miércoles, 25 de mayo de 2022 Actualizado a las 18:19

El Cacique dejó a su “bestia negra” convertida en un manso gatito

por 8 marzo, 2015

El Cacique dejó a su “bestia negra” convertida en un manso gatito
El cuadro popular venció con escasas dificultades a la Universidad de Concepción, que en los últimos años parecía haberle tomado la mano al Cacique. Los tres puntos le significaron acortar al mínimo la distancia en la tabla con el líder, Cobresal.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Hasta hace poco tiempo, se decía que la Universidad de Concepción se había transformado en la “bestia negra” de Colo Colo. Estaban los resultados para respaldarlo, porque pasaban y pasaban los campeonatos y el cuadro popular invariablemente perdía frente al elenco del Campanil. La tendencia se interrumpió en el torneo pasado, cuando el Cacique fue a ganar a la Octava Región, y después de lo sucedido ayer, en el Monumental, parece que la “bestia” de antes quedó reducida a manso gatito.

Porque Colo Colo se impuso claramente por 3-0 a un cuadro que, salvo una oportunidad que tuvo a los 10 minutos de juego para abrir la cuenta, nunca más pudo preocupar a Villar, excepto cuando ya se jugaban los descuentos con una jugada en que el meta paraguayo mostró los mismos reflejos de la primera etapa para entregar su valla invicta. Si a los 10 minutos instintivamente le puso las manos y el pecho a un cabezazo a quemarropa de Huentelaf, cuando el partido expiraba paró primero un cabezazo en el área chica y luego un rebote.

El escasísimo trabajo de Justo Villar habla a las claras de cómo este cuadro penquista, que transcurridas cinco fechas lideraba el campeonato con una campaña impecable, se ha ido por el tobogán, sumando ahora las mismas cinco fechas sin conocer la victoria.

Convengamos que Colo Colo tampoco lo hacía mucho mejor. Como en tantos partidos, mostraba una absoluta carencia de claridad y de ideas para vulnerar el cerco defensivo penquista. Sólo un penal, ejecutado por Paredes a los 17 minutos con su habitual solvencia, le daba al Cacique los tres puntos que podrían permitirle acercarse un poco más al líder Cobresal, como ocurrió finalmente. El juvenil Camilo Rodríguez, lateral derecho reemplazante del suspendido Gonzalo Fierro, entró al área con pelota dominada y Huentelaf, que lo había seguido desde terreno propio, lo tocó abajo haciéndolo caer.

A favor de la ventaja, Colo Colo se limitó a tocar y tocar, buscando más que el acierto propio la equivocación del rival. Salvo un cabezazo que Felipe Flores desvió luego que el meta Muñoz saliera mal a cortar un centro, los albos no produjeron más ofensivamente.

El Cacique aseguró definitivamente el resultado apenas reanudado el partido en su segunda etapa. Flores cedió en excelente forma a Luis Pedro Figueroa y el centro de este fue empalmado en forma muy poco limpia por Claudio Baeza en la boca del arco.

A partir de ese momento, la escasa incertidumbre que existía acerca del desenlace del encuentro terminó por diluirse. Colo Colo le cedió la cancha a la Universidad penquista con la clara intención de atesorar la ventaja y, si el rival llegaba a equivocarse, tanto mejor. Lo poco que intentó el cuadro dirigido técnicamente por Ronald Fuentes se diluía una y otra vez en la ineficacia de sus delanteros y en la creciente solvencia de la defensa alba.

Así hasta que, faltando tres minutos para el término del tiempo reglamentario, con prácticamente todo el cuadro universitario jugado en la búsqueda de un descuento, vino un contragolpe que sólo costó dos pases:  el de Maldonado para la escapada de Paredes, y el de éste para un Delgado que llegaba libre por la derecha. El enganche del delantero para hacer pasar de largo a su marcador le despejó el camino para ponerla de zurda en el vertical más alejado de Muñoz.

La victoria, su ascenso en la tabla, donde ahora sólo lo separa un punto del líder Cobresal, muestra a un Colo Colo bien aspectado para el Superclásico del próximo sábado, en el Estadio Nacional.

Su defensa ya no es tan permeable como en las primeras fechas, cuenta con un jugador que ha ido creciendo futbolísticamente a pasos agigantados (Claudio Baeza) y Héctor Tapia podrá disponer de aquellos jugadores que ya cumplieron su castigo del Tribunal de Penalidades, es decir, Vecchio, Chupete Suazo y Gonzalo Fierro.

Pero eso, por cierto, no le asegura nada. Se dice que los clásicos son un partido aparte y esa verdad ha sido muchas veces comprobada como para seguir creyendo en favoritismos.

Pormenores



Bajo la conducción de Rafael Troncoso, que mostró amarilla a Baeza y Cáceres, de Colo Colo, y a Esteban Flores y Cristián Muñoz, de la Universidad de Concepción, los equipos alinearon así:

Colo Colo: Villar; Rodríguez, Vilches, Barroso, Beausejour; Pavez, Valdés (55´ Maldonado), Baeza; Figueroa (71´ Cáceres), Paredes y F. Flores (55´ Delgado).

Universidad de Concepción: C. Muñoz; Berríos, Machuca, F. Muñoz, E. Flores; Portillo, Benítez (46´ Lepe), Aguirre (46´ Guastavino); P. Muñoz, Vargas (78´ Churín) y Huentelaf.

Goles: 17´, Paredes (penal); 48’ Baeza; 87’, Delgado.

Público asistente al Monumental: 13.823 personas.

Síguenos en El Mostrador Google News

Compartir Noticia



Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV