lunes, 22 de julio de 2019 Actualizado a las 01:18

PAÍS

Palma Salamanca y su condición de refugiado en Francia: "No importa que los gobiernos cambien, porque es una protección para toda la vida"

por 11 febrero, 2019

Palma Salamanca y su condición de refugiado en Francia:
El ex frentista fue uno de los involucrados en el asesinato del ex senador UDI, Jaime Guzmán, delito por el cual fue condenado a la cárcel. Pero su vida daría un vuelco a partir del 30 de noviembre de 1996, día en el que se fugó de la cárcel. Además comentó su paso por el Frente Patriótico Manuel Rodríguez: "En el atentado a Pinochet los que participaron fueron combatientes sin gran preparación, gente de poblaciones, como el Víctor Díaz, que también vive acá en París. Muchos de ellos están aquí porque hicieron el proceso de asilo a finales de los 90. Participó Ramiro y su amigo Mauricio Arenas Bejas, al que le decían ‘El Lobo’ y que murió de cáncer en Argentina. En fin, una generación formada más bien en Chile".
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

El 23 de enero pasado, el ex frentista Ricardo Palma Salamanca, celebró el dictamen de la Corte de Apelaciones de París, que rechazó la solicitud de extradición por parte de Chile. "Soy hombre libre desde 1996, desde que escapé de las cárceles del Estado volando junto a tres hombres más", comentó en su momento. 

El ex frentista fue uno de los involucrados en el asesinato del ex senador UDI, Jaime Guzmán, delito por el cual fue condenado a la cárcel. Pero su vida daría un vuelco a partir del 30 de noviembre de 1996, día en el que se fugó de la cárcel. 

Este lunes, en entrevista exclusiva con The Clinic, Palma Salamanca habló sobre su condición de refugiado en Francia, una protección que -aseguró- es para toda la vida. "No importa que los gobiernos cambien, porque es una protección para toda la vida", dijo. 

En la conversación, el ex frentista aclaró que no puede referirse a los hechos concretos que competen a sus causas. 

Su paso por el FPMR

En la entrevista, Salamanca también comentó su paso por el Frente Patriótico Manuel Rodríguez: "En el atentado a Pinochet los que participaron fueron combatientes sin gran preparación, gente de poblaciones, como el Víctor Díaz, que también vive acá en París. Muchos de ellos están aquí porque hicieron el proceso de asilo a finales de los 90. Participó Ramiro y su amigo Mauricio Arenas Bejas, al que le decían ‘El Lobo’ y que murió de cáncer en Argentina. En fin, una generación formada más bien en Chile". 

A ello, agrega los conflictos entre quienes se formaban al fragor de las luchas al interior de Chile y los que venían de experiencias de guerras en el exterior, ya sea El Salvador, Nicaragua y unos pocos en Vietnam. 

Aseguró que a partir de cierto momento se dejó llevar por las situaciones y por los lazos personales, porque ya no había ninguna razón real ni política para proseguir con esa militancia. "Ya para el plebiscito la lucha armada no tenía ningún sentido, porque el país se había ido en otra dirección. Desde 1987-88 el FPMR quedó huérfano y empezó a desarrollar lo que Pellegrin llamó la Guerra Patriótica Nacional (GPN), que al final era un pastiche de experiencias guerrilleras de todo el mundo. Nada novedoso, en realidad. Consistía en establecer campos de guerra y un ejército en la montaña. Entonces sucedió el plebiscito y todos estábamos seguros que ganaría Pinochet y que sería un fraude. El que ocurriera algo distinto desarticuló enteramente el panorama. Para lo que no sucedió es que estaba preparada la irrupción de la GPN, con la toma de unos poblados que se hicieron en el sur, donde justamente muere Pellegrin", sostuvo a The Clinic. 

Su desencanto con el Partido Comunista

Por otra parte, Palma Salamanca también mostró su desencanto con el Partido Comunista (PC). Incluso, tildó a la ideología como "intolerante y autoritaria". 

"Esa cosa cerrada y obtusa de los comunistas es muy dura. La detesto. Es ideológicamente intolerante y autoritaria. Muchos de quienes se sumaron a su causa, estaban movidos por buenos sentimientos, pero el partido los utilizó. Yo terminé con todo eso hace mucho tiempo", dijo. 

También comentó que "los chilenos de aquí son bien comunistas y absorbentes. Me han acompañado y apoyado mucho, es cierto, y se los agradezco, les debo mucho, pero me agarraron de Patito Donald, de causa perdida y llorona. Después del 23, cuando me dieron la protección definitiva, nos fuimos a un bar para tomar algo.Eran muchos, y se pusieron a gritar consignas del Frente Patriótico. ¡Yo no lo podía creer! ¡Los pelos se me erizaban!"

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director

¿Y la música cuándo?

Envíada por Miembros de la Asociación de Directores de Educación Musical | 19 julio, 2019

Cartas al Director

Noticias del día

TV