jueves, 2 de diciembre de 2021 Actualizado a las 04:47

El único encuentro se produjo en el Servel para inscribir las candidaturas

Puentes cortados: comandos de Sánchez y Mayol llegan sin hablar y tensionados al debate del Frente Amplio

por 24 mayo, 2017

Puentes cortados: comandos de Sánchez y Mayol llegan sin hablar y tensionados al debate del Frente Amplio
Beatriz Sánchez y Alberto Mayol llegan a la contienda sin ningún tipo de contacto y sus comandos solo han tenido una reunión formal. Cada aspirante, además, ha trazado una estrategia completamente distinta: mientras la periodista apunta a reconquistar la simpatía de cercanos al PS y PC, Mayol se la juega por la izquierda ultra que está dentro y fuera de su bloque.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

En enero de este año el sociólogo Alberto Mayol se reunió con Beatriz Sánchez. El encuentro del académico con la periodista tenía como fin explorar la posibilidad de que la comunicadora postulara a La Moneda respaldada por el nuevo bloque que se gestaba: el Frente Amplio. 

Según quienes conocen detalles de la visita, en dicha ocasión Sánchez se habría negado a la posibilidad de postular a Palacio. 

Casi dos meses después –el 21 de marzo–, por medio de su programa radial en La Clave, Sánchez anunciaba que postularía a La Moneda respaldada por dos de los partidos del bloque: Revolución Democrática (RD) y el Movimiento Autonomista (MA). 

Mayol, que a principios de ese mismo mes había anunciado que aspiraría a la Presidencia de la República, patrocinado por Nueva Democracia (ND), le envió un correo a la periodista saludando su decisión e invitándola para que ambos tuvieran un encuentro.

Dicha cita –aseguran en el Frente Amplio– nunca se concretó, siendo la reunión de enero y el mail de marzo las únicas comunicaciones que ambos aspirantes presidenciales han tenido. Esto, salvo la mediática aparición que tuvieron este 3 de mayo, cuando juntos llegaron hasta el Servel para presentar las firmas e inscribir las candidaturas en conjunto. “Fue algo mediático, pues no tienen mayor contacto”, dice un miembro del Frente Amplio, quien además agrega que su primer encuentro será precisamente este miércoles, cuando se enfrenten en el debate que transmitirá TVN.  

Y es que tanto los aspirantes como los mismos equipos de cada uno no tienen coordinación y, además, hay quienes comentan que las relaciones entre ambos comandos pasan por su momento más complejo. 

Ruido Interno 

Es tan escasa la interacción, que en el Frente Amplio reconocen solo una reunión formal de los comandos, la que se gestó hace tres semanas, con el fin de definir los criterios para los debates. En ella participaron, en representación de Sánchez, Sebastián Depolo de RD y Carlos Durán de MA; por parte de Mayol, Esteban Silva, quien es su jefe de campaña y representante legal ante el Servel, e Isabel Palominos de ND. 

Y si bien la cita se dio en buenos términos, lo cierto es que a los pocos días se generaron los primeros ruidos internos. El primero de ellos –afirma Silva– fue cuando desde el comando de Sánchez comenzaron a mostrar poca disponibilidad para que la periodista participe de debates. Tal fue el caso del debate que Mayol había aceptado para participar en La Tercera y Radio Duna, a lo que la comunicadora se negó; más tarde sucedió lo mismo para Radio Bío Bío, donde esta vez Sánchez dijo tener problemas de agenda. 

“Ellos no han estado disponibles para participar de ningún debate, salvo el de ahora en TVN”, detalla Silva. 

En la fracción que respalda a Mayol, de hecho, señalan que Sánchez está muy protegida y que, al ser “débil programáticamente”, han evitado exponerla a muchos debates. Incluso, hay quienes comentan que se le llama la “Bachelet de izquierda” y algunos de los que respaldan a Mayol designan con el apelativo de “los niños” a quienes están con la comunicadora.  

Salvo la cita de inicios de mayo, los equipos se han comunicado solamente vía WhatsApp y por llamados telefónicos, comunicaciones que, precisan, son informales. 

Mayol, por su parte, ha acusado públicamente al Frente Amplio de estar dominado por sus cúpulas, causando la molestia en militantes, dirigentes y voceros. De hecho, Karina Oliva, miembro de Poder Ciudadano (PD), le pidió un fair play al precandidato. 

Silva, al respecto, explica que las palabras de Mayol responden a que “en el Frente Amplio hay algo que es sumamente desproporcionado, porque todos los voceros están formalmente en la campaña con Sánchez y hablan a favor de ella, lo que no es bueno para el bloque ni para ambos candidatos. Nuestro objetivo es que los voceros den garantías de ecuanimidad”.

La estrategia para Sánchez 

Más allá de la tensión y el inexistente contacto, lo cierto es que, además, ambos grupos han tejido un diseño estratégico completamente distinto. 

“La construcción a futuro del Frente Amplio (FA) también es con los militantes de base del PS y del PC”, comentan desde la fracción que respalda a la periodista, donde, además de RD y MA, también se han sumado movimientos como PD, Partido Humanista (PH) e Izquierda Autónoma (IA). 

La frase no es casual y desde hace al menos tres semanas ha comenzado a sonar con fuerza, pues revela el diseño político-comunicacional que busca recomponer la simpatía que en algún momento se tuvo con el mundo más de izquierda de la Nueva Mayoría. Parte del diseño, por lo tanto, pretende cambiar la imagen  de un “bloque confrontacional”.

Es tan escasa la interacción, que en el Frente Amplio reconocen solo una reunión formal de los comandos, la que se gestó hace tres semanas, con el fin de definir los criterios para los debates. En ella participaron, en representación de Sánchez, Sebastián Depolo de RD y Carlos Durán de MA; por parte de Mayol, Esteban Silva, quien es su jefe de campaña y representante legal ante el Servel, e Isabel Palominos de ND.

Por lo mismo, no son pocos los que aseguran que en las habituales reuniones que cada martes y miércoles tiene el bloque en la sede del Partido Humanista, a las 20:00 horas, ha habido una mala evaluación de las vocerías que cuestionan “con fuerza” al bloque oficialista, como, por ejemplo, la que en febrero y marzo tuvo la precandidata por el Distrito 12, Karina Oliva, líder de PD. “El PC decidió estar en un espacio junto a los partidos de la corrupción”, comentó en su momento la dirigenta, que apuesta a competir en La Florida con la diputada comunista Camila Vallejo. 

Por el contrario, estos días el nuevo conglomerado busca entregar un discurso constructivo a Sánchez. Su simpatía y cercanía con la gente aparecen como elementos claves en medio de tal diseño. 

“Beatriz Sánchez necesita ramificarse y hablarle a la gran mayoría de los ciudadanos y en general la gente no entiende estas peleas entre los políticos”, señala un miembro del Frente Amplio. 

A este mismo plan responde el hecho de que, por ejemplo, luego que el miércoles 10 de mayo, por medio de un reportaje en 'Ahora Noticias', se dieran a conocer las inversiones del PS en SQM, Beatriz Sánchez solidarizara con la base socialista “por las decisiones de una cúpula que no responden a la forma de ver la política”.

“(Esto) defrauda mucho a la militancia de base del PS, que me imagino que con esfuerzo siempre debate ideas”, comentó la periodista, quien incluso se diferenció del propio candidato presidencial del PS, el senador independiente Alejandro Guillier. El parlamentario emplazó al Partido Socialista a dar “explicaciones razonables al país” y aclaró lo siguiente: “Yo no soy militante del PS y tampoco tengo ese pasado de las prácticas que todos hoy día rechazamos”. Palabras que, por lo demás, generaron molestia en el socialismo. 

Nicho de Mayol 

¿Y qué sucede con el precandidato Alberto Mayol? Quienes lo respaldan aseguran que el sociólogo apunta a una estrategia de nicho que va principalmente al ala más de izquierda del Frente Amplio e, incluso, a aquella que está fuera del bloque, llamada por ellos mismos “la ultraizquierda”. 

“Estamos por un programa transformador y radical que no es un eslogan. Estamos por lograr que la izquierda se movilice y vaya a votar y con ello ganar la primaria”, puntualiza Silva, quien además reconoce que Sánchez logra simpatía en un electorado independiente más cercano al de la Nueva Mayoría. 

En el equipo de Mayol agregan que no están “por los que militan por WhatsApp”, sino que aspiran a intelectuales de izquierda mayores de cuarenta años. 

Diferencias en el bloque 

En el bloque reconocen que internamente y dentro de cada uno de los 12 movimientos que componen el conglomerado, existen dos grupos de integrantes: quienes saben que deben hablarle al ciudadano independiente y progresista y otros que quieren entregar un discurso de izquierda duro y radical.

“La división ha generado una tensión interna, porque mientras algunos quieren hablar solo hasta los militantes del PC, otros queremos hablarles incluso a los votantes que le han entregado su voto a la derecha, porque debe quedar claro que hay sectores populares que dejaron de apoyar las ideas del mundo progresista”, explicó a este medio Jorge Ramírez, analista electoral del Frente Amplio. “No necesitamos un discurso radicalizado, necesitamos propuestas de transformación. Esto no es un concurso de quién tiene el discurso más radical, por el contrario, creemos que hacemos planteamientos que son de sentido común para la gente”, agregó a El Mostrador el vocero del Frente Amplio y vicepresidente del Partido Humanista, Tomás Hirsch, quien además postula al Distrito 11. 

Precisamente, debido a estos grupos “radicalizados”, el Frente Amplio vivió momentos de tensión el jueves pasado cuando la sede del Partido Comunista de Valparaíso fue atacada por un grupo de militantes de Izquierda Autónoma. La acción fue calificada como un error y llevó al líder de ese movimiento, Francisco Figueroa, a pedir disculpas públicas por el hecho. “La ocupación de la sede del PC por parte del frente estudiantil porteño de Izquierda Autónoma fue un error. El PC no es el PPD (…) en estos casos solo cabe la más franca y abierta autocrítica”, escribió Figueroa en su Facebook. El mismo dirigente, además, días antes había concedido una entrevista a este medio, donde aseguró que “para imaginar la izquierda también tenemos que ser capaces de convencer a esos comunistas y socialistas honestos que siguen perdiendo dentro del PC y el PS”.

Minuta de análisis 

El hecho generó profunda molestia en el PC, donde dan por asegurado que, tras el ataque a su sede, la militancia comunista terminó de alejarse del Frente Amplio. Por lo mismo, en el bloque reafirman que se busca hacer un “guiño” al PC, evitando acciones y declaraciones que puedan causar molestia a esa colectividad. 

El nuevo diseño del referente, además, no es desconocido para el PC. Varios comunistas afirman haber tenido acceso a una minuta donde diferentes movimientos del Frente Amplio reconocen la necesidad de ser “realistas” y no alejarse de quienes en un futuro podrán ser aliados políticos. 

“Acá hay que construir mayorías y caben muchos más y sobre todo de las bases que han creído en la Concertación y en la Nueva Mayoría. Hay una crítica a las cúpulas de la Nueva Mayoría, pero entendemos la diferencia entre esa nueva cúpula que se desconectó con las vivencias y las necesidades que tienen las bases de los militantes de la Nueva Mayoría”, comentó Hirsch, para luego agregar que “en la gran mayoría del Frente Amplio coincidimos en que nuestro planteamiento es de transformaciones, pero no pretendemos hacerlo solos”. 

Con todo, por hoy las principales conversaciones entre los dirigentes del Frente Amplio apuntan a que no tiene sentido la pelea entre izquierdas y, por lo mismo, es necesario evitar la fragmentación de ellas, por medio de un ejercicio de ubicar bien dónde están los enemigos.  

Son tantas las tensiones que han afectado hasta el momento al bloque, que hay quienes no descartan el hecho de que, después de las elecciones, varios movimientos que no alcancen a tener representantes en el Congreso puedan entregar su renuncia al conglomerado. 

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV