatura, se les pedirá que indiquen de dónde proceden y que informen de su paradero en España por si necesitan ser localizados.

La ministra de Turismo, Reyes Maroto, en una entrevista con el periódico ABC publicada el domingo, dijo que España estaba lista para recibir a los turistas, pero añadió que el país tiene que trabajar para difundir ese mensaje.

"Tenemos que generar confianza en que España es un país seguro", dijo.

En su último discurso durante el estado de emergencia celebrado el sábado, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, felicitó a los españoles por permanecer unidos durante uno de los confinamientos más estrictos de Europa, pero advirtió que no bajen la guardia ya que podría haber una segunda oleada.

App de control

España probará una nueva aplicación para teléfonos inteligentes diseñada para ayudar a contener la propagación del nuevo coronavirus en una de las islas Canarias.

Este nuevo programa europeo que utiliza la tecnología Bluetooth para registrar los contactos entre las personas y enviar una advertencia si alguno de ellos da positivo para el virus comenzará a finales de junio en La Gomera, cerca del enclave turístico de Tenerife.

"El objetivo es explorar los potenciales de esta aplicación móvil de traceo en un escenario real", dijo el gobierno del archipiélago en un comunicado, añadiendo que "el objetivo del pilotaje, que se iniciará en las próximas semanas, es testar la aplicación para valorar su puesta en marcha en toda España".

España se suma a varios países —encabezados por Alemania, Suiza, Italia, Polonia y Letonia— en la opción de utilizar la radio de corto alcance del Bluetooth, en lugar de amenazar con invadir la privacidad de la población mediante el uso de datos de localización.

Para proteger aún más de la intrusión, los contactos entre los usuarios se almacenarán en dispositivos individuales, en lugar de pasar por un servidor central. Las autoridades sanitarias solo podrán acceder a los identificadores generados por el móvil de la persona infectada, pero no a los de sus contactos.

España ha trabajado con un estándar desarrollado por Apple y Google (del grupo de Alphabet), cuyos sistemas funcionan en un 99% de los teléfonos inteligentes del mundo.

"Se ha elegido la isla de La Gomera para este piloto por ser uno de los territorios donde confluye población local con turística y donde la colaboración ciudadana ha sido esencial en el control de la pandemia", dice el comunicado.

La app anti-Covid alemana

Alemania pidió a su población que descargara una nueva aplicación para teléfonos inteligentes que ayude a romper la cadena de infecciones por coronavirus, una de las diversas aplicaciones de este tipo con las que los Gobiernos europeos esperan resucitar los viajes y el turismo de forma segura.

La Corona-Warn-App, ya disponible para dispositivos Apple y Android, utiliza la tecnología de radio de corto alcance Bluetooth para medir los contactos cercanos entre las personas y emite una advertencia en caso de que uno de ellos dé positivo posteriormente a Covid-19.

"Esta aplicación no es la panacea. No es un salvoconducto. Pero es una importante herramienta adicional para contener la pandemia", dijo el ministro de Salud Jens Spahn durante el evento de lanzamiento.

Aunque las aplicaciones son nacionales, la idea es que deberían ser capaces de "hablar" entre sí. Esta interoperabilidad permitiría controlar los riesgos de infección cuando la gente viaja entre países.

Los miembros de la Unión Europea acordaron los estándares técnicos para la interoperabilidad entre las distintas aplicaciones, un paso para hacer posible el seguimiento de las infecciones a través de las fronteras del bloque.

"A medida que se acerca la temporada de viajes, es importante garantizar que los europeos puedan utilizar la aplicación de su propio país en cualquier lugar de la UE", dijo el comisario Thierry Breton en un comunicado.

La aplicación alemana casi se descarriló en abril, cuando Berlín descartó una estrategia inicial que habría almacenado los datos en un servidor central, lo que según los expertos en privacidad podría permitir espiar las relaciones de las personas.

El Gobierno acudió a Deutsche Telekom y SAP para rescatar rápidamente el proyecto. Las descargas iniciales en la tienda de aplicaciones Google Play llegaron a los cientos de miles, dijo el CEO de Deutsche Telekom, Tim Hoettges.

Sin embargo, las reacciones entre la población han sido dispares. Un sondeo de Politbarómetro de la semana pasada para ZDF señaló que el 42% la descargaría y que el 46% no lo haría, mientras que el 8% restante no tenía un teléfono lo suficientemente moderno.

Aún así, la aplicación fue descargada 6,5 millones de veces en las 24 horas siguientes a su lanzamiento.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador