miércoles, 20 de noviembre de 2019 Actualizado a las 05:05

Agenda Inclusiva

Presentado por:

Inclusión

La revolución silenciosa de la comunidad sorda

por 23 octubre, 2019

La revolución silenciosa de la comunidad sorda
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Hace unos días, un encuentro atípico se llevó a cabo en Valparaíso; durante los días 11,12 y 13 de octubre, se desarrolló el II Congreso de Sordos e Intérpretes Latinoamericanos. Evento al que asistieron más de 30 sordos e hipoacúsicos, y más de 60 intérpretes de lengua de señas; que provenían principalmente de Argentina; Chile; Brasil y Perú.

El encuentro contó con la participación de destacados expositores internacionales, provenientes de Costa Rica; Guatemala y Brasil. Además, los organizadores contaron con el respaldo de la iglesia MFE, ubicada de la zona, que les proveyó de un espacio físico y de apoyo logístico total.

Quienes están comprometidas en ayudar a las personas en situación de discapacidad (PeSD), han trabajado anónimamente durante años. Como corrientes subterráneas, se han organizado para lograr una integración auténtica; esto, a pesar de la indiferencia de la sociedad y de nuestra apatía. Podríamos justificarnos por la desinformación, y tendríamos algo de razón. No podemos ser sensibles ante una realidad que no conocemos. Recién el año 2004 se realizó el I Estudio Nacional de la Discapacidad, y tuvieron que pasar casi 10 años para una segunda investigación en esta materia.

Han pasado 15 años desde el primer estudio. No tenemos excusa para seguir indolentes. La información está a un clic de distancia. Las personas en situación de discapacidad, solo por su condición, sufren un empeoramiento de su calidad de vida. Tienen peores niveles de salud que la población en general, son más vulnerables a enfermedades prevenibles. Tienen menos posibilidades de ingresar y de permanecer en la escuela, siendo común el fracaso escolar. Además, tienen más probabilidades de estar desempleadas y de tener un sueldo inferior al común de las personas. Estas son sólo algunas de las conclusiones plasmadas por la OMS en el Informe Mundial Sobre la Discapacidad (2011).

Según el II Estudio Nacional de la Discapacidad (2015), en Chile, una persona en situación de discapacidad recibe un ingreso promedio mensual 100 mil pesos inferior al del resto de la población. Incluso, esta brecha de ingreso podría superar los 150 mil pesos.

Este es un patrón que se repite en el acceso y la calidad de la salud, también en educación. Por ejemplo, las personas en situación de discapacidad reciben una jubilación promedio inferior a los 160 mil pesos; mientras que el promedio del resto es de 220 mil pesos.

Comunidad sorda

La situación de los sordos no dista de ser mejor, debido a su condición, su vida social está muy limitada, así mismo, sus conocimientos y su nivel de vida. Sufren cesantía, bajos sueldos, baja participación política y poco acceso a beneficios estatales. Por todo esto, el congreso realizado en Valparaíso posee una enorme importancia. El encuentro tenía como objetivo, fortalecer y potenciar el desarrollo de la comunidad sorda y de sus integrantes; además de capacitar a los intérpretes en lengua de señas; quienes cumplen un importante rol al agilizar la integración de la comunidad sorda con el resto de la sociedad.

Los organizadores del congreso son un matrimonio comprometido con la comunidad sorda: Verónica Mallo y Sergio Mendoza. La primera, de nacionalidad argentina, comenzó como intérprete cuando era una adolescente y ya acumula casi 30 años de experiencia, siendo maestra de Lengua de Señas Argentina (LSA) y Lengua de Señas Chile (LSCH). Sergio Mendoza en cambio, es hijo de padres sordos, por lo que adquirió la lengua de señas antes que el español hablado. Su primer rol de intérprete lo ejerció con sus padres, y desde ese momento, no ha dejado de interpretar para las personas sordas. Ambos, han trabajado en distintos eventos, festivales, canales de televisión y en diferentes organismos del gobierno.

La exitosa realización de este congreso ha sido toda una victoria para este matrimonio. “Es una alegría, un objetivo cumplido. Anhelamos que la gente siga aprendiendo, capacitándose, y ayudando a las personas sordas en todas las áreas de la vida. Ver que aquí haya gente de tantos países nos llena de gozo” expresó Verónica. En el mismo sentido, Sergio relató que desde el año 2000, había participado en numerosos congresos internacionales de sordos e intérpretes, que se realizaban fuera del país. “Siempre he sido yo el que tenía que viajar a esos países, porque no había nada en Chile, y una vez allá, me preguntaban cuándo sería el turno de nuestro país. Esto ha sido un sueño hecho realidad.”

Una condición y no discapacidad

Carlos Gutiérrez Vargas, uno de los expositores internacionales del congreso, es sordo y vive en Costa Rica. Está casado, es padre de una niña de 3 años y pronto nacerá su segundo hijo. Es Licenciado en Educación Primaria y estudiante de Bachillerato en Derecho en la Universidad de Costa Rica. Además, es chofer de Uber y cofundador de la empresa Acceso Visual, en la que trabaja como editor y traductor.

"Ser una persona sorda es una forma propia mía, como tener cierta estatura, nacionalidad o etnia. Para nosotros, ser sordo no es una discapacidad: es una condición. Seguimos siendo seres humanos, con nuestra propia identidad, lengua y cultura. Nuestro objetivo es romper las barreras que nos dividen y que todos seamos iguales”, dijo.

La segunda expositora sorda fue Astrid Arias –Abby para sus amigos–, una mujer sorda originaria de Guatemala. Esta capacitadora es conocida en su país por ser blogger y youtuber con el objetivo de promover la integración de la comunidad sorda en el resto de la sociedad. Uno de sus sitios más conocidos es la página de Facebook EnSeñate LDSI Guatemala, donde promueve el aprendizaje de la Lengua de Señas de Guatemala (Lensegua).

La tercera expositora era una persona oyente de tan solo 22 años. Se trata de la joven brasileña Solyana Loredo Coelho, que estudió en la Universidad Estácio de Sá, en Rio de Janerio, y ahora ejerce como psicóloga y como oradora motivacional. Ella fue invitada por su historia de superación personal tras nacer con el síndrome de Amelia, el cual se caracteriza por la ausencia de una o más extremidades, y otras malformaciones del cuerpo. Para Solyana, esto le ha significado nacer sin brazos y tener una malformación en ambas piernas; por lo que no puede caminar. Pero a pesar de no tener brazos, puede escribir, gracias a sus pies.

Solyana afirma que “para todo hay un propósito, yo lo encontré en la psicología y en las charlas motivacionales”. Es su primera vez en Chile y considera su visita a nuestro país como una importante experiencia, en la que agradece el cariño de las personas. Un mensaje importante de Solyana es que “todos somos diferentes, la diferencia de las personas con discapacidad es que necesitan ayuda. Por eso es importante hablar de inclusión y de accesibilidad. A pesar de nuestras limitaciones, nosotros tenemos muchas capacidades y habilidades. Solo necesitamos oportunidades para poder desarrollarlas”.

El mensaje de Solyana coincide con la siguiente reflexión que realizó el intérprete chileno, Sergio Mendoza: “En realidad, la discapacidad no es la que se sufre en sí, es el entorno el que hace evidente la discapacidad. Si ese entorno supiera hablar en lengua de señas, ya no habría discapacidad. Es el entorno el que impide que puedan desarrollarse. Por eso, son las personas las que deben cambiar el paradigma, cambiar esa mirada clínica por una mirada sociocultural de las personas.”

Las experiencias y reflexiones expresadas por los expositores internacionales y nacionales, impacto profundamente en los asistentes de este congreso, que llegaron a ser más de 200 durante la ceremonia de cierre, a la que asistieron un centenar de habitantes de la ciudad porteña. Algunas resoluciones de este congreso, fue realizar el siguiente encuentro en Argentina. Además, la ONG Ser Nosotros respaldara a Sergio Mendoza y a Verónica Mallo, para realizar un curso de lectoescritura para sordos. Este curso será gratuito y tendrá por objetivo enseñar a leer a todos los sordos que, por su condición, no pudieron terminar sus estudios primarios. Poco a poco, los sordos se están haciendo escuchar.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV