miércoles, 19 de febrero de 2020 Actualizado a las 20:08

Opinión

Autor Imagen

¿Perspectivas de cambio en Cuba?

por 26 abril, 2018

¿Perspectivas de cambio en Cuba?
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

La llegada a la presidencia de Cuba de Miguel Díaz-Canel ha sido ampliamente difundida y con razón: por primera vez en casi 60 años un Castro no ocupará ese cargo. En Chile, las opiniones han sido mayoritariamente críticas, en el sentido real de que se mantiene el poder del Partido Comunista Cubano, que Raúl Castro continuará controlando las FF. AA. y que en su discurso inaugural Díaz-Canel si bien habló de la “actualización” del modelo y cambiar lo que sea necesario, en lo fundamental, elogió a Castro y la continuidad del sistema socialista.

¿Significa ello que a nivel internacional  también deben mantenerse las críticas y no intentar un cambio? No lo creo. Es un salto generacional de gran magnitud que ha incluido también a las vicepresidencias: tres mujeres, tres afrocubanos, tres menores de 52 años y un solo “comandante de la revolución”, los que han estado de hecho por sobre cualquier institucionalidad, esto debería tener efectos hacia una visión más global y, posiblemente, menos ideologizada.

Un factor importante es la posición que tendrá Estados Unidos, vecino de Cuba. La primera respuesta sería que se mantendrá el bloqueo -aún subsistente en diversos rubros- y que poca apertura puede esperarse de la Administración Trump. El Presidente de EE.UU. se ha mostrado dispuesto a la regularización de vínculos con Corea del Norte  y ha demostrado poco interés en América Latina al no asistir a la Cumbre de las Américas en Lima.

Parece probable que América Latina -y también el Caribe que ha sido capaz de mantener simultáneamente cercanía con EE.UU. y Cuba- pueda jugar un rol por medio de sus principales democracias y la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (CELAC) para acompañar al nuevo gobierno cubano y favorecer los intercambios, con más inversiones y cooperación en políticas sociales y asistencia técnica en ambas direcciones. Si no lo hace América Latina poco puede esperarse de EE.UU.

Parece probable que América Latina -y también el Caribe que ha sido capaz de mantener simultáneamente cercanía con EE.UU. y Cuba- pueda jugar un rol por medio de sus principales democracias y la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (CELAC) para acompañar al nuevo gobierno cubano y favorecer los intercambios, con más inversiones y cooperación en políticas sociales y asistencia técnica en ambas direcciones. Si no lo hace América Latina poco puede esperarse de EE.UU.

¿Y la infracción a la libertad de expresión y otros derechos humanos en Cuba? Naturalmente, se debe abogar por su plena vigencia, pero la falta de ellos en Norcorea y China no han impedido ni aperturas ni cooperación. Chile se ha ofrecido como huésped de los diálogos en Colombia con ELN que ha mantenido guerrillas por décadas ¿Puede descartarse una mejor relación con Cuba porque dada su necesidad de combustibles debe seguir recibiéndolos  de Venezuela?

Una América Latina más asertiva en el mundo global y con mayor presencia y posiciones propias en los foros internacionales puede integrar en mayor medida a Cuba en sus políticas y no quedar entrampada en la muy grave situación de Venezuela, ni en el desinterés de EE.UU., con el fin de avanzar con Cuba en los planos político, económico y cultural. Por lo menos, debería aprovechar la oportunidad que se le presenta.

  • El contenido vertido en esta columna de opinión es de exclusiva responsabilidad de su autor, y no refleja necesariamente la línea editorial ni postura de El Mostrador.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV