sábado, 16 de octubre de 2021 Actualizado a las 18:43

Opinión

Autor Imagen

Las incongruencias del proyecto de Ley de Identidad de Género

Las incongruencias del proyecto de Ley de Identidad de Género
El proyecto de Ley de Identidad de Género debiera aportar a evitar todas estas situaciones de discriminación y exclusión que sufren las personas trans a consecuencia de que su identidad no concuerda con lo dispuesto en sus documentos de identidad. Sin embargo, establece que, en el momento de realizar la solicitud ante el Registro Civil, se exige que la persona presente un certificado médico que acredite que tiene las condiciones psiquiátricas y psicológicas para presentar esta, patologizando a las personas trans, acreditando que deben estar “sanas” para poder acceder al reconocimiento de este derecho.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

El pasado 14 de junio, la Sala del Senado aprobó el proyecto de ley que reconoce y da protección al derecho a la identidad de género, despachándose a la Cámara de Diputados después de 4 años en primer trámite constitucional.

Actualmente, las personas trans se someten a la Ley 17.344, sobre cambio de nombre y apellidos, para poder acceder al cambio de nombre y sexo registral. Esta normativa no regula específicamente el derecho a modificar el componente sexo en los documentos de identidad, razón por la cual se ha convertido en una práctica común que los jueces oficien al Servicio Médico Legal para la realización de exámenes físicos y psicológicos, los que atentan contra la integridad y dignidad de las personas trans.

Los tribunales exigen, por regla general, que las personas trans se hayan intervenido quirúrgicamente, hormonado o sometido a cualquier tratamiento modificatorio de su apariencia para acceder al cambio de nombre y sexo registral. Esto constituye un atentado grave contra la integridad física y los derechos sexuales y reproductivos de ellas.

El reconocimiento de la identidad es el primer paso para que puedan ejercer, sin discriminación alguna, el derecho al trabajo, salud y educación. La mayoría de las mujeres trans se encuentran actualmente ejerciendo el comercio sexual, en virtud de que se les niega constantemente el acceso a un trabajo estable. De igual manera, existe un número considerable de estudiantes trans que desertan de la educación por el constante bullying que sufren.

Es por lo anterior que, desde el Frente Amplio, apoyamos la lucha de la comunidad trans por este derecho y rechazamos las constantes situaciones de discriminación y exclusión que sufren. Destacamos que el proyecto no contemple que la persona se haya intervenido para acceder al reconocimiento de su identidad de género y que esta solicitud se pueda realizar ante el Registro Civil en el caso de las personas solteras.

El proyecto de Ley de Identidad de Género debiera aportar a evitar todas estas situaciones de discriminación y exclusión que sufren las personas trans a consecuencia de que su identidad no concuerda con lo dispuesto en sus documentos de identidad. Sin embargo, establece que, en el momento de realizar la solicitud ante el Registro Civil, se exige que la persona presente un certificado médico que acredite que tiene las condiciones psiquiátricas y psicológicas para presentar esta, patologizando a las personas trans, acreditando que deben estar “sanas” para poder acceder al reconocimiento de este derecho.

Es por lo anterior que, desde el Frente Amplio, apoyamos la lucha de la comunidad trans por este derecho y rechazamos las constantes situaciones de discriminación y exclusión que sufren. Destacamos que el proyecto no contemple que la persona se haya intervenido para acceder al reconocimiento de su identidad de género y que esta solicitud se pueda realizar ante el Registro Civil en el caso de las personas solteras. Sin embargo, rechazamos que el proyecto aprobado por el Senado no contemple el derecho a la identidad de género de niños, niñas y adolescentes y, por el contrario, establezca la exigencia de un certificado médico para acceder al reconocimiento de este derecho. Esperamos que esto sea enmendado en la Cámara de Diputados.

Por último, el Frente Amplio rechaza cualquier iniciativa que busque limitar el ejercicio del derecho a la identidad de género, ya sea restringiendo la edad o estableciendo requisitos innecesarios, patologizar su identidad y establecer la posibilidad de que terceros se opongan al reconocimiento de esta.

  • El contenido vertido en esta columna de opinión es de exclusiva responsabilidad de su autor, y no refleja necesariamente la línea editorial ni postura de El Mostrador.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV