miércoles, 27 de octubre de 2021 Actualizado a las 03:04

Autor Imagen

Política Nacional Docente: el puntapié inicial

por 9 enero, 2015

En los encuentros se abordarán las distintas dimensiones de esta nueva política y se desarrollarán las líneas que hagan posible las acciones necesarias para intervenir en materias de formación, valoración y prestigio de la profesión docente, generar los requerimientos de apoyo a su desempeño y la refundación de una profesión atractiva, que canalice los desafíos de nuevas generaciones de profesores y su influencia en la sociedad, en un marco de calidad de vida, de realización personal y responsabilidad social a través de su quehacer.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

El Ministerio de Educación realizará hoy, en conjunto con el Colegio de Profesores, Educación2020, Elige Educar, UNESCO y UNICEF, un masivo encuentro donde nos reuniremos en todas las provincias del país junto a las maestras y los maestros, para enriquecer con sus propuestas la nueva Política Nacional Docente.

Este esfuerzo de diálogo tendrá como propósito hacerse cargo de manera colaborativa de los distintos desafíos que la Política Nacional Docente recoge para el diseño e implementación de los procesos de fortalecimiento y mejora de la responsabilidad docente nacional.

En los encuentros se abordarán las distintas dimensiones de esta nueva política y se desarrollarán las líneas que hagan posible las acciones necesarias para intervenir en materias de formación, valoración y prestigio de la profesión docente, generar los requerimientos de apoyo a su desempeño y la refundación de una profesión atractiva, que canalice los desafíos de nuevas generaciones de profesores y su influencia en la sociedad, en un marco de calidad de vida, de realización personal y responsabilidad social a través de su quehacer.

En los encuentros se abordarán las distintas dimensiones de esta nueva política y se desarrollarán las líneas que hagan posible las acciones necesarias para intervenir en materias de formación, valoración y prestigio de la profesión docente, generar los requerimientos de apoyo a su desempeño y la refundación de una profesión atractiva, que canalice los desafíos de nuevas generaciones de profesores y su influencia en la sociedad, en un marco de calidad de vida, de realización personal y responsabilidad social a través de su quehacer.

Algunos de los desafíos y metas que nos hemos propuesto desde el Ejecutivo en términos del diseño de la nueva Política Nacional Docente son los siguientes:

En primer lugar, la política debe entender la profesión en una trayectoria de carrera.

Luego, deberemos ser capaces de implementar, en Educación Media, un Programa de atracción de talentos a las pedagogías, con el cual logremos rescatar el interés  de las nuevas generaciones por la  formación docente. El interés por la pedagogía detectada de manera temprana permitirá atraer a jóvenes talentosos y con compromisos sociales importantes para esta profesión y guiarlos en un proceso de desarrollo personal asociado a las características de esta carrera.

Así como la nueva política debe ser capaz de identificar el interés de los más jóvenes en la función docente, el sistema también deberá mejorar las estrategias de la selectividad de las carreras de educación, combinando variados criterios de selección de manera de identificar disposiciones vocacionales, no sólo con mediciones cognitivas, sino que, además, con otros procedimientos que ya varias Universidades que forman profesores están implementando. Se trata de reconocer las aptitudes de nuestros jóvenes y su disposición a la formación y el ejercicio pedagógico a través de formas diversas, comprometiendo mayores esfuerzos para identificar a los futuros buenos profesores que el país requiere.

En cuarto lugar, se hace impostergable fortalecer a la instituciones formadoras de profesores en el robustecimiento de su vinculación con la educación escolar, con foco en la didáctica de la enseñanza, en las metodologías para el aprendizaje, apoyados en la formación en la práctica y, lo que es más importante, para un dominio experto respecto de cómo aprenden los estudiantes y cómo sus acciones de enseñanza se ponen al servicio del aprendizaje.

A su vez, las universidades formadoras de docentes en sus mallas formativas deberán incluir entre sus contenidos el conocimiento de las necesidades de las escuelas y los liceos. En alianzas entre escuelas de pedagogía y establecimientos educacionales, con énfasis en la investigación aplicada al quehacer pedagógico escolar, se fortalecerá la formación inicial docente. Todo lo anterior integrando como marco el Sistema de Aseguramiento de la Calidad, los Estándares de Formación  y de las Bases Curriculares vigentes.

Sexto, la Política Nacional Docente deberá incorporar la Formación Continua desde los primeros pasos laborales. Para ello se abordará el proceso de inducción al ejercicio profesional, como un trayecto de formación en capacidades de inmersión en el mundo del trabajo pedagógico de todo profesor novel que aspire ingresar a la carrera docente. La inducción consiste en que el nuevo docente recibe el apoyo contextualizado a la realidad de la escuela de un profesor Mentor formado  y experimentado proveniente de las etapas superiores de la carrera y de la Red Maestros de Maestros. Este acompañamiento de ingreso a la carrera profesional durará un año.

Con ello se abordan dos situaciones que afectan al profesor en el inicio de su carrera: la comprensión de los contextos particulares de trabajo y la consolidación de su profesionalidad docente ante el riesgo de abandono mediante el diálogo y la reflexión profesional.

Séptimo la nueva Política Nacional Docente deberá reconocer la necesidad de remunerar adecuadamente a los maestros y maestras, acercarse a un equilibrio razonable entre horas lectivas y no lectivas y a mejorar en general las condiciones de trabajo de los educadores. Una nueva Carrera Docente debe reconocer el conocimiento docente como un campo del saber distintivo, que permite relevar la progresión de una carrera a lo largo de la vida y que la legitima como una construcción que se transforma a medida que se avanza en el desarrollo profesional. Del mismo modo, deberá valorar el ejercicio educativo de profesoras, profesores y educadoras motivados por su desarrollo profesional,  atraídos por los desafíos de la carrera docente y activos para responder a ellos e influir positivamente en un modelo educativo con menos desigualdades y mejores  aprendizajes para los estudiantes y el país.

Estos son sólo 7 desafíos que como país debemos enfrentar si queremos hacer valer ese sentido general de que los profesores están en el centro de todo proceso educativo.

Invitamos a todos los profesores y profesoras de Chile a sumarse a esta construcción, compartiendo sus reflexiones, opiniones y propuestas este viernes 9.

Más información en http://reformaeducacional.gob.cl/pnacdocente/categoria/fechas-dialogos-ciudadanos/

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV