viernes, 5 de marzo de 2021 Actualizado a las 10:46

Antártica y tsunami

por Mario Pereira 28 enero, 2021

Antártica y tsunami
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Señor Director:

El sábado 23 de enero, al inicio de la noche y en cosa de unos 20 minutos, se recibió información confusa que generó desconcierto en los habitantes de la costa en gran parte del país. Terremoto en la Antártica Chilena; enseguida un aviso de “estado de precaución” emitido telefónicamente por ONEMI, mencionando “…abandonar zona de playa. Distanciese (sic) por COVID-19”, decir por lo menos, extraño. Algunos minutos más tarde, ocurrió un sismo de mediana a fuerte intensidad, con epicentro en la vecindad de Farellones. La dinámica de lo sucedido obliga a un análisis en términos de los organismos concurrentes. Vamos por parte.

Por un lado, el Centro Sismológico Nacional, dependiente de la Universidad de Chile, que registra, caracteriza y reporta los sismos; por otro, el SHOA (Servicio Hidrográfico y Oceanográfico de la Armada), dependiente de la Armada de Chile que es el organismo, formal, de reportar si el sismo tiene las características para generar un tsunami; enseguida interviene ONEMI, que depende del Ministerio de Interior y Seguridad Pública, que debe emitir la respectiva alerta. Si a lo anterior agregamos que OVDAS (Observatorio Volcanológico de los Andes del Sur), dependiente de SERNAGEOMIN, que a su vez depende del Ministerio de Minería, reportó a su vez, en unos momentos después, “ACTUALIZACIÓN SISMO: Sobre sismo ocurrido hace algunos minutos en territorio Antártico, …. que la zona del volcán Orca se encuentra sin anomalías hasta el momento”.  Adicionalmente, cabe agregar que los “aluviones”, en otras circunstancias, los debe informar SERNAGEOMIN.

Comprenderá señor Director que, frente a esta dispersión de información e intervinientes, es el momento de dar curso, con decisión, a la iniciativa de reunir en un solo organismo esta diversidad, como el Servicio Geológico de Chile que permita enfrentar de mejor manera estas situaciones, con visión sistémica, con mayor eficiencia y eficacia, y al mismo tiempo, facilitar el avance desde el concepto de peligro a riesgo, de una vez. Este organismo debe reunir lo relativo a eventos naturales como sismos, tsunami, volcanes, remociones en masa (aluviones), conformando equipos multidisciplinarios de profesionales y técnicos.  Esta institución es la que debe reportar a ONEMI que a su vez emite las alertas y coordina las emergencias. El enfoque no solo debe estar orientado al “peligro”, es tiempo de transitar a la dimensión “riesgo” y por lo mismo, incorporar los efectos sociales. Cabe recordar que los desastres no son naturales sino “socio-naturales”.

El Colegio de Geólogos de Chile y la Sociedad Geológica de Chile, son decididos impulsores de esta iniciativa, desde hace bastantes años. Es el momento de generar instituciones fuertes, para no repetir la historia.

 

Mario Pereira,

Presidente Colegio de Geólogos de Chile

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV