lunes, 25 de octubre de 2021 Actualizado a las 23:17

Esta tecnología permite mantener archivos que no pueden ser censurados ni alterados en la red

Cultura - El Mostrador

Cómo Blockchain podrá combatir las ‘Fake News’, como la falsa construcción de un hospital en Chile por Cristiano Ronaldo

por 21 diciembre, 2017

Cómo Blockchain podrá combatir las ‘Fake News’, como la falsa construcción de un hospital en Chile por Cristiano Ronaldo
Para nadie es una novedad que, respecto de esta cascada de falsas informaciones que transitan a gran velocidad dentro del ciberespacio, como si de una epidemia se tratara, cuesta mucho parar su fuerza detonadora una vez lanzado el mensaje. Con esta tecnología, debido a que se agregan datos bloque por bloque, nadie puede retroceder ni alterar lo que ya sucedió. En consecuencia, el registro es incorruptible.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Hace un par de días se extendió la noticia de que el jugador estrella del Real Madrid, Cristiano Ronaldo, construiría un hospital infantil en Santiago. Una noticia absolutamente falsa. Desde Lisboa, su representante, Manuela Brandao, desmintió la información y afirmó que el portugués jamás tuvo la intensión de construir hospital alguno en Chile ni en América Latina. “La noticia que se ha difundido no es verdadera. Se trata de alguien que le gusta inventar cosas de celebridades (fake news), y esta es una más. Ha sido la agencia EFE que la ha anunciado y ellos deberán hacer un desmentido”, me aseguró la portavoz del futbolista.

Y es que para nadie es una novedad que, respecto a esta cascada de falsas informaciones que transitan a gran velocidad dentro del ciberespacio, como si de una epidemia se tratara, cuesta mucho parar su fuerza detonadora una vez lanzado el mensaje. Grandes medios periodísticos han tragado informaciones falsas. Como el reciente caso de la agencia de noticias EFE, o el del prestigioso periódico británico The Guardian, que publicó falsas fotografías sobre los incidentes ocurridos el pasado 1 de octubre en Cataluña, día en que sin piedad se adulteró un alto número de informaciones.

En mi espíritu curioso di con blockchain hace ya casi cinco años. Donde muchos me miraban como si fuera marciana cada vez que me refería a esta innovación. A medida que comencé a conocer esta tecnología, más interés despertó en mí. Un entusiasmo que me llevó a preguntar: ¿Y si blockchain pudiera salvar la industria periodística? Así, junto a la también periodista Covadonga Fernández, organizamos hace un año el evento Blockchain y Periodismo en Madrid, para dar respuesta a esta interrogante.

Ya que sabíamos que el sistema Bitcoin, desde que se estrenó en 2009, lo que verdaderamente trajo al mundo era mucho más importante que una criptomoneda, lo que levantó nuestra verdadera pasión es que su supuesto creador, Satoshi Nakamoto, nos regalaba un nuevo tipo de registro que se procesa bloque a bloque, conocido como blockchain. Donde cada vez que las personas necesitan saber si algo sucedió o no, alguien que deposita dinero en una cuenta bancaria, cambia el título de una casa o vota en una elección, etc., la tecnología blockchain autentifica automáticamente esas acciones, mediante la distribución de un registro público compartido y verificado a tantas personas como estén interesadas en ver ese registro.

De esta manera, cualquier interesado puede unirse a una red informática y descargar el registro. Cada nuevo conjunto de entradas en el registro, cada bloque, es agregado por todos los ordenadores en la red y luego verificado, con marca de tiempo. Debido a que se agrega nueva información bloque por bloque, nadie puede retroceder ni alterar lo que ya sucedió. El registro es incorruptible.

Es obvio por qué este tipo de registro es valioso para el periodismo: nos permite mantener archivos que no pueden ser censurados ni alterados después de hechos. Y podemos seguir la trazabilidad desde dónde se generó la información. Pero hay más. Nuestros medios se han vuelto peligrosamente vulnerables a la manipulación en la era de Internet. Plataformas como Facebook y Google toman dinero de publicidad para mostrar noticias que no pagaron por producir, ni son periodistas, y han fallado en filtrar información. Asimismo, medios que han nacido bajo el paraguas digital (incluidos BuzzFeed, HuffPost, Mashable y Vice), y que se han empeñado en distribuir su información sobre la base de ‘clics’ por las redes sociales, continúan con pérdidas, pérdidas que no pueden sostenerse indefinidamente.

Y es que, hasta el momento, estas plataformas nacidas digitalmente han sido sostenidas por inversores, algunos de los cuales comienzan a perder la paciencia, ya que aún no ha llegado el medio que haya encontrado la llave de oro para dar con un nuevo modelo de negocio periodístico. Sin ir muy lejos, Mashable se acaba de vender a precio de ganga, por 50 millones de dólares, cuando hace solo un año se evaluaba en $250. De momento, nadie ha dado con la preciada llave, ni siquiera el tan aclamado aumento de suscriptores del NYT elevará al periódico a su época dorada de ingresos.

 Civil

El valor de Civil, la startup neoyorquina que utiliza la tecnología Ethereum-blockchain, es que romperá el actual esquema del modelo de negocio periodístico. La compañía, fundada por los periodistas Matthew Iles y Daniel Seiberg, quien hasta hace menos de un mes dirigía Google News Lab, no anhela sobrevivir con el dinero de anunciantes, ni por clics, más bien aprovechará las bondades de su propio token (CVL) para arrancar con un innovador modelo de patrocinio.

Financiación que llega a través de una participación activa del público, donde podrán bonificar directamente a un periodista. También se retribuirán financieramente los comentarios procedentes de los lectores, quienes, además, ayudarán a verificar la información publicada, al mejor estilo ‘fact checker’, una figura muy utilizada en la revista The New Yorker, donde muchos de sus plumillas parten en esa sección que vela por la veracidad de los testimonios.

La empresa cuenta con el beneplácito y apoyo de Consensys, una de las principales compañías de blockchain en el mundo, liderada por Joe Lubin (creador de Ethereum junto a Vitalik Buterin). Un importante respaldo por el repunte que ha dado Ethereum a blockchain con los contratos inteligentes. Grandes corporaciones, como Microsoft, han adoptado Ethereum en algunas áreas de su negocio.

Civil estará operativa a comienzos de 2018 y trabajará directamente con ‘Newsrooms’, redacciones creadas por una red de renombrados periodistas. De hecho, ya se han comenzado a elaborar profundos reportajes de investigación que verán la luz en el primer trimestre del próximo año. Asimismo, la startup empieza a crear alianzas con prestigiosos y ‘tradicionales’ medios de comunicación, tanto en Europa como en EE.UU.

¡Hay vida para el periodismo! Hoy, más que nunca, necesitamos información seria y rigurosa. Reportajes de calidad. Periodistas dignamente remunerados. Junto a medios de información libres de censura.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV