martes, 19 de octubre de 2021 Actualizado a las 15:47

Opinión

Autor Imagen

La Iglesia chilena preocupa en El Vaticano

por 3 enero, 2018

  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

La crisis de la Iglesia Católica en Chile es particularmente aguda. Su apreciación pública cayó 43 puntos, de un 91,8 en 2001 a 48,6 en 2010 sgún The Lab Y&R. Y un reciente estudio de Latinobarómetro mostró que hoy solo el 36% de los chilenos muestra confianza en esa institución, el número más bajo de toda Latinoamérica. ¿Por qué? La explicación es multifactorial. He aquí los tres factores más importantes, a mi juicio.

- El descrédito que ha experimentado por los casos de abusos sexuales por parte del clero. ¿Por qué es mayor el impacto en Chile? No porque la cantidad de casos sea mayor en Chile que en otros países de similar tamaño, sino porque la falencia por omisión - tanto por parte de la Curia Romana como de la Jerarquía de la Iglesia en Chile - tiene mayor impacto en la cultura chilena. ¿Cuál es esa “falencia por omisión”? El circunscribir las sanciones correspondientes sólo a los autores de tales delitos, dejando impune a los cómplices y encubridores es un error garrafal y su rectificación es aún tarea pendiente. El chileno tiene una cultura legalista y una intolerancia a la impunidad mucho mayor que en otros países latinoamericanos.

- El rol de la Iglesia en temas valóricos se ha visto depreciado, tanto por lo pérdida de autoridad moral ante los creyentes –producto de la situación anterior- como porque la jerarquía de la Iglesia Católica (de Chile y en el Vaticano) no ha sabido leer los signos de los tiempos. En particular, no ha sabido empatizar con los temas que preocupan a la juventud actual, ni con los matrimonios que no han funcionado (la excomunión sigue vigente para los que rearman su vida en pareja), ni con la convivencia en pareja previa al matrimonio, cuestiones que -conforme lo indican las estadísticas correspondientes- en estas últimas dos décadas representan un fenómeno mucho más significativo que antes, y aún más en Chile que en el resto de Latinoamérica.

La jerarquía de la Iglesia Católica, otrora percibida como la gran defensora de los derechos humanos e iluminadora de la solución a los problemas que aquejan a los más necesitados, contemporáneamente se percibe como que ha estado al margen de dicho “acompañamiento eclesial”. No ha sintonizado con “los problemas de la gente”, particularmente con los de la clase media emergente, bastante mayor en Chile que en otros países latinoamericanos.

- El rol histórico de la Iglesia Católica Chilena en “la cuestión social” fue muy importante, quizás más que en otros países latinoamericanos. A los ojos de los creyentes, últimamente dicho rol se ha visto un tanto abandonado. En efecto, la jerarquía de la Iglesia Católica, otrora percibida como la gran defensora de los derechos humanos e iluminadora de la solución a los problemas que aquejan a los más necesitados, contemporáneamente se percibe como que ha estado al margen de dicho “acompañamiento eclesial”. No ha sintonizado con “los problemas de la gente”, particularmente con los de la clase media emergente, bastante mayor en Chile que en otros países latinoamericanos. Esto último es similar al origen de la crisis de los partidos políticos y al desapego hacia las ideologías, que Chile ha experimentado en mayor medida que otros países de Latinoamérica.

- El Concilio Vaticano II (1962-1965) representó un hito muy importante para la Iglesia Católica, particularmente en latinoamérica y otros países subdesarrollados del mundo. Pero desde 1965 a la fecha hay cambios cualitativos muy significativos en todas las problemáticas abordadas por dicho Concilio. Adicionalmente, han surgido nuevas problemáticas, en diferentes ámbitos, que necesitan ser abordadas. No bastan los documentos Papales. Muy probablemente se requiere un Concilio Vaticano III, y con un carácter aún más participativo e inclusivo que el Concilio Vaticano II.

  • El contenido vertido en esta columna de opinión es de exclusiva responsabilidad de su autor, y no refleja necesariamente la línea editorial ni postura de El Mostrador.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV