miércoles, 5 de mayo de 2021 Actualizado a las 17:46

Colo Colo tuvo mayor contundencia y… a Villar

por 31 octubre, 2015

Colo Colo tuvo mayor contundencia y… a Villar
Superado en el juego la mayor parte del tiempo, el cuadro albo logró un trabajado triunfo por 2-0 frente a una Universidad de Chile que jugó como nunca en este campeonato. El meta paraguayo fue la gran figura del partido disputado en el Monumental.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

El triunfo de Colo Colo en el Superclásico del fútbol chileno, por 2-0, vino a demostrar, una vez más, que en el fútbol hablar de justicia es un ejercicio inconducente e inútil. Porque claramente la U fue mejor la mayor parte del tiempo, sólo que no pudo concretar las muchas ocasiones de gol que se procuró, a veces por apuro o impericia, o porque al frente tuvo un arquero que, como Justo Villar, se transformó en un murallón insalvable para las pretensiones azules.

Con esta victoria, Colo Colo no sólo mantiene su ventaja en la tabla, sino que ratificó su paternidad en este tipo de partidos y prolongó por un año más la invencibilidad frente al clásico rival en el Estadio Monumental.

Apenas corrían treinta segundos de juego cuando un pase largo de Baeza sorprendió absolutamente mal parada a la retaguardia azul. Corriendo por el centro del área, Paredes no pudo bajarla, pero de la pelota se hizo Beausejour, quien, viendo que Martín Rodríguez entraba absolutamente destapado por la derecha, se la cedió de primera para que hiciera el gol.

El ex huachipatense, con tiempo y espacio para controlarla, la empalmó de primera, elevando de manera increíble frente a un Johnny Herrera que poco tenía que hacer.

Pero ese relumbrón albo se quedó en una incidencia que, con el correr de los minutos, no volvería a repetirse. La U marcaba en todos los sectores de la cancha y los jugadores del Cacique no eran capaces de resolver bien frente a la urgencia. Una y otra vez perdían la pelota y el juego era completamente azul.

En el ataque de la U destacó desde temprano la presencia de Benegas, que ganaba seguido por arriba y a ras de piso era toda una pesadilla para Cáceres y Barroso. Ya a los tres minutos, y frente a la única falla de Villar en el partido, que salió mal a cortar el centro proveniente de un tiro de esquina, el ex ariete calerano había desviado por poco su cabezazo. Y a los 15, completamente destapado por el centro del área, eludió a Cáceres y su remate, tras rebotar en el paraguayo que fue al piso como último recurso, fue desviado providencialmente por Villar para que el balón se fuera a estrellar contra un vertical cuando la minoritaria hinchada azul ya celebraba la apertura de la cuenta.

Colo Colo no tenía la pelota. Era incapaz de prosperar en el terreno de juego. Sus jugadores eran permanentemente anticipados y carecían de claridad para darle el balón un buen destino. En ese juego destacó, y no para bien, el paraguayo Cáceres, un defensa que va bien arriba y que quita mucho, pero al cual nadie parece haberle dicho que sus compañeros son los que visten camiseta blanca.

Por esas cosas del fútbol, como se dice siempre, el gol lo encontró Colo Colo, y no el rival, que hacía los mayores méritos. Un violento foul de Osvaldo González sobre Paredes provocó un tiro libre que, servido por Vecchio, fue apenas desviado por la cabeza de Beausejour, desconcertando a Herrera y logrando que el balón ingresara como en cámara lenta junto a un palo.

En la reanudación, volvió a tenerlo la U. José Rojas desbordó en velocidad al paraguayo Cáceres y su centro, desde la línea de fondo, no pudo ser bien empalmado por Ubilla, que mandó el balón sobre la red lateral cuando las opciones de Villar eran mínimas.

Colo Colo casi no tenía presencia ofensiva. Llegaba poco y sin procurarse oportunidades claras. En los apuntes apenas aparecen un tiro de Valdés y otro de Martín Rodríguez, que se perdió desviado por el palo opuesto.

En los descuentos, fue nuevamente Villar quien privó a la U de un empate que ya era poco premio para sus afanes. Ubilla alargó hacia Martínez y el centro de este fue empalmado por Benegas anticipándose a Barroso. El paraguayo, sin embargo, volvió a repeler de forma espectacular.

Reanudado el encuentro en su segunda etapa, la U siguió siendo mejor y adueñándose por completo del partido. Villar volvió a ganarse los aplausos al desviar al córner una media chilena de Rubio y poco después tuvo que exigirse a fondo ante remate levemente elevado de Valencia.

La mejor oportunidad para haber encontrado mejor suerte, la U la dejó ir en el minuto 61. Barroso no pudo evitar tocar el balón con el brazo tras un tiro de esquina que los defensores albos no supieron resolver y el asistente de Gamboa, José Retamal, mucho mejor ubicado, marcó la pena máxima cuando ya habían pasado varios segundos de la incidencia.

Rubio remató a la izquierda de Villar y el paraguayo volvió a vestirse de héroe para desviar el disparo al tiro de esquina.

Claramente con sus líneas retrasadas, Colo Colo parecía querer defender como fuera la ventaja mínima. La pregunta era: ¿hasta cuándo? Porque la U cargaba la cancha hacia el área alba y el gol parecía que iba a llegar en cualquier momento.

Las oportunidades albas habían sido escasas y poco claras. Apenas un violento zurdazo de Beausejor, desviado, y un tiro libre de Vecchio que se había estrellado en la parte alta del travesaño.

El gol de la tranquilidad alba, sólo relativa, porque la U no estaba dispuesta a bajar los brazos, llegó en el minuto 82 en un contragolpe que, al cabo, resultó letal para las aspiraciones azules. Recuperó el balón Colo Colo en la mitad del terreno de juego y desde allí escapó el “Pajarito” Valdés para, a la entrada del área, y perseguido por dos defensores azules, ceder hacia un Paredes que llegaba completamente destapado.

Y el goleador albo, que frente a la U no falla, metió el zurdazo que, tras pegar en el vertical más alejado de la estirada de Herrera, llegó a las mallas ante la algarabía indescriptible del público albo.

No tuvo Colo Colo la oportunidad de tranquilizarse y administrar mejor la ventaja. Al minuto siguiente Valdés reclamó airadamente por un supuesto foul que Gamboa no cobró y se ganó sin transición la tarjeta roja.

Quedaban siete minutos, más los cinco de descuento que marcó el pito Gamboa. Pero aunque la U jamás cejó en su empeño de al menos descontar, Colo Colo se hizo fuerte, despejándola para cualquier lado y atesorando un triunfo que lo mantiene como principal candidato al título.

¿Injusto? Puede ser, por el fútbol que uno y otro expusieron. Pero esto es fútbol, donde no siempre gana el mejor ni el que hace los mayores méritos.

Colo Colo, al cabo, tuvo la contundencia necesaria para quedarse con los puntos y un arquero que atajó todo lo que tenía que atajar y mucho más.

Pormenores
Estadio Monumental.
Público: 34.300 espectadores.
Arbitro: Eduardo Gamboa.
COLO COLO: Villar; C. Rodríguez, Cáceres, Barroso, Gutiérrez; Baeza, Valdés, Vecchio (87´ Díaz); Martín Rodríguez (70´ Figueroa), Paredes (90+4´ Vilches), Beausejour.
U. DE CHILE: Herrera; Matías Rodríguez, O. González (46´ Magalhaes), Suárez, Rojas; Espinoza (85´ R. González), Martínez, Valencia; Ubilla (74´ Castro), Benegas y Rubio.
GOLES: Beausejor 36´ (cabeza) y Paredes 82´.
Tarjetas amarillas: en Colo Colo, Cáceres y Baeza. En Universidad de Chile, O. González.
Tarjeta roja: Valdés, a los 83´.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV