jueves, 22 de octubre de 2020 Actualizado a las 17:00

PAÍS

Ad portas de la votación de las 40 horas: Vallejo advierte que el Gobierno ha aplicado una "política del terror" y "ha jugado sucio"

por 30 agosto, 2019

Ad portas de la votación de las 40 horas: Vallejo advierte que el Gobierno ha aplicado una
La diputada comunista consideró que el Gobierno “nos declaró la guerra” y busca “sembrar miedo para que nuestro proyecto pierda apoyo y gane el de ellos”. “Pero nosotras pusimos el pecho a las balas”, dijo refutando los argumentos del Ejecutivo para desacreditar su proyecto que se vota este lunes en la Comisión de Trabajo de la Cámara de Diputados. La legisladora también enfrentó los cuestionamientos de los empresarios, señalando que “siempre los grandes grupos se han opuesto a cambios que implican mejorar las condiciones de vida de los trabajadores. Y es lamentable que tengan esa mirada que es bastante cavernaria”.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Camila Vallejo ha sido la protagonista principal de una batalla comunicacional contra el Gobierno de Sebastián Piñera. Su propuesta de reducción de la jornada laboral de 45 a 40 horas ha calado fuerte y ha encontrado un apoyo mayoritario de la ciudadanía. 

Será este próximo lunes, 2 de septiembre, cuando la Comisión de Trabajo de la Cámara de Diputados vote el proyecto de la parlamentaria del Partido Comunista (PC), lo que ha redoblado las críticas del Gobierno y el empresariado contra su proyecto.

Vallejo no ha perdido la oportunidad de enfrentarse ante el Ejecutivo y los empresarios, quienes se han mostrado contrarios a la iniciativa que, si bien fue presentada antes de la llegada de Piñera a La Moneda, es ahora, cuando se está viendo enfrentada contra la propuesta del Ejecutivo que busca reducir la jornada laboral a 41 horas con flexibilidad.

En conversación con la Revista Capital, la legisladora consideró que el Gobierno ha llevado a cabo una "campaña del terror" para que su iniciativa pierda respaldo, al aseverar que la reducción de la jornada a 40 horas semanales generaría la pérdida de 250 mil empleos. Para la legisladora, "eso es jugar  sucio".

"Yo no entiendo por qué su propuesta de 41 horas promedio aumentaría 250 empleos y por qué nuestro proyecto de 40 horas quitaría 250 mil empleos. Lo que está detrás es –lisa y llanamente– una campaña del terror, sembrar miedo para que nuestro proyecto pierda apoyo y gane el de ellos. Eso es jugar sucio", dijo.

"El Gobierno nos declaró la guerra contra el proyecto de 40 horas y nosotras pusimos el pecho a las balas. O sea, si nos declaran la guerra, empujamos con más fuerza porque tenemos una convicción. Esto no tiene nada que ver con las encuestas. Surgió de las opiniones de los vecinos y vecinas del distrito, de lo agobiados que están producto de jornadas extenuantes de trabajo. Desde ahí en adelante, esto ha sido batallar y batallar. Hemos ido contra viento y marea y seguiremos dando la pelea. Esto no se da por ganado hasta que el proyecto sea ley".

Vallejo también se fue en picada contra el mundo empresarial, sector que se ha mostrado contrario a los dos proyectos. Por ejemplo, el líder de la Confederación para la Producción y el Comercio (CPC), Alfonso Swett, ha reiterado que ninguna de las iniciativas ha presentado "estudios serios" que reflejen el real impacto que pudieran tener sobre el empleo y la economía del país. 

"Para el mundo empresarial nunca es el momento. Siempre los grandes grupos se han opuesto a cambios que implican mejorar las condiciones de vida de los trabajadores. Y es lamentable que tengan esa mirada que es bastante cavernaria (...) Porque si fueran más modernos, si pensaran en el futuro como lo han hecho empresarios de países desarrollados, estarían apoyando una reducción de la jornada laboral y no oponiéndose. Han sacado garras para que esto no avance. Yo lo lamento mucho", dijo Vallejo.

El impacto en las pymes

Respecto al impacto que una reducción de jornada laboral pudiera tener en las pequeñas y  medianas empresas (pymes) Vallejo fue enfática en señalar que se va a establecer una gradualidad que les permita acomodarse. "Nosotros ya hablamos de una gradualidad para las pymes. Eso está conversado con ellos. Entendemos que les cuesta más acomodarse. Por lo tanto, va a haber una implementación más gradual, pero aún así siguen oponiéndose".

"Lo que está detrás es una clase empresarial que no tiene mirada de futuro, que solo piensa cómo maximizar sus utilidades en el corto plazo. No entiendo por qué no lo ven como una oportunidad de generar más empleos, de ser más productivos. Hay una mirada anticuada y súper egoísta respecto al país", agregó.

"Empecinamiento del Gobierno"

En el marco de la discusión por el proyecto que reduce la jornada laboral, Camila Vallejo cree que ha habido un "empecinamiento del Gobierno de no querer abrirse a cuestiones que los países modernos ya han hecho. Y es solamente por esta lógica de resguardar el bolsillo de los grandes. Ni siquiera estoy hablando de las pymes. Aquí están obstinados en cuidar y maximizar el capital de los grandes que, además, son sus amigos. Piñera es una de las personas más ricas del mundo. No quieren ver que los países que redujeron sus jornadas laborales son más productivos. Esta no es una propuesta de izquierda. Es sentido común".

"Existe la idea de que los políticos que vienen del mundo empresarial van a generar más crecimiento y empleo. La gente cree que así como lo han hecho para sí mismos, lo pueden hacer para el resto. Pero en la práctica eso no ha sucedido. El crecimiento está estancado, los salarios no han aumentado y las utilidades declaradas por las grandes empresas son millonarias. O sea, Chile está creciendo solo para algunos", aseguró.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV