jueves, 21 de noviembre de 2019 Actualizado a las 09:01

Su protesta

La chofer de transantiago que dejó el bus botado en Plaza Italia por amamantar a su hija

por 24 noviembre, 2017

La chofer de transantiago que dejó el bus botado en Plaza Italia por amamantar a su hija
Gabriela Alegría, conductora de transantiago, ayer dejó el bus que conducía estacionado en Plaza Italia, porque su jornada laboral no sólo estaba terminada hacía casi 40 minutos, sino que además ella tenía que cumplir con su hora de lactancia.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

“Siendo las 14:48 me retiro a hacer efectiva mi hora de lactancia materna. Lo siento en el alma pero voy a termina aquí mi jornada laboral y yo voy a exigir mi derecho a la lactancia, el derecho que tenemos todas las mujeres a alimentar a nuestros hijos" dice Gabriela Alegría en un video mostrado hace unas horas en La Mañana de Chilevisión. En el mismo momento donde dejaba el bus, uno de sus pasajeros la grabó dando su declaración en el momento, que envió al canal para llamar la atención de lo que afectaba a Gabriela.

La mujer de 30 años ayer en la tarde dejó estacionado en Plaza Italia el bus que le habían asignado manejar ése día. Antes estaba haciendo el tramo 419 que según ella “no se demora más de tres horas”, pero la empresa, sin preguntarle, le dieron el 421 que es más largo: comienza en Rinconada y termina a la altura del San Carlos de Apoquindo. Es un recorrido que dura más de 6 horas, a pesar que su jornada laboral es de 5. La empresa dueña de los buses es Express. En el reportaje, la afectada muestra en la planilla que hay días donde trabaja incluso más de 7 horas.

“Yo le dije que donde me encontrara la hora iba a dejar el bus estacionado porque yo iba a hacer valer el derecho de mi hija de alimentarse. El jefe dijo que alcanzaba a hacer el recorrido, pero no fue así. Por eso lo dejé en Plaza Italia”, dijo esta mañana a su entrevistado.

Por hoy en la empresa no le quisieron dar ningún recorrido, pero le dicen que desde mañana le van a dar uno más corto. “Jefatura me llamó para decirme que iban a hacer lo posible”.  Gabriela, que además es dirigente sindical denunció en el reportaje los problemas que ha tenido con la sala cuna, con el trabajo durante el embarazo y el pre-natal, aldo que no sólo la ha perjudicado a ella, sino que a todos: "la empresa no respeta ni la media hora de almuerzo de los trabajadores ni la hora de lactancia que tenemos las madres" expresó.

El bus quedó sólo en la plaza y horas después otra persona lo fue a buscar.

La ley dice que hasta los 2 años el niño se puede amamantar 1 vez al día por 1 hora. El empleador debe darle todas las facilidades a la madre para lograr alimentar a su hijo: el viaje a casa debe ser pagado por la empresa, el tiempo se puede parcelar en dos medias horas en distintos momentos del día o se puede acortar la jornada laboral una hora al inicio o al final para ejercer el derecho.

Más información sobre El Mostrador

Braga Multimedia

Noticias

Noticias del día