martes, 26 de marzo de 2019 Actualizado a las 12:19

Asegura que el instrumento reproduce “brechas y perpetúa inequidades” sociales

La eliminación de la PSU: la otra batalla de Roxana Pey que tiene en encrucijada al Cruch

por 28 julio, 2016

La eliminación de la PSU: la otra batalla de Roxana Pey que tiene en encrucijada al Cruch
El Mineduc le solicitó a la rectora de la Universidad de Aysén su renuncia, aunque no estableció razones algunas voces apuntan a que sería por su perfil crítico, principalmente al Crédito con Aval del Estado y a su permanencia en la Reforma a la Educación Superior. Otra de sus batallas la está dando al interior del Consejo de rectores, intentando que aprueben una nueva fórmula de acceso a la Universidad de Aysén, disminuyendo el valor de la PSU, prueba que según la rectora “refuerza el hecho de que estudiantes vulnerables que tienen habilidades, pero que no accedieron a todo el conocimiento, no entren en la universidad”.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

“El Ministerio de Educación ha solicitado la renuncia a la doctora y académica Roxana Pey”, de esta forma el Mineduc notificó a los medios de la posible salida de la rectora de la Universidad de Aysén.

En septiembre de 2015 la experta en el sistema de acreditación de la Educación Superior dejó su cargo como asesora del Mineduc para dar vida a una de las dos nuevas universidades estatales que habían sido comprometidas en el programa de la Nueva Mayoría y que hoy se muestran como una meta cumplida por el Gobierno de Michelle Bachelet, la Universidad de Aysén -que había sido parte del petitorio de las movilizaciones de 2011-.

Actualmente el proceso de generación de estatutos parecía estar en un punto clave, ya que estaba a la espera de que el Cruch, en la reunión de este viernes aprobara la propuesta de acceso que se establecería en la Universidad de Aysén y que aseguraría una nueva forma de ingreso para los estudiantes del año 2017.

Es por esta razón que la solicitud causó sorpresa entre los rectores. En un improvisado punto de prensa, tras la sesión del Consorcio de Universidades del Estado (Cuech), la rectora Pey se refirió a la solicitud de renuncia por parte del Mineduc. Señaló que había “sido notificada por una declaración del Ministerio”, explicó que se encontraba “analizando la solicitud con el equipo de la Universidad de Aysén” y también en “el seno del Cuech”, finalmente aseguró que “no voy a decir nada más hasta tener todo bien claro” y que este viernes respondería a la solicitud del ministerio.

Por su parte, el rector de la Universidad de Chile y presidente del Cuech, Ennio Vivaldi, dijo que “para nosotros ha sido muy sorprendente y lamentable” y aseguró que “no ha habido un diálogo -con el Mineduc- en el que se le hubieran hecho presente insuficiencias”. El rector explicó que Pey está en una situación especial, ya que aún no han sido publicados los estatutos de la universidad, pero que aún así “pareciera que hubiera una aplicación indebida” de la potestad gubernamental.

Ante la consulta de si la jugada del Gobierno podría significar un golpe para el Cuech, Vivaldi señaló que “golpes hemos tenido (...) ¿Qué rectores de universidades Estatales han sido removidos? Hay una historia pero en otro momento del país”.

Finalmenete enfatizó en que no cree que la rectora Pey “vaya en línea divergente” del Gobierno, ni que “haya obstaculizado nada”. Esto, debido a algunas voces que aseguran que su posible salida correspondería a su falta de alineamiento con el Gobierno. Cabe recordar que a partir de su nombramiento cultivó un perfil crítico y una propuesta que ha sido calificada como “innovadora” en cuanto al marco normativo de la institución de educación superior.

A principios de marzo aseguró que el Crédito Aval del Estado había convertido al “Estado es simplemente una caja pagadora a los privados”. Además criticó a la reforma a la Educación Superior, en una columna en el diario regional El Divisadero, Pey aseveró que la mantención del CAE en la reforma era una muestra de que se mantenía “el mercado de la educación superior”, hasta en los últimos días se la ha visto respaldando públicamente la demanda por el fin de las AFP, principalmente a través de su cuenta de Twitter.

La batalla contra la PSU

La Doctora en Ciencias con mención en Biología Celular de la Universidad de Chile dejó su rol en el Mineduc para cumplie con la misión de cimentar un proyecto para la Universidad de Aysén, y junto con esto darle cuerpo a sus estatutos, los que parecían proponer una nueva lógica de marco normativo, acceso a las instituciones de educación superior y gobierno universitario.

La propuesta que había sido expuesta a la Ministra Adriana Delpiano, y a nivel de gobierno universitario incluía un Consejo Social, un Senado Universitario, un Consejo para el Aseguramiento de la Calidad y un Consejo Universitario, todas orgánicas en las que sus integrantes tienen derecho a voz y voto, hasta habría la posibilidad de la elección de autoridades unipersonales -incluída la Rectoría- con voto triestamental.

Pero la apuesta de la Universidad de Aysén no sólo innovó en materia de institucionalidad. El acceso también es un eje fundamental de la propuesta estatutaria. Con el fin de terminar con el Sistema Único de Admisión (SUA) y la Prueba de Selección Universitaria (PSU) -que según la reforma debería ser modificada por el Cruch-, el equipo de la rectora propone una nueva ponderación de ingreso.

Esta incluye “una bonificación del 20% respecto del ​promedio del puntaje de las pruebas de lenguaje y matemáticas, para los estudiantes de la región que postulen a la Universidad de Aysén”, además del “aumento de la ponderación del Ranking de notas ​(60%) ​sumado a las Notas de Enseñanza Media (NEM) ​(10%)”, lo que significaría “un cambio profundo” al modelo de admisión chileno para las universidades estatales y además, podría disminuir la matrícula de otras instituciones cercanas a la región, ya que serían absorbidas por la Universidad de Aysén, indican cercanos al proceso.

Según la rectora las particularidades de “los jóvenes que viven en regiones, en particular en regiones extremas como la de Aysén”, no se ven reflejado en instrumentos como la PSU, debido a que esta prueba “no mide logros académicos, ni habilidades o aptitudes para entrar, permanecer y terminar estudios en la educación superior”, por lo tanto, reproduce “brechas y perpetúa inequidades, situación que claramente desfavorece a algunos”, señaló.

La Rectora Pey señaló que el SUA y la PSU “son instrumentos que inevitablemente serán revisados y modificados, pero no podemos esperar a que ello ocurra y mientras permanecer pasivos frente a los jóvenes que serían marginados el 2017 si no tomamos medidas inmediatas”.

Pey agregó que “no es lo mismo estudiar en Melinka que hacerlo en Coyhaique, de la misma manera que no es lo mismo vivir en Santiago que en Coyhaique. Y la PSU no hace esa diferencia, por el contrario, refuerza el hecho de que estudiantes vulnerables que tienen habilidades, pero que no accedieron a todo el conocimiento, no entren en la universidad”.

La propuesta fue presentada en la última sesión del Consejo de Rectores de Chile, realizada en la ciudad de Talca el pasado 30 de junio, tras ser discutida pasó al Comité Ejecutivo del Consejo la semana pasada. Pero, al parecer la propuesta no ha tenido una discusión fluida y ha tenido uno que otro detractor al interior del Cruch, “aún estamos a la espera de una respuesta definitiva de parte de los rectores”, señaló la rectora, antes de ser notificada por el Mineduc.

La propuesta debía ser votada este viernes en una nueva sesión del Cuech, lo que podría verse postergado tras la solicitud del Mineduc.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV